Calles para los grandes fotoperiodistas almerienses

0
129

La Asociación de Periodistas y la Asociación de la Prensa de Almería (AP-APAL), tras un acuerdo de su junta directiva y gracias a la propuesta de numerosos asociados, han presentado ante la Oficina de Registro del Ayuntamiento de Almería una solicitud para que varias calles de la ciudad tomen el nombre de reconocidos fotoperiodistas históricos de la metrópoli andaluza, como Luis Ruiz Marín, José Mullor Escamilla, Diego Guirado Cano, Juan Salmerón Ramírez y Luis Carranza González.

Montaje de los fotoperiodistas Ruiz Marín, Mullor, Guirado, Salmerón, y el cámara Carranza.

Con esta iniciativa, la AP-APAL pretende conmemorar el trabajo de informadores gráficos ya fallecidos y con una trayectoria muy ligada a la ciudad almeriense. Según ha informado la propia asociación de periodistas, cada uno de estos profesionales “ha constituido la memoria fotográfica de la vida almeriense”. Por su parte, la Asociación de Prensa ha elegido a estos cinco informadores gráficos por su dedicación a la fotografía y a la actualidad, no sólo en el ámbito del periodismo fotográfico, sino también en el reportaje documental. Sus trabajos, que ahora son material de archivo custodiado por sus familias, fueron publicados en diarios almerienses como Yugo y La Voz de Almería, siendo también distribuidos por agencias de noticias nacionales e internacionales.

Luis Ruiz Marín (Almería, 1915) es el padre del fotoperiodismo en la provincia almeriense, autor de fotografías del final de la Guerra Civil o el bombardeo de que sufrió la capital andaluza. Durante el segundo tercio del siglo XX, puso su huella a casi todos los testimonios visuales de los acontecimientos noticiosos o de gran importancia social que se desarrollaron en la ciudad andaluza. Muy importante fue también la labor de Juan Salmerón Ramírez (Almería, 1933), testigo de la Transición española hacia la democracia que recogió con su cámara momentos vitales de este convulso periodo.

Diego Guirado Cano (Almería, 1919) se inició en el fotoperiodismo trabajando en los diarios locales, labor que más tarde compaginaría con el puesto de corresponsal, primero de la agencia CIFRA y más tarde de la Agencia EFE, pero sin abandonar la información de su ciudad natal. Trayectoria similar desarrolló el fotoperiodista José Mullor Escamilla (Almería, 1925), quien también combinó su trabajo en periódicos de la provincia con la corresponsalía para Europa Press. Entre su repertorio periodístico cabe destacar el momento en el que consiguió fotografiar, en exclusiva, una de las bombas nucleares que en 1966 cayeron al mar tras el accidente aéreo de Palomares.

El cámara de TVE, Luis Carranza González (Almería, 1952), ha sido otro de los elegidos para ser conmemorado por su labor reporteril, siempre en busca de las mejores informaciones. La AP-APAL ha querido destacar la indispensable labor de este periodista que siempre “ha paseado el buen nombre de Almería por todo el mundo”.

Que la memoria de estos comunicadores permanezca en las calles de Almería lo decidirá, tras el preceptivo expediente, el respaldo unánime de todos los grupos políticos de la Corporación Municipal.

Imagen cedida por la AP-APAL

Dejar respuesta