Peachy Joke: “Cantamos en inglés y usamos la guitarra eléctrica, así es como se hace el rock”

1
276

Junto con los madrileños Caramel Apple, Peachy Joke se presentó en el Costello Club de Madrid para ofrecer una cuidada selección de temas de sus álbumes Kindergarten’s Flight, Asian Tiger Mosquito y el más reciente, The Papas and the Mamas. La Huella Digital tuvo el placer de entrevistarlos para poder conocer a Peachy Joke más en profundidad.

Peachy JokeEl pasado 13 de diciembre Peachy Joke ofreció un enérgico espectáculo en la sala Costello de Madrid. Estos cuatro músicos de Tolosa establecidos en Barcelona llenaron el lugar de un rock puro pero insólito al mismo tiempo.

Peachy Joke, compuesto por Lemy (voz y guitarra), Lou (voz y guitarra), Gere (teclado y armónica) y Bop (percusión) suenan bien en el disco, pero para verdaderamente captar la esencia de este grupo es necesario presenciarlos en directo. Guitarras, armónica, teclas, percusión y voz crearon un ambiente capaz de transportar a los presentes en tiempo y espacio: era el Costello Club de Madrid, pero en algunas canciones bien podía haber sido un bar de Houston de 1974; lo siguiente sería pedir una Lone Star Beer, sacar el sombrero vaquero y dejarse crecer una gran barba al estilo de los ZZ Top, no en vano han sido teloneros suyos. Pero no se trata de buscarles un parecido con nadie ni asignarles etiquetas predeterminadas: Peachy Joke no puede ser encasillado. La suya es una música honesta, potente y llena de desenfado, cuyo elemento vocal destaca por ser melodioso y nítido y la percusión suena fuerte y con un ritmo muy marcado.

El repertorio incluyó canciones de todos sus discos. Empezando por la canción Cracked Bones, de Asian Tiger Mosquito, y pasando por otros temas como Octopus, del album Kindergarten’s Flight, los músicos hicieron vibrar la sala Costello durante más de una hora. No pudieron faltar, por supuesto, temas de su álbum más nuevo The Papas and the Mamas, con el que los Peachy muestran un blues más crudo y genuino sin alejarse de su característico toque moderno, inquieto y efervescente. Sonaron canciones como You Showed Me How to Do y el homónimo The Papas and The Mamas, con el que la función llegó a una escala de fuerza inigualable. “Siempre pasa lo mismo, cuando más os animáis es cuando estamos acabando”, exclamó Gere. En efecto, sólo quedaban dos canciones y el público quería más. Parece que Peachy Joke tiene la característica, o más bien cualidad, de que sus actuaciones suelen hacerse cortas. Y es que este grupo no bajó el nivel de energía en ningún momento. La puesta en escena demostró verdadera pasión, esa característica del rock de la vieja escuela. No hubo guitarras destrozadas, aunque sí uno teclados que se balanceaban vigorosamente de un lado a otro, y sobre todo mucha espontaneidad.

Toda una experiencia que sin duda se repetirá el próximo marzo, cuando Peachy Joke volverá a tocar en la capital.

 

Pregunta: ¿Cómo está yendo el viaje por Madrid?
Lemy: Pues muy bien, llevamos desde ayer por la noche haciendo entrevistas. El viaje, un poco largo, pero no importa, ya lo sabemos: cuando se viene a Madrid, ¡hay que conducir!

P.: Peachy Joke está establecido en Barcelona desde hace varios años. ¿Cuál sería la mayor diferencia entre estas dos ciudades a la hora de tocar?
Lemy: Hay diferencias importantes. Madrid está guay, porque cada vez que venimos notamos el ambiente rockero, que es lo que más nos gusta. En cuanto a estilo de música, Barcelona tiene muchas influencias de electrónica, otros estilos más alejados del rock…Quizás haya más variedad. En Madrid también hay variedad, pero el rock tiene un papel más importante.
Lou: También es cierto que sólo podemos hablar de lo poquito que hemos tocado en Madrid. En cambio, Barcelona la conocemos mucho más. Han pasado ya cuatro años desde que nos mudamos allí, nosotros somos originalmente de Euskal Herria. Barcelona ha pasado a ser ya no como nuestra segunda casa, sino como la primera.

