México y sus esperanzas puestas en la reunión con Obama

0
115

En la Universidad Nacional Autónoma de México se habló la semana pasada de la educación y de los lazos que deben unir a Estados Unidos y México. Este es uno de los temas que ocupará la reunión de los presidentes Barack Obama y Enrique Peña Nieto. Esta reunión se celebrará a principios del mes próximo donde México tiene todas las esperanzas puestas para mejorar las relaciones, sobre todo en tema de inmigración.

Obama-Peña Nieto. Montaje de Abigail Mera Rivas

El martes de la semana pasada hubo un encuentro en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) que reunió a varias personalidades con el objetivo de hablar de El papel de la educación superior como punto de acercamiento entre las nuevas generaciones de México y Estados Unidos. Participaron en esta ponencia el rector de la Universidad, el embajador de Estados Unidos en México, el subsecretario para América del Norte de la Secretaría de Relaciones Exteriores de México y Silvia Núñez, directora del Centro de Investigaciones sobre América del Norte (CISAN). Ella fue la coordinadora del evento.

 El objetivo de esta reunión fue mostrar cómo reforzarán los lazos que unen a Estados Unidos y México como países vecinos. Esta unión se puede fortalecer desde la educación, pilar más importante de las sociedades futuras. El rector de la Universidad, José Narro Robles, dijo que “más que construir muros debemos tender puentes”. Quiere que ambos países acaben viéndose como iguales y así poder obtener las ventajas de ambos lados de la frontera, utilizando la educación como la más fuerte de las herramientas para solucionar problemas de seguridad nacional, crimen organizado, economía, comercio, pobreza, exclusión o desigualdad. Porque claramente, como Narro Robles afirmó, ambos países poseen esos problemas, aunque sí es cierto que en distinto grado.

El motivo de esta exposición de ideas fue la reunión que sucederá a principios del mes próximo de Enrique Peña Nieto, Presidente de la República de México, y Barack Obama. Éste será el primer viaje que haga el Presidente norteamericano, después de su reelección, a un país latinoamericano. Anthony Wayne, embajador estadounidense en México, afirma que el tema de la migración será un tema muy recurrente en esta reunión. Más aún cuando Washington está a punto de legislar su sistema de inmigración.

El Presidente Obama viajará a México y Costa Rica del 2 al 4 de mayo. Este viaje es fundamental para reforzar lazos culturales, familiares y económicos que comparten tantos estadounidenses con México y América Central. Ambos países están dispuestos a seguir adelante con grandes cambios, cambios que están tardando en llegar a buen puerto dentro de las políticas nacionales. Abrirán muchas puertas a ambos países, dando una serie de oportunidades económicas y, sobre todo, aliviando la tensión que el sistema de inmigración mantiene en sus relaciones. No sólo se hablará del sistema de inmigración, también la seguridad, las relaciones económicas y el intercambio energético serán temas de especial importancia.

Tratado sobre el Comercio de Armas

 El mismo día de la celebración de este acto en la UNAM, el gobierno de México celebró la aprobación del primer Tratado sobre el Comercio de Armas (TCA) de Naciones Unidas. El TCA es una iniciativa que pretende mejorar el comercio internacional de armas convencionales y evitar las muertes de personas inocentes que son consecuencias del comercio no regulado de armas. Gómez Robledo, subsecretario de Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la Cancillería, se muestra convencido de que la adopción de este tratado será buena para México. El TCA quedará abierto a firma para los Estados que quieran adherirse a él a partir del próximo junio. El gobierno de México confía en que este tema se convierta en un elemento positivo para reforzar las relaciones que mantiene con Estados Unidos.

Dejar respuesta