Semana de protesta ciudadana en la capital

0
124

Madrid ha acogido durante los últimos días varias manifestaciones, siendo dos de las más destacadas las celebradas el sábado en contra del fascismo y en oposición a las políticas del Gobierno.

Semana de Manifestaciones

Al menos un centenar de personas hacían su entrada a las 19:45h de ayer a la Puerta del Sol accediendo por la Calle Carretas y al grito de “Madrid será la tumba del fascismo”. Los encabezaba una pancarta que leía “Frente al fascismo y la represión: organización en los barrios”, frase que fue el lema de las ya finalizadas Jornadas Antifascistas 2013 y a la que acompañaron carteles con enunciados como “Fascismo = Crimen!” y “Aznar, fascista, crió fascistas”. Transcurrida media hora y tras haberse encendido una bengala un portavoz daba las gracias por megáfono a todos los asistentes y daba por concluida así, sin incidentes, la protesta que se había iniciado en Atocha a las seis de aquella misma tarde.

La marcha, convocada por la Coordinadora Antifascista de Madrid, fue la última actividad de las Jornadas promovidas por el mismo grupo y que comenzaron a finales del mes de octubre. En ellas se incluía un total de diez charlas y unas tres manifestaciones los días 9 de noviembre en Canillejas, día 20 en las distintas Universidades y, finalmente, el día 23 en el centro de la ciudad. La Coordinadora la componen varias organizaciones, algunas de cuales son Izquierda Castellana, Iniciativa Comunista y Bukaneros. Estos últimos participaron activamente en la manifestación y se hicieron visibles al llevar su nombre escrito en una pancarta de varios metros de longitud.

El pasado miércoles, aniversario del fallecimiento de Primo de Rivera y del dictador Franco, tuvo lugar la ya citada protesta de estudiantes en Ciudad Universitaria que, convocada por el Bloque Antifascista Estudiantil, hacía un llamado a la participación juvenil en carteles que leían “Fuera fascistas de la universidad”. El carácter pacífico del encuentro concluyó a la vez que finalizaba la movilización, ya que fue entonces cuando un grupo de alrededor de cuarenta estudiantes de ultraizquierda irrumpieron en la Facultad de Derecho de la Universidad Complutense e hirieron a al menos cinco jóvenes, causando también destrozos materiales.

De mayor afluencia fue la manifestación de ayer en contra de las políticas del Gobierno de Mariano Rajoy, para la cual se unieron en protesta miles de españoles en diferentes partes del país expresando su temor a perder la sanidad pública y criticando aspectos como la alta tasa de desempleo. Asistieron sindicatos y partidos de izquierdas y hubo un amplio despliegue de pancartas y banderas republicanas así como de organizaciones sindicales. Al mismo tiempo, en torno a las 12 del mediodía, se descolgaba en el edificio Plaza de España una pancarta de 315 metros cuadrados, obra de tres activistas de Greenpeace en protesta por la futura Ley de Seguridad Ciudadana que prohíbe entre otras cosas manifestarse ante el Congreso.

Esta semana, que parece haber estado marcada profundamente por la protesta ciudadana, tan sólo ha sido un reflejo más de la enorme disconformidad de los españoles con muchos aspectos políticos y sociales. El pasado miércoles centenares de estudiantes se manifestaban por la educación y desde hace más de una semana son miles los que se muestran indignados por la liberación de varios etarras encarcelados. Puede afirmarse que las manifestaciones seguirán sucediéndose, cada vez con mayor asiduidad y con mayor urgencia por cambiar las cosas que tanto preocupan a los ciudadanos de este país.

Dejar respuesta