Otra visión del Salón Internacional del Cómic de Barcelona.

0
128
Stand_Supervazquez
Stand de Super Vazquez

 

Otro año más se ha celebrado el Salón Internacional del Cómic de Barcelona. En él hemos podido disfrutar del encuentro entre aficionados y profesionales del sector. En él pudimos asistir a conferencias, disfrutar de maravillosas exposiciones, comprar todos los cómics que quisiéramos y conseguir alguna dedicatoria de los autores invitados. Eso, entre muchas más cosas que nos ofrecía este evento.

Un año más se ha celebrado el Salón Internacional de Cómic de Barcelona, el más prestigioso encuentro de nuestro país. Tras la controversia de la anterior edición en la que muchos aficionados se quejaron a través de internet de que el cómic había sido relegado a un segundo plano, este año se puede decir que no ha sido así. Entre los más de ciento cincuenta ‘stands’ que hubo en el salón pudimos encontrar varias tiendas dedicadas a la venta de cómic descatalogado, entre ellas estaban los ya habituales de estos eventos Supervazquez. Sobre todo había muchísimas colecciones completas, aunque tampoco faltaban los números sueltos, ideales para completar colecciones. Los precios variaban entre los distintos ‘stands’, habiendo verdaderas gangas y algún que otro precio desorbitado.

 Durante los cuatro días que duró el salon varió la asistencia, siendo el sábado el día que más se llenó el recinto. Habiendo largas colas para comprar las entradas. En lo que respecta a los ‘cosplay’, hubo durante todo el salón, pero como suele ser habitual, fue el sábado el día que más abundaron. Como siempre, hubo de todo, algunos más trabajados y otros no tanto. Pudimos ver muchos superhéroes y villanos del cómic americano, algunos personajes mangas y destacan entre otros los múltiples ‘cosplays’ de la serie de animación Hora de aventuras. Que está pegando muy fuerte y ya cuenta con una legión de seguidores de todas las edades.

colas_para_entrar
Largas colas para comprar las entradas

 En el recinto había aproximadamente unos cientocincuenta ‘stands’, entre los que aparte de los dedicados a la venta de cómics, pudímos encontrar muchas más cosas. En el apartado de los videojuegos, Nintendo y Microsoft disponían de zonas habilitadas para que los asistentes pudieran probar sus consolas. Solo faltó Sony. También había un stand promocional de la nueva película de Lobezno, donde podíamos hacernos una foto con chaqueta de cuero, garras y peluca. Foto con la cual podíamos entrar en el sorteo de un póster exclusivo. Otro stand que estaba cerca era el dedicado a la franquicia de las Tortugas Ninja, donde el propio Kevin Eastmas, cocreador junto a Peter Laird del cómic original, estuvo firmando ejemplares. Tampoco faltó a la cita la Escola Joso, escuela dedicada a formar a los futuros profesionales del sector. Obviamente las editoriales también disponían de sus propios ‘stands’ donde podías conseguir que alguno de los autores invitados te firmaran algun ejemplar. Podríamos extendernos y hablaros de todos los autores invitados, pero eso podéis consultarlo en la propia página del salón. Pero los stands no se acaban ahí, tanbién encotramos a ‘fanzineros’ e incluso a asociaciones y clubs de fans, como las de Star Trek y Star Wars, en esos ‘stands’ encontramos a simpáticos aficionados que no dudaban en hacerse una foto contigo, e incluso podíamos disparar al Imperio con balas de goma por un pequeño dinero, que iba destinado a causas benéficas. Tampoco faltaron los ‘stands’ dedicados a talleres y actividades.

Peter_Milligan
Peter Milligan firmando en el stand de ECC

 En lo que respecta a las exposiciones, había varias divididas por diferentes zonas del recinto. Pero nada más entrar nos encontrábamos con dos. Las dedicadas a los personajes más comerciales. Una dedicada a Superman y otra a los Vengadores y la Patrulla X. Una vez que nos paseabamos por el salón encontrábamos otras exposiciones dedicadas a diferentes autores y temáticas, Por supuesto no podía faltar la dedicada a los nominados de los premios del Salón. Por todas estas exposiciones se podía disfrutar de una experiencia cultural tan completa que ya la querría cualquier museo.

 Durante el salón se otorgan los premios más prestigiosos del mundillo en nuestro país. Los premiados son elegidos por los profesionales del sector, autores, editores, distribuidores, libreros, fanzines, críticos y periodistas especializados. Aparte de las cinco categorías pricipales también existe un premio otorgado por los propios aficionados, cuyas votaciones se hacen a través de la propia web de Ficomic. En la categoria de mejor obra de autor español publicada en 2012 el premiado ha sido Ardalén, de Miguelanxo Prado, publicado por Norma Editorial. La mejor obra de autor extranjero publicada en 2012 ha sido Portugal, de Cyril Pedrosa, también publicada por Norma Editorial. El premio al autor revelación ha sido para Oriol Hernández, por La piel del oso, publicado por Norma Editorial. El mejor fanzine ha sido Adobo, con múltiples autores implicados en el proyecto. Y el Gran Premio del Salón ha sido para Purita Campos, autora de Esther y su mundo. El premio del público ha recaído sobre Sleepers, de Luis NCT.

exposiciónEn definitiva, esta ha sido una edición bastante interesante a pesar de la crisis. Y esta vez no nos podemos quejar de que el cómic quedara relegado a un segundo plano, como se le acusó en la pasada edición. Ya solo nos queda esperar hasta la próxima edición, aunque antes se celebrarán los salones del manga de Madrid y Barcelona.

 

 

Fotografías de Meriem Aznagui

Dejar respuesta