Ríos de sangre corren tras la “Posesión Infernal”

0
116

Mañana ya es viernes, día de estrenos, y con él  llega a nuestras pantallas de cine Posesión Infernal (Evil Dead) de Federico Álvarez, un remake del clásico original, cuyos ingredientes principales son sangre, tensión y sustos.cartel posesión infernal

Mía (Jane Levy) y David (Shiloh Fernández) se reúnen en una cabaña en Tennessee para descansar con tres amigos y desconectar del mundo. Mía, que estaba con el síndrome de abstinencia por haber dejado de tomar antidepresivos, accede a ir a este lugar para curase con la ayuda de su hermano y sus amigos. Pero todo cambia cuando se encuentran con un misterioso libro lleno de inscripciones, que resulta estar embrujado por el Diablo. Uno de los chicos empieza a leerlo sin darse cuenta de que esta acción conlleva el hecho de desatar una fuerza misteriosa y muy peligrosa. El demonio que habita en el libro se adueña del cuerpo de Mía y ésta empieza a ver y oír cosas extrañas. Ninguno de sus amigos la cree, hasta que esa fuerza toma el control del cuerpo de la protagonista y empieza una de las matanzas más salvajes que se hayan visto.

El argumento de esta película, si bien está basado en la historia original, carece de sentido, los sucesos comienzan muy deprisa, como si quisieran acabar enseguida,  sin pararse en los detalles que explicarían ciertos puntos del filme. Además, hay momentos en los que la narración de la película se podría identificar más con El exorcista que con Posesión Infernal, llegando a descolocar a los espectadores. La mayor parte de los sobresaltos que pretendían generar tensión lo hacen, pero algunas veces ese exceso de sustos puede hacer que sea repetitivo. Los estereotipos de los personajes que aparecen son los clásicos en una película americana: la chica buena, la loca, la inteligente, el que desata el oscuro poder y el chico guapo. Sus interpretaciones tampoco son las mejores, pero hay que decir que la de Jane Levy es la que mejor trabajada está.

Por otra parte, hay que mencionar también que ni la iluminación, música o fotografía son los elementos más destacados de la cinta. Toda la película tiene un tono bastante oscuro, que aunque debe ser así para que tenga sentido con lo que narra en el filme, puede resultar innecesario en algunas ocasiones.

En conclusión, si lo que se pretendía era hacer un homenaje a su predecesora, se ha conseguido destruir la esencia de esta historia y es muy probable que los amantes de su título original salgan decepcionados del cine.  Sin embargo, si se prefiere una película gore donde la tensión abunda y donde no se espere encontrar nada más, está será su película.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=PnRTMcMG5WY[/youtube]

 Imágenes y tráiler:  Sony Pictures Entertainment

Dejar respuesta