"Te quiero, tío" y las amistades peligrosas

0
256

Te quiero, tio, es una comedia norteamericana que nos cuenta la historia de Peter Klaven (Paul Rudd), un exitoso agente inmobiliario, que acaba de comprometerse con la mujer de sus sueños (Rashida Jones), pero se siente mal porque se da cuenta de que no tiene ningún amigo para ser su padrino de boda. Peter decide entonces poner remedio a esta situación realizando una serie de citas, ciertamente algo extrañas, con individuos de todo tipo hasta conocer a Sydney Fife (Jason Segel), con quien se siente a gusto de inmediato y se convierte en su mejor amigo. Pero mientras más crece la amistad entre ellos, la relación de Peter y su prometida sufre hasta que él se ve obligado a escoger.
A pesar de que las críticas sitúen a esta comedia en buena posición, para mi es una más de tantas. El argumento en algunas ocasiones se queda cojo y hay muchas escenas en las que no estaría de más haber profundizado para encontrarle un sentido al hilo argumental. No podían faltar chistes algo obscenos, las típicas reuniones de amigas en las que critican a sus propias parejas y las discusiones que provocan una situación de inseguridad días antes del gran día.

Con estas características podemos apreciar que este film no nos muestra nada nuevo, pero no todo va a ser malo. Aunque es una comedia, deja entrever algunos mensajes, como por ejemplo, que una amistad está por encima de muchas cosas y el hecho de tener una pareja no es incompatible con la amistad, pues el protagonista, en este caso, siempre ha estado muy volcado con todas las novias que ha tenido y no ha pensado nunca en sus amigos y de ello se da cuenta cuando se va a casar, pues no tiene ni amigos para celebrar su despedida. Además, nos muestra que los prejuicios a la hora de conocer gente no son buenos. La pena es que no se haya profundizado más en esto y sólo se aprecie de refilón pasando casi desapercibido.

Si no hay un plan mejor, puedes pasar un buen rato viendo esta película, pero no te va mostrar nada que no hayas visto en cualquier otra comedia americana.

Fuente texto:
Belén del Hoyo Martín
Fuente imagen:
El Séptimo arte (http://www.elseptimoarte.net)

Dejar respuesta