MasterChef Junior: la apuesta más divertida de las Navidades.

0
205

TVE apuesta por un programa de entretenimiento en el que niños y cocina van de la mano. Entretenimiento, educación alimenticia y de medio ambiente. Un programa pedagógico sin pretenderlo, que seguramente se gane el corazón de los escépticos. 

Master Chef Junior¿Cansado de los refritos de las Navidades? ¿Harto de ver año tras año las mimas películas? Por si no te has enterado Macaulay Culkin hace más de diez años que puede quedarse Solo en casa y Tim Allen no se ha vuelto a poner el traje de Santa desde 2006. ¿Cuántas veces has visto Ice Age? ¿Shrek?  Asumirlo, ya es hora de cambiar de canal y de abandonar el cine más comercial de esta época del año. Por ello, TVE ha apostado por un programa novedoso, entretenido y muy divertido: MasterChef Junior.

Cocinar está de moda, lo sabemos. Solo hace falta navegar un poco por internet y las diferentes redes sociales para comprobar la cantidad de blogs y webs dedicadas a la actividad de los fogones. También, como buenos occidentales, adoramos la competición. ¿Qué pasa entonces cuando unimos cocina con competición? Que surgen programas como MasterChef en los que la cocina es la protagonista. Este talent, producido en España por Shineiberia y emitido por TVE, ha sido todo un éxito tanto dentro como fuera de las fronteras.  Y ahora, casi un año después de la primera edición y habiendo sido replicado por el conflictivo TopChef en Antena3 televisión, nos traen de la mano de dieciséis renacuajos una dosis de cocina, risas y alguna que otra lagrimilla.

Master Chef JuniorSi ya es sorprendente que los niños tengan tal desparpajo en la televisión, imagínate viéndoles cocinar. Esto no son niños como los de antes, quién dice Nintendo o PlayStation, estos nuevos jóvenes con lo que se divierten es con la cocina. ¿En serio? En serio.  No doy crédito, por favor, en qué están pensando sus padres al enséñales lo que es la salsa verde, un huevo escalfado (¿será lo mismo que el huevo pasado por agua?) o el secreto de un buen arroz. ¡Y que hasta hablan como adultos! Claro que no tienen tantas palabras como nosotros, pero los pensamientos y valores están presentes en cada uno de los concursantes, desde el más pequeño con ocho años al más mayor con doce.  A mí personalmente me han ganado en este programa, los niños, los productores de ShineIberia y el responsable de programación de TVE (ay que creíais que os ibais a librar de mí tan fácilmente).

descargaObviamente son muchas las diferencias que tiene respecto a su predecesor. Estamos ante el mismo talent en esencia, pruebas grupales y pruebas individuales, el mismo jurado, visitas de cocineros y famosos relacionados con el entorno audiovisual. Pero, claro está el formato ha variado dejando espacio para el juego, el aprendizaje y la cohesión. Además de cocinar, aprenden hábitos de alimentación y pautas para la conservación del medio ambiente. Puede decirse que estamos ante un programa pedagógico, y esto, mis televisivos, es lo que más me gusta y motiva. Si bien, este año la televisión pública ha dejado mucho que desear, que haya espacios donde se apueste por la educación, porque no hay que olvidar que la gastronomía también forma parte de la cultura.

Ver a estos niños todos los lunes en prime time merece la pena. Niños desempeñando funciones de adultos, pero manteniendo la ilusión  y los sueños, que lamentablemente la mayoría de las veces vamos perdiendo con la edad.Master Chef Junior

 

Fotografías tomada de la web oficial de MasterChef Junior RTVE: http://www.rtve.es/television/masterchef-junior/fotos/

Dejar respuesta