¡Queremos más microondas!

0
214

Después de las clases de la mañana de un día cualquiera, me dispongo a comer en la cafetería de la facultad, puesto que no podía irme a comer a casa. Aprovechando que el día anterior me sobró pasta, decido llevármela en un túper para comer. Cuando me acerco, comida en mano, al microondas, me encuentro con una fila de unas seis personas, en la misma situación que yo, aguardando su turno para calentar su almuerzo. Espero pacientemente, y cuando me toca, después de unos 15 minutos, meto el recipiente el tiempo mínimo para que, al menos, se caliente lo suficiente y de paso no retrase demasiado al resto de compañeros hambrientos.

Tuve suerte: hay días que se tarda más, según amigos míos que, por motivos de clases o de prácticas, no puede volver a casa. En mi rutina quedarme a comer en la universidad es algo ocasional, y traerme la comida de casa es ya excepcional, pero reconozco que la situación de los que deben quedarse allí todos los días es bastante penosa. Empezando por que, en una facultad que fácilmente puede aglutinar a 8.000 o 10.000 personas, no es de recibo que sólo haya un microondas que, debido al continuo uso, ya no calienta como es debido (sin mencionar la suciedad, puesto que siempre hay algún “guarrete” que no tapa el recipiente, con los consecuentes salpicones a las paredes del aparato). Además mucha gente sólo tiene una hora entre clase y clase para comer, o a veces ni siquiera eso, y si se quiere comer “caliente” y con comida casera, toca armarse de paciencia o bien engullir como un pavo una vez que logras llevarte caliente tu túper. Eso, cuando no ves cómo hay algunos que, ni cortos ni perezosos, se traen pizzas o canelones para hacerlo allí mismo (sabiendo que en el microondas, pueden tardar unos 6-8 minutos), retrasando y crispando los nervios a más de uno, máxime con el estómago vacío.

Y si la situación era ya difícil, algún gracioso se ha propuesto complicarla más: el pasado lunes 27 el aparato en discordia aparecía con el cristal roto, con lo que mucha gente tuvo que comer frío lo que se había traído, o bien comprar algún bocadillo. Así, el alumnado lleva una semana sin poder calentar nada, con la incomodidad que supone.

La solución es aparentemente sencilla: más microondas. Al menos, uno o dos aparatos más, como ocurre en algunos otros lugares como en Historia o Medicina, donde hay al menos tres, con lo que ello supone de rapidez y comodidad. Otra solución, como me dijo un camarero de la cafetería (que por cierto, no es la responsable del cacharro en cuestión, sino que depende del Decanato su compra) sería habilitar una zona con mesas y microondas en algún lugar del edificio, como la 2ª planta del edificio antiguo, o las de la entrada. Además, todos sabemos que hoy en día uno de estos electrodomésticos no sale por más de 60-90 euros.

Así las cosas, los propios alumnos han decidido pasar a la acción, y están recogiendo firmas en el lugar donde está colocado el actual microondas, para pedir que se compren más, puesto que parece que nadie hace nada. Ya hay unas cuantas hojas llenas de nombres y apellidos de hambrientos alumnos eternizados en las esperas para calentar la comida. Además, algún alumno o alumna lo ha denunciado, a ver si así alguien se da por aludido, en una carta al director en el periódico 20 Minutos, que salió publicada el jueves 23 y que está así mismo pinchada en la cafetería, junto a las hojas de firmas.

Espero que con estas líneas, quien sea competente dentro del organigrama administrativo de la facultad se dé cuenta de la situación y ponga remedio; más si cabe ahora que el que tenemos está fuera de servicio. Muchos alumnos de 4º, y sobre todo de 5º, comen a diario para poder compatibilizar clases y trabajos de prácticas en medios de comunicación, y sería de agradecer un gesto hacia los alumnos que salen de casa por la mañana temprano y no regresan hasta bien entrada la tarde o la noche. Al menos, podrán comer “comida de mamá”, que siempre ayuda a sobrellevar este ritmo de vida del estudiante-becario, pero este ya es harina de otro costal.

Fuente imágenes:
http://birinet.com.br/lojavirtual/images
http://www.cadcc.cl/galerias

Dejar respuesta