Peachy Joke

P.: ¿Se nota mucho la diferencia del público dependiendo del sitio?
Lou: Bastante, aunque cuando vamos a sitios que no conocemos nunca sabemos lo que nos espera.
Lemy: Hay ciudades más cálidas que otras. Por ejemplo, en Barcelona es difícil hacer que la gente grite un poco, y en Madrid es bastante más fácil. En el País Vasco, depende del sitio. Nosotros somos de Tolosa, en Gipuzkoa. En Álava nos reciben mejor que en Gipuzkoa, y eso que somos de allí, ¡no sabemos por qué!
Lou: ¡Porque somos de allí! (Risas)
Lemy: En definitiva, en Madrid somos bien acogidos. Yo recuerdo que estuvimos en Vallecas hace alrededor de año y medio en la sala Hebe, y allí la gente se volvió loca, ¡no nos lo esperábamos!

P.: Aunque, en efecto, viváis en Barcelona, cantáis íntegramente en inglés.
Lemy: Así es, sólo en inglés.

P.: Este hecho, unido a vuestro estilo característico de hacer música, puede llevar a pensar a mucha gente que Peachy Joke es un grupo extranjero.
Lemy: Hombre, ¡gracias! Para nosotros eso es un halago (sonríe). De hecho, tenemos una anécdota con respecto a esto. Una vez, después de un concierto, nos fuimos por Donostia a tomar algo y de repente se nos acerca un chico y nos pregunta “where are you from?” y nosotros respondimos: “pues de Tolosa”. El chico nos miró y dijo: “¡Hostia, pensaba que erais alemanes!” (Risas)
Lou: La verdad que lo que dices nos lo han comentado bastantes veces. Muchas veces la gente piensa que no somos de aquí.
Lemy: Por la música, o quizás incluso por la ropa, el pelo…

P.: ¿Alguna vez habéis pensado cantar en castellano o en algún otro idioma?
Lemy: supongo que cada uno toca un poco lo que le sale, y yo desde pequeño siempre tuve influencias musicales en inglés. En mi vida, he escuchado en la radio o en la tele algo de música en castellano, pero sobre todo en inglés. De hecho, en mi casa no hay prácticamente ningún disco en castellano. Mis padres tienen los Rolling, ACDC…Para mí, cantar en castellano sería raro…Bueno, ¡sí que grabé una vez algo! Pero no creo que salga a la luz, ¡lo tengo muy escondido! (Sonríe)
Lou: ¡A lo mejor mañana nos da por hacer canciones en alemán, eh! Nunca se sabe. Pero sí, lo que cuenta él es lo que nos ha pasado a todos. Hemos escuchado siempre grupos en inglés, y por ejemplo si nos preguntan, ¿por qué tocáis la guitarra eléctrica? Pues porque así es como se hace el rock. Cantamos en inglés por la misma razón. No quiero sonar radical, pero esa es un poco la idea. También por la costumbre, ¡nos gusta hacer la música así!

P.: Hablando de influencias musicales, ¿cuáles han sido las más importantes para Peachy Joke a lo largo de los años?
Lemy: Hemos tenido bastantes cambios con el tiempo, la verdad.
Lou: Yo solía escuchar música del estilo de ACDC…Aunque también son etapas.
Lemy: Cuando grabamos la primera maqueta, en aquella época escuchaba bastante Nirvana, Smashing Pumpkins, Alice in Chains
Lou: Hay muchísimos grupos, ¡algunos no queremos ni decirlos! Desde hip-hop hasta el heavy metal…
Lemy: Sí, un poco de todo, aunque yo me acuerdo que cuando empezamos a hacer nuestros temas yo escuchaba mucho grunge.

