Un debut con incertidumbre; dos ausencias notables

0
102
Rafael Nadal (27) debuta esta tarde frente a Juan Mónaco. Foto: Mutua Madrid Open
Rafael Nadal (27) debuta esta tarde frente a Juan Mónaco. Foto: Mutua Madrid Open

El vigente campeón regresa a la capital envuelto en dudas: no es capaz de desplegar su mejor juego, no encuentra hilo argumental para explicar el primer tercio de temporada y ha caído en los dos últimos torneos, Montecarlo y Roma -dos de sus favoritos-, en cuartos de final. El número uno mundial asume las derrotas como prólogo de la recuperación y tiene en Madrid una nueva oportunidad para ratificar su condición de eterno rey de la arcilla.

La altitud de Madrid sobre el nivel del mar, alrededor de 600 metros, ha sido una de las claves manidas para que la ‘Armada’ eludiera jugar en la capital sus eliminatorias de Copa Davis en la última década, prolífica en ensaladeras. Ciudades como Sevilla y Barcelona siempre contaron con el favor de los tenistas españoles, especialistas consumados en tierra. El asunto de la elevación de la meseta, y del bote y la velocidad de la pelota, fue recurrente en la previa de la pasada edición. El protagonismo de la cifra, que ocupaba un lugar preeminente hace año, ha desaparecido.

Sendas derrotas en los cuartos de final de Montecarlo y Barcelona, dos de las citas que han llevado al balear al trono de la tierra batida, han abierto el debate sobre el juego del zurdo. El propio Nadal, que sugiere sin ambages que los partidos frente a David Ferrer y Nicolás Almagro pudieron haber caído de su lado, es consciente de su condición menos óptima. “Las derrotas a todos generan dudas”, dijo el líder del ránking ATP el pasado domingo. En la misma rueda de prensa insistió, como si de un axioma infalible, en las virtudes que florecen tras cada revés.

Nadal incide en el binomio “caer y levantarse” como recurso para recuperar las sensaciones positivas y encadenar una racha de juego y resultados acorde con su historial. El físico, disminuido por diferentes dolencias a lo largo de su carrera, tampoco parece la primera de las preocupaciones. El envoltorio que rodea su estreno en la capital (ante el argentino Juan Mónaco) sólo abarca cuestiones deportivas. Según pasen las jornadas se irá descubriendo qué esconde. Despejan el camino del poderoso zurdo dos sonadas ausencias y varias eliminaciones de cierta entidad en los primeros días de competición.

Dos grandes campeones renuncian

Ni Novak Djokovic ni Roger Federer disputarán la presente edición del Mutua Open. El tenista serbio, campeón en 2011, anunció durante el fin de semana su negativa a concurrir en la capital. Una lesión en la mano, que lleva aquejando al número dos mundial en las últimas semanas, será la razón de su ausencia. El suizo, por su parte, comunicó ayer la decisión. El nacimiento de su hijo ha imposibilitado el viaje del alpino hasta España. Federer conquistó el trofeo Ion Tiriac en 2006, 2009 y 2012.

Las dos bajas diluyen el nivel del evento. Nadal, el héroe local, ha escrito las páginas más bellas de su palmarés en épicos duelos contra los ausentes. El trío domina el tenis mundial desde hace una década. La noticia empaña el devenir de una competición de la que pueden emerger protagonistas inesperados. El cóctel que forman las renuncias, la altitud y la falta de un dominador claro en el inicio de temporada abren el abanico hacía nombres menos habituales. Los Stanislas Wawrinka, Grigor Dimitrov, Kei Nishikori y Thomas Berdych apuntan muy alto. La ‘Armada’ prepara la batalla contra la legión extranjera.

Dejar respuesta