Presidenciales en Polonia: sorprendente primera vuelta

0
165

El pasado domingo 10 de mayo comenzaban las elecciones presidenciales en Polonia. Los colegios electorales abrieron sus puertas ese día para la primera vuelta. Once eran los candidatos que aspiraban al cargo.

15252986099_325c188551_zLas encuestas apuntaban la victoria de el liberal Bronislaw Komorowski (miembro de Plataforma Ciudadana, PO en siglas polacas) con un 40% de los votos. Siguiéndole de cerca con el 30% se situaría Andrzej Duda (del partido nacionalista conservador Ley y Justicia, PiS en siglas polacas). Los sondeos también veían posible una irrupción de fuerzas políticas antisistema con Pawel Kukiz como representante, éstos obtendrían un 10% de los votos y se convertirían en el tercer candidato más votado. Si esto sucediese habría una segunda vuelta prevista para el 24 de mayo, en la que las encuestan también dan por ganador a Bronislaw Komorowski. Komorowski renovaría mandato pues fue elegido en 2010.

Para estos comicios la Comisión Electoral polaca aseguró la presencia de 100 observadores internacionales. Los más de 26.000 centros de votación de este país, con alrededor de 38 millones de habitantes y cerca de 31 millones de electores, cerraron a las 19:00 horas. La Comisión Electoral polaca anunció al día siguiente los resultados definitivos de la primera vuelta, que contra todo pronóstico dieron la victoria al conservador Duda. El líder de Ley y Justicia consiguió el 34,76% de los votos, mientras que el liberal Komorowski, se hizo con el 33,77%.

Los candidatos volverán a batirse en una segunda vuelta el 24 de mayo, ya que ninguno de los dos logró superar el 50% de apoyos necesario para proclamarse Jefe de Estado. Tanto Ley y Justicia como Plataforma Ciudadana saben que quien gane las presidenciales del próximo 24 de mayo partirá como favorito para repetir victoria en las legislativas.

Sin embargo, las encuestas no sólo se equivocaban con los dos partidos políticos mayoriatarios, sino que la tercera fuerza política ha sido la liderada por Pawel Kukiz con un 20,80% de los votos (más del doble de lo esperado). 

La escasa afluencia de votantes a las urnas ha sido protagonista en esta primera ronda, y la participación se situó en el 48,96%, lo que supone un retroceso respecto a comicios anteriores. Ni la mitad de la población ha asistido a las urnas, sin duda una situación preocupante de la que se deben hacer cargo los políticos del país. Pues de ellos depende que el pueblo crea y confie en su propia democracia.

Dejar respuesta