Los milagros de Primera

0
78
Betis, Rayo Vallecano y Valladolid son las grandes revelaciones de la temporada en Primera División. Con unos presupuestos entre los más bajos de la categoría son capaces de plantar cara a los grandes a través de un fútbol vistoso.
 
El Rayo de Paco Jémez ha firmado su mejor primera vuelta en la Liga. Fotografía: Carlos RM
El Rayo de Paco Jémez ha firmado su mejor primera vuelta en la Liga. Fotografía: Carlos RM

En pleno mes de enero ya es momento para decirlo con la boca abierta y sin temor a equivocarse: Betis, Rayo Vallecano y Valladolid son, por este orden, las revelaciones de la temporada en Primera División. Tres auténticos milagros, hasta hace muy poco en la categoría de plata, que se han reestructurado y a través de un fútbol alegre y vistoso han sido capaces de plantar cara a los más grandes del fútbol español. Tres equipos que animan la Liga con sus centrocampistas jugando con la cabeza alta, extremos desequilibrantes y delanteros que marcan la diferencia. 
 
En puestos de Champions League acabó la primera vuelta el Betis. El cuadro de Pepe Mel lo único que se puede reprochar es el castigo duro que le impuso el Sevilla en el Sánchez Pizjuán (5-1). Todo lo demás son buenas noticias para ellos. Sorprende el portero, Adrián San Miguel, surgido de la nada, que empezó el curso en la grada y ahora mejora las prestaciones de Fabricio Agosto y Casto Espinosa. La defensa no es su punto fuerte, pero las lesiones les han afectado y casi todos han rendido a un buen nivel, con Paulao Santos, cuando el físico le responde, ejerciendo de líder fiable y un terror para el contrario a balón parado. Pero el secreto de todo empieza en el centro del campo, donde Beñat Etxeberria demuestra en cada pase que la condición de internacional español no le viene grande. Y está perfectamente respaldado por José Alberto Cañas. En las alas, casi todos han tenido su oportunidad, siendo Joel Campbell el más desequilibrante en los últimos meses. El canterano Álvaro Vadillo, recién recuperado de una lesión de ligamento en la rodilla, gana protagonismo poco a poco. Arriba lo remata todo Rubén Castro, que discute a Aritz Aduriz, Roberto Soldado y Álvaro Negredo el papel de mejor punta español de la Liga, y sigue llamando a la puerta de Vicente del Bosque.
 
Con una propuesta parecida, quizás un punto más suicida, enamora el Rayo Vallecano, que completó la mejor primera vuelta de su historia a las órdenes de Paco Jémez y también sueña con puestos europeos. Frágil, muy frágil atrás en los primeros meses de la temporada, se ha sabido recomponer para convertirse en un equipo más fiable. Las últimas cuatro jornadas de la primera vuelta las resolvió con victoria y encajó sólo dos goles. Para intentar mejorar esa faceta ha llegado en el mercado de invierno Jordi Figueras. Su punto fuerte es claramente el ataque, donde Leo Baptistao es la referencia con seis goles y cinco asistencias, aunque le acompaña Francisco Medina Piti con nueve tantos y también José Carlos Fernández, Chori Domínguez y Lass Bangoura, que en las últimas semanas ha encontrado la regularidad que se le pedía. En el centro del campo manejan los tiempos el equilibrio de Javi Fuego y la clase de Roberto Trashorras
 
El Valladolid de Miroslav Djukic está sacando un sobresaliente en su regreso a la élite. Óscar González, con ocho goles desde la mediapunta, y Patrick Ebert en el costado derecho son sus líderes ofensivos, pero su 4-2-3-1 se caracteriza por la solidez y el buen tacto. Mateus Contreiras Manucho le ha ganado la partida a Javi Guerra gracias a sus seis goles y una altura que es un quebradero de cabeza para cualquier defensa. Un tamaño que además es compatible con el estilo del equipo. Víctor Pérez y Álvaro Rubio ponen el criterio en el centro del campo, mientras en la otra banda se alternan Omar Ramos y Alberto Bueno. Ebert, en la derecha, suele recibir la inestimable ayuda de otro gran acierto en el mercado, Antonio Rukavina. La portería, defendida por Dani Hernández y los centrales Marc Valiente y Jesús Rueda o Henrique Sereno también son una garantía. Es, quizás, la mayor sorpresa de todas por su condición de recién ascendido. Aunque el Rayo viene de perder a pilares como Miguel Cuesta Michu o Diego Costa, mientras el Betis es la evolución de su gran curso pasado. Son tres milagros.

Dejar respuesta