Ser español ya no es una excusa, es una responsabilidad

0
152

En los últimos años se ha producido un importante cambio en el deporte español. Ese cambio viene motivado por la aparición de una serie de deportistas que se han olvidado de los viejos complejos del deporte español para cambiar la historia e ilusionar a todo un país. El año 2008 ha servido para ratificar ese cambio y demostrar que España es un país que respira un gran momento deportivo. De una vez por todas, los deportistas españoles han dejado atrás el victimismo y el derrotismo para convertirse en ganadores.

Antes de entrar en materia me gustaría dejar claro que no pretendo con este artículo para nada hacer apología nacionalista ni nada por el estilo pero sí valorar el buen momento que vive el deporte de nuestro país. Hace unos meses, la marca Nike sorprendía con una original campaña publicitaria en España que tenía como protagonista al catalán Pau Gasol. En los cincuenta segundos que dura el anuncio, el pívot de Sant Boi lanza un mensaje a la afición española que finaliza así: “Está bien conseguir que tu país te admire, pero es mucho mejor que el mundo admire a tu país”. Esta frase gustará más a unos que a otros pero lo cierto es que no dejó indiferente a nadie. La verdad es que la decisión de realizar un anuncio que, además lleva como lema: “ser español ya no es una excusa, es una responsabilidad” está muy relacionada con el profundo cambio de mentalidad que se ha producido en el deporte español. Los dos pioneros en ese cambio de mentalidad fueron el tenista Rafael Nadal y el piloto de Fórmula 1 Fernando Alonso. Éste último consiguió adjudicarse de forma consecutiva dos campeonatos mundiales (2005 y 2006) arrebatando de ese modo la supremacía al “mejor piloto de todos los tiempos” Michael Schumacher. A pesar de que el asturiano no atraviesa su mejor momento nadie duda de que volverá a luchar en próximas temporadas por recuperar el trono de la Fórmula 1.

El caso de Rafael Nadal es, si cabe, más admirable. El manacorí ha demostrado que, con mucho esfuerzo, se puede llegar a ser el mejor. Bueno con esfuerzo y una gran calidad tenística. Éste tenista de 22 años (3 de junio de 1986) admiró a todos en 2005 cuando consiguió el prestigioso torneo parisino de Roland Garros tras imponerse en semifinales al gran Roger Federer. Y tras 2005 llegaron 2006 y 2007, años en los que Rafa Nadal se consagró como el segundo mejor tenista del mundo. Pero sí, ha de decirse con orgullo porque por encima de él sólo estaba el inalcanzable Roger Federer. Y en 2008 llegó lo que algunos preveían pero no muchos esperaban. El tenista español ha logrado en este año encaramarse a lo más alto del tenis mundial tras un año glorioso en el que ha conseguido, entre otros, los torneos de Roland Garros, Wimbledon, Hamburgo o la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Pekín. Además Nadal ha sido galardonado con el Premio Príncipe de Asturias del Deporte de 2008. Y todo ello sin olvidar  sus inicios y sus tiempos de anonimato mostrando en todo momento una gran dosis de humildad, algo que escasea en los tiempos actuales.

También 2008 ha sido el año del ciclismo español. El abulense Carlos Sastre ganador del Tour de Francia, el madrileño Alberto Contador del Giro de Italia y de la Vuelta a España y el asturiano Samuel Sánchez de la prueba en ruta de los Juegos Olímpicos de Pekín. Todo un éxito.

Y también ha sido el año de los deportes de equipo. Nuestra selección campeona del mundo de baloncesto no pudo conseguir la medalla de oro en Pekín pero plantó cara al “Dream Team” de Estados Unidos en una de las mejores finales que se recuerdan. La medalla de plata no nos debe saber tan mal. La selección de balonmano logró el bronce en Pekín y la de Hockey Hierba la plata. Pero si hay una selección digna de mencionar en este año 2008 es la de fútbol. De una vez por todas se rompió con el oscuro pasado y lograron enganchar a todo un país. Fue durante la pasada Eurocopa que consiguieron adjudicarse tras derrotar a Alemania (1-0) en la final. La selección dirigida por Luis Aragonés maravilló a toda Europa con un juego vistoso a la vez que efectivo. La página web de la UEFA decía lo siguiente sobre nuestra selección: “Si España siempre ha tenido el talento necesario para ganar un gran torneo, como así lo acreditan sus excelentes resultados en categorías inferiores, por lógica debe haber existido alguna diferencia clave en el éxito de la selección española que ha deslumbrado en la UEFA EURO 2008”. El juego que despliega el equipo español desde la Euro 2008 nos hace ser muy optimistas de cara al siguiente gran reto: el Mundial de Sudáfrica del año 2010, sin olvidar la Copa Confederaciones del próximo verano. Qué lejos parece quedar esa selección que parecía que nunca iba a pasar de cuartos de final en una gran competición.

En definitiva, 2008 ha sido un año espectacular para el deporte español y además, las previsiones para años venideros son muy halagüeñas. Los Gasol, Nadal, Contador, Alonso, Casillas y compañía prometen seguir dando espectáculo y a partir de ahora saldrán a competir sabiendo que “ser español ya no es una excusa, es una responsabilidad”.

Fuentes del texto:
Campaña de Nike: Ser español ya no es una excusa, es una responsabilidad
http://www1.es.uefa.com/news/kind=1/newsid=730623.html#espana+cambio+mentalidad
Fuentes de la imagen:
http://
marketing.blogs.ie.edu/archives/espa%F1ol_org

1 Comentario

Dejar respuesta