Una inspiración deliciosa en La Musa Latina

0
76

IMG_7914Los tiempos cambian y la forma de comer también. Los restaurantes evolucionan al ritmo de la sociedad y nos encontramos cada vez con cartas más amplias y variadas, llenas de comida exótica y diferente destinada a alterar nuestros sentidos. Surgen constantemente modernos establecimientos que poco a poco van llenando la capital de ambientes tranquilos y agradables, que elevan al máximo la experiencia. Es el caso de La Musa Latina, donde comer es toda una inspiración.

El Grupo La Musa lleva en Madrid desde 1995 y cuenta ya con más de 5 establecimientos con personalidades diferentes. Su filosofía es “que la inspiración nos pille comiendo” ya que entienden el acto de comer como algo más que sentarse ante un plato. Esta idea da lugar a la creación de espacios creativos y únicos, que acogen cariñosamente al comensal invitándole a relajarse y disfrutar.

La Musa Latina es uno de ellos. Situada en el madrileño barrio de La Latina (Costanilla de San Andrés, 12), se caracteriza por tener dos espacios diferenciados; el primero posee un ambiente más informal, para tomar cañas y tapas, el segundo es el destinado a las cenas. Opera aquí un ambiente más íntimo y relajado, adornado con una luz baja que proviene de unas bonitas lámparas de hierro. La pared principal repleta de césped verde domina la escena, contribuyendo a la creación de esta aura diferencial en la que se busca la inspiración. La planta de abajo del restaurante tampoco se queda corta, formada por diferentes espacios de estilo vintage es muy apropiada para reuniones con amigos.

Dip de pizza margarita líquida
Dip de pizza margarita líquida

El cuidado por la decoración no deja de lado la comida, formada por platos típicos presentados de manera diferente o por nuevos y únicos, al estilo propio de La Musa. La carta, que se puede consultar online, se presenta en forma de periódico repleta de tapas frías y calientes, donde destacan especialmente la famosa Bomba y las deliciosas empanadillas japonesas. También hay tapas BBQ y dulces; además de los cucuruchos y dips, que contienen desde tempura de langostinos y aguacate hasta pizza líquida o chili con carne. Las cantidades dependen del plato escogido, pero lo normal sería quedar satisfecho con unas 2 o 3 tapas por persona aproximadamente.

Acompañan a la comida una gran variedad de bebidas, cervezas, vinos, licores, cafés y tés. Pero aquí no acaba todo, La Musa cuenta también con una carta de desayunos y meriendas. Todo ello unido a una música fuerte pero agradable y a un servicio simpático y correcto, en busca de ofrecer algo ameno, novedoso y de calidad.

Imágenes de Raquel Rero

Dejar respuesta