Lunes 12

1
130

Estás muy cerca,
tan cerca como el olvido.

Mi corazón desespera.
¡Oh! Vuelve los ojos sobre lo vivido.

A lo lejos no estás
y cercana tu palmada se ha oído.

Mi corazón palpita en intensidad.
¡Oh! Espero no haberte perdido. 

Estás muy cerca,
tan cerca como la timidez que me tiene cohibido.

Fuente de imagen:
http://www.periosia.blogspot.com

1 Comentario

Dejar respuesta