Mayte Carrasco, galardonada con el premio CIP a la mejor corresponsal española en el extranjero

0
269

El Club Internacional de Prensa (CIP) ha fallado sus Premios Internacionales de Periodismo 2011, galardonando a la periodista Mayte Carrasco en la categoría de Mejor corresponsal o enviado especial español en el exterior. El trabajo de Carrasco, que acaba de regresar a nuestro país tras un mes cubriendo la guerra en Siria, ha sido reconocido meritoriamente y supone un impulso para el periodismo de conflictos armados, que cada día sufre más limitaciones y censuras en aquellos países donde acontece.

Mayte Carrasco (Terrassa, 1974) es corresponsal ‘freelance’ de conflictos bélicos y ha informado sobre lugares como Chechenia, Georgia, Afganistán, Argelia, Marruecos, Mali o Libia. Asimismo, ha colaborado en varios medios escritos –Cambio 16, El Correo, Público-, televisivos –CNN+, Telecinco- y radiofónicos –Cadena Ser 

Países como Francia, Rusia, Inglaterra o Alemania también abrieron sus puertas a la corresponsal, pero el horizonte siempre le quedó pequeño. La reportera, que acaba de regresar de cubrir la guerra en Siria, estuvo asentada en Homs, el enclave rebelde más castigado por el régimen de Bashar al-Assad y desde el cual los opositores se organizan en el Ejército Libre de Siria, con el objetivo de que su presidente abandone el poder y ponga fin a la masacre que asola el país.

Tras un duro año de conflicto, los rebeldes se sienten desmoralizados ante la falta de recursos, lo que les impide responder con la misma fuerza que las tropas de Al-Assad. Los opositores han amenazado con recurrir a la Yihad, lo que convertiría la guerra siria en un problema mucho más grave a ojos de Occidente.

Mayte Carrasco

Después de haber vivido en primera persona la desgarradora realidad de Siria, sumida en pleno genocidio, Carrasco denuncia la actuación de la comunidad internacional, que tras miles de muertos -casi un centenar al día, según datos de la ONU aún no se ha atrevido a intervenir, máxime cuando China y Rusia continúan vetando la resolución necesaria para frenar la guerra.

La situación en Siria es crítica y los periodistas extranjeros tienen vetada la entrada al país, por lo que las informaciones que llegan al respecto son cada día más limitadas y confusas.

Como consecuencia de la matanza que está llevando a cabo Bashar al-Assad en su país, el pasado 22 de febrero fueron asesinados el periodista francés Rémi Ochlik y la periodista estadounidense Marie Colvin, después de que el ejército sirio bombardeara el edificio donde se encontraban los corresponsales, convertido en centro de prensa por los rebeldes.

El mismo atentado hirió a otros periodistas, como fue el caso de la francesa Edith Bouvier y el fotoperiodista Paul Conroy, quienes no pudieron ser evacuados hasta el 2 de marzo. Javier Espinosa, corresponsal de El Mundo presente en el edificio bombardeado, logró salvar su vida y escapar de Siria un día antes.

Los demás galardonados por el CIP han sido Gilles Tremlett -Premio al mejor corresponsal extranjero en España-, Jon Lee Anderson -Premio a la trayectoria profesional-, Daniel Samper Pizano -Premio especial a un comunicador que haya contribuido a difundir la imagen de España-, Reporteros Sin Fronteras -Premio a una empresa, institución o persona que haya destacado por su defensa y apoyo a los medios de comunicación- y Mario Vargas Llosa Premio especial 50 aniversario a una persona que haya destacado en los últimos cincuenta años por su trabajo como periodista-.

Los premios, que se entregarán el próximo mes de abril, coinciden con la conmemoración del cincuenta aniversario del Club Internacional de Prensa.

Fotografía: Club Internacional de Prensa/ El País

Dejar respuesta