Los muebles tienen varias vidas

0
182

Acostumbrados ya a estas alturas a la frases “estamos en crisis”, los jóvenes que viven independientes en la capital se buscan la manera más fácil y sencilla de poder llegar a fin de mes. Hay muchas opciones para no dejar de disfrutar del ocio y de la buena vida, siempre y cuando, el gasto no sea excesivos. Desde buscar actividades culturales gratis, hasta acudir al cine los días del espectador, se abre una amplia gama de “trucos” que uno va aprendiendo cuando tiene que apretarse el cinturón. En este caso hablaremos de una de las actividades menos comentadas, “La recogida de muebles”.
La Comunidad de Madrid pone a disposición de la ciudadanía el Servicio municipal de recogida gratuita de muebles y trastos viejo. Esta iniciativa surge para ayudar y para mejorar el aspecto de la ciudad; se propone un día al mes, que cambia según el distrito donde se encuentre el domicilio, para que los habitantes del inmueble depositen los enseres que no quieran. Se realiza de esta forma porque está prohibido depositar muebles y trastos viejos cualquier día de la semana al lado de los cubos de basura habituales.

Esta actividad se lleva realizando un par de años y con gran acogida, ya que se trata de una acción gratuita. Se puede realizar de 3 formas diferentes; la primera con día y hora señalada, que suele ser a partir de las 9 de la noche y hasta las 23 horas, depositándolo en el portal de cada casa; sin número limitado de enseres que se puedan depositar. La segunda forma es llamando previamente al 010( si es fuera del Municipio de Madrid 91 529 82 10), a través de Internet en la página http://www-1.munimadrid.es/gestionesWeb/LimpiezaWeb/mambiente.asp?tipo=F200  e incluso mediante un escrito que debe dirigirse al Departamento de Explotación de Limpieza Urbana, presentado en cualquiera de los registros municipales. La última acción sería llevándolo a los puntos limpios de reciclaje más próximos.

Esta actuación ciudadana puede beneficiar a los jóvenes, por ello este artículo. Pongamos el ejemplo del barrio de Argüelles. Cada segundo martes de cada mes, se realiza esta actividad. Suele producirse por tanto una gran afluencia de jóvenes y no tan jóvenes en busca de muebles innecesarios para unos, pero de gran necesidad para otros. Aquí se produce por tanto un trueque en el que todos salen ganando, la persona que se deshace del mueble y la persona que puede redecorar su casa a base de muebles antiguos con historia.

Se pueden encontrar desde mesillas, lámparas, mesas, juguetes, ropa, películas, maletas, incluso cachibaches curiosos con los que dar un toque a la casa sin necesidad de tener que acudir a tiendas de muebles. Abstenerse de coger cualquier cosa, no es una apología de recoger cualquier cosa, es la intención de difundir una idea para ahorrar. En muchas ocasiones se tiran muebles en perfecto estado solo porque no caben en casa o por haber comprado uno más nuevo. Nunca se sabe quien va a necesitar algo que para nosotros ha perdido interés. Redecorar tu vida a base de  reliquias puede llegar a ser adictivo, pero no hay que negar que es bonito pensar que tiempo atrás esa cómoda estuvo en manos de personajes que dejaron su huella y todo ello gratis.

Fuentes del texto:
http://espormadrid.blogspot.com/2008/04/recogida-gratuita-de-muebles-y-trastos.html
www.munimadrid.es
Fuente de la imagen:
http://espormadrid.blogspot.com/2008/04/recogida-gratuita-de-muebles-y-trastos.html

1 Comentario

  1. en algunos barrios ya se han creado pandillas que han hecho de esos dias señalados por el ayuntamiento, un ritual sagrado imposible de eludir.
    tambien creo que es una buena forma de conocer a los vecinos, ya que a veces encuentras cartas de 1960 o fotografías de juventudes pasadas, que a veces pienso que es una pena que se desechen.. pero en general me parece una idea estupenda para el fomento del trueque a la vieja osanza!

Dejar respuesta