Mi carta catódica a los Reyes Magos

0
195

Todos, los que más y los que menos, tenemos nuestros deseos en esta época del año. En La Huella no íbamos a ser menos y hemos elaborado nuestra particular misiva a los Reyes de Oriente. Televisivamente hablando, claro está.

 Queridos Reyes Huelleros:

los-reyes-magosEste año no he sido bueno ni me he portado bien. Es lo que queríais, ¿no?, que no me casara con nadie, que lo criticara todo, que no dejara títere con cabeza… ¡Que me convirtiera en un colaborador de Sálvame! ¡Pues no, no lo he conseguido, no he logrado publicar mi libro autobiográfico ni he vendido mis miserias en directo! ¡Y basta ya de tanto paroxismo!

Eso es, queridos Hombres Sabios, he tratado de ser objetivo, o por lo menos ser fiel a mis gustos (¿esto se considera perogrullada?), y aunque llevo poco tiempo salvaguardando el encargo del cual me hicisteis depositario, el tiempo que lo he hecho, lo he defendido a capa y espada. Por eso os mando esta cartita con mis deseos, para que los cumpláis todos en este 2014 que ya está aquí encima:

Deseo número 1: un Gran Hermano que realmente sorprenda. Estoy harto de una segunda casa, de falsas eliminaciones y de castings sacados de La Aldea del Arce. Y estoy hastíado de las carcajadas de la Milá y sus sobreactuaciones. Para el año que viene quiero una edición en la que haya un premio bien jugoso que se vaya ganando a medida que se vayan superando las correspondientes pruebas semanales. Y que éstas sean verdaderas torturas, para que cada concursante se deje la piel y, una vez finalizado el programa, se vean abocados al cementerio televisivo del olvido. Y una presentadora a la altura, cañera (y no meona), una Mercedes Milá Queremos Saber combinada con Nuria González en El Rival más Débil.

Deseo 2: un reality sobre la vida de Iker Jiménez y Carmen Porter. Me gustaría ver por un agujerito de qué hablan estos dos a la hora de cenar, si su “edredoning” es paranormal, o si se van de finde a Belchite o a Vélmez.   

Deseo 3: esa tercera temporada de Motivos Personales que nos prometieron hace tiempo. En su defecto, una nueva edición de El Gran Juego de la Oca o de La Noche de los Castillos. Ya toca algo retro.

Deseo 4: “tinte número 45, color cobrizo-salvaje” para Pablo Motos, acorde con su color de barba.

Deseo 5: Eurovisión con España defendiendo una canción que en realidad fuera un himno nazi, así toda Europa nos botaría de una vez por todas.

Deseo 6: un reality donde veamos a lo más chic del famoseo patrio realizar tareas de lo más mundano. Pagaría por ver a la Falcó preparando hamburguesas, a la Ana Rosa cambiar un cigüeñal o a Pilar Rubio presentando un programa.

Deseo 7: una cadena dedicada exclusivamente a las series, que cada vez están ganando más y más adeptos. Canal + ya ha tenido la osadía, ahora solo queda que alguna generalista se atreva a dar el salto y nos haga felices a los que semana tras semana nos tenemos que descargar el capítulo de turno de internet para no tener que esperar un año a que lleguen a España.

Deseo 8: un verdadero espacio sobre televisión, sobre sus programas, sus gazapos, sus contenidos y protagonistas, de humor y con rigor. Zapeando es un insulto a la inteligencia terrícola, marciana e incluso lunática. Lo peor, su presentador y colaboradores saben que esto es así.

Deseo 9: insisto, un Tengo una Pregunta para Usted en cuatro capítulos (o a cuatro bandas) con Mas, Díez, Rubalcaba y Rajoy (en este orden o combinados) sería apoteósico. Ver a políticos respondiendo cara a cara en lugar de a través de un plasma podría convertirse en algo casi orgásmico.

Deseo 10: la paz mundial. ¡Que no, que es broma! Lo que os deseo en este 2014 es que disfrutemos, tanto vosotros como nosotros, de una tele que esté a la altura de nuestras expectativas, que creo que no son pocas.

Nada más, huelleros, sólo me queda desearos una Feliz Navidad y una próspera entrada de año. Nos vemos en los bares.

PD: mi reflexión final de telespectador de hoy es: “¿Cómo será la Televisión en las Antípodas Españolas?”

Fotografía tomada de : http://www.metafisicamiami.com/2010/09/los-magos-de-oriente-mucho-se-habla-de.html

Dejar respuesta