Peachy JokeP.: ¿Y ahora?
Lemy: Yo creo que ahora escucho música más variada que antes.
Lou: Por ejemplo, ahora en el coche veníamos escuchando a MGMT, que no tiene mucho que ver con nosotros…¡Bueno sí, también tienen que ver! (Sonríe)
Lemy: Yo igual soy el más caprichoso en ese sentido, de escuchar los cuatro grupos de siempre y punto. Me gusta escuchar el mismo ACDC, el mismo Motorhead…De grupos más modernos, quizás algo de Arctic Monkeys
Lou: Yo puedo escuchar tranquilamente cualquier tipo de música, ya sea pop, blues…Lo importante es que te influencie.
Lemy: Estoy de acuerdo, hay muchísimas influencias diferentes entre sí, pero muy positivas todas.

P.: ¿El entorno cercano del grupo también incluye a otros artistas?
Lou: Sí, claro, en Barcelona hemos conocido a muchos y, además, como siempre estamos viajando, hemos conocido a un montón de grupos musicales, y hemos compartido escenario con otros tantos. De amigos cercanos, de donde somos, también hay varios artistas.
Lemy: Ningún grupo conocido, la verdad, pero en el circuito underground conocemos a muchos grupos como nosotros.

P.: Peachy Joke ya lleva un recorrido extenso. Tenéis varios discos, Kindergarten’s Flight, Asian Tiger Mosquito, y el último, The Papas and The Mamas. ¿En qué ha cambiado vuestro trabajo más reciente con respecto al anterior?
Lou: Sobre todo más profesional. Cada canción es diferente y, como ya hemos hablado, las influencias son muy variadas, pero sin duda la realización y el resultado final es cada vez más profesional.
Lemy: También hay un poco más de electrónica que en el disco anterior, aunque al mismo tiempo no es del todo electrónica. (Sonríe)

P.: ¿Cómo es el proceso de creación? ¿Existen lugares o momentos idóneos para componer música?
Lemy: Depende un poco. Hay una canción, por ejemplo, que me salió por casualidad en una prueba de sonido. La primera idea de la música te puede venir en cualquier parte. Luego, para escribir la letra, sí que necesito concentración. Necesito estar yo solo y tener tiempo, porque me podría salir tanto en una tarde como en dos semanas.
Lou: El desarrollo posterior es un trabajo en conjunto de todo el grupo. Cada uno aporta su parte, y esto se lleva a cabo en el local. En Barcelona, la misma casa donde vivimos tiene un garaje abajo, y allí es donde ensayamos. Pero a Iván le puede venir la idea de una canción en cualquier parte.
Lemy: Cada canción al final es un mundo. Por ejemplo, hay canciones que tienen una letra de tres frases y otras con mucho más, que requieren más trabajo.

P.: ¿Se plantea Peachy Joke saltar al plano internacional?
Lou: ¡Todos los días! (bromea)
Lemy: Bueno, nos gustaría, porque nuestro estilo es bastante popular fuera de España. Aquí es muy minoritario. Para nosotros sería fantástico tocar fuera, pero todo depende de la organización y de los managers que llevan nuestros conciertos.
Lou: Por ejemplo, ahora hemos bajado a Madrid porque tras hacer números lo hemos visto posible. Si pensamos en sitios más lejanos, esos números son más elevados y todo se complica. Pero por poder y querer, ¡claro que sí, mañana mismo!

P.: Pasáis mucho tiempo juntos, tanto en vuestra casa de Barcelona como viajando y en conciertos. ¿Cómo os lleváis entre vosotros?
Lou: ¡Fatal! (bromea)
Lemy: Para nada, no nos llevamos mal, pero es cierto que a veces necesitas intimidad. Yo, que soy reservado, y hay días que tengo que hablar mucho, a veces me resulta difícil.
Lou: ¡Nos llevamos bien, somos hermanos! (Risas)

Fotografía: Fabiana Masides

1 Comentario

Dejar respuesta