Los equipos italianos no brillan en Europa

0
299
El estadio Guiseppe Meazza verá la eliminatoria de octavos de final de la Champions League entre el AC Milan, único representante italiano, y el Atlético de Madrid. Foto: shevy (flickr)
El estadio Guiseppe Meazza verá la eliminatoria de octavos de final de la Champions League entre el AC Milan, único representante italiano, y el Atlético de Madrid. Foto: shevy (flickr)

De los tres equipos italianos que comenzaron a disputar la Champions League, sólo uno de ellos, el Milan, ha pasado a octavos. Esto nos hace ver el descenso del nivel de la liga italiana en las últimos años, ya que el campeón de la serie A no ha logrado pasar de la fase de grupos de la gran competición europea.

La Juventus quedó eliminada debido al colosal partido que se marcó Didier Drogba y por un salvador gol de Wesley Sneijder, que dieron el pase a octavos al Galatasaray. Pero esta no es la verdadera causa de que el campeón de Italia cayera a la primera de cambio, después de seis partidos, la Juventus únicamente pudo ganar al más débil del grupo, el Copenhague. El equipo italiano se ha conformado con simples empates, con dar lo mínimo, jugándose así los sueños de sus aficionados, para llegar vivos al último partido, y jugárselo todo a una carta. Y que peor idea que jugársela en Turquía, donde no gana un equipo italiano desde hace 50 años, y mucho peor, contra el poderoso Galatasaray, que goza en sus filas de dos grandes jugadores como Drogba y Sneijder, y en un estadio tan hostil como es el turco. Aún así, una veterana de Europa como la Juve arriesgó todo a su suerte en la última jornada y perdió.

Otro equipo que acabó en el garete fue el Nápoles. El Borussia Dortmund con un gol en los últimos minutos del partido, condenó a los napolitanos a disputar la Europa League. Pero son otros que también esperaban a verlas venir. Y lo que le vino es la puerta. En este caso, el conjunto de Rafa Benítez, se la jugaba contra el Arsenal, que tras el gol de Gonzalo Higuaín, los napolitanos se limitaron a defender y a esperar el pinchazo del Dortmund. El Arsenal, que también estaba conforme con el marcador, hizo que los dos equipos se limitaran a dejar que pasaran los minutos, esperando que el Dortmund no consiguiera un gol que le diera la victoria y la clasificación. Sin embargo, a dos minutos para llegar al final del tiempo reglamentario, un tanto de los alemanes dejaba fuera de los octavos de final al Nápoles, que en el descuento consiguió un segundo gol por medio de José Callejón, pero que no sirvió para continuar en la Champions.

Y el tercero en discordia fue el Milan. Aunque este grande de Europa, por lo menos ganó en la última carta, y se coló en octavos de la Champions League. En su grupo, el Barcelona era el gran favorito en terminar primero; en cambio, la lucha por el segundo puesto estaba abierta. El conjunto de Massimiliano Allegri comenzó la campaña con una victoria por 2-0 ante el Celtic, antes de dos empates consecutivos ante el Ajax de Ámsterdam y en casa ante el Barça. La victoria por 0-3 ante el Celtic, con Ricardo Kaká liderando a los suyos en Glasgow, hizo que los italianos sólo necesitaran un punto en la última jornada ante el Ajax, para asegurar su pase a octavos de final.

Ahora sólo queda ver cómo afrontará el Milan se enfrentamiento de octavos, donde tendrá dos partidos bastante difíciles contra el Atlético de Madrid. El equipo español es uno de los que están más en forma de Europa, después de ver como se clasificó para octavos el Atlético sin apenas pasar apuros. El conjunto de Diego Simeone cuenta con una magnífica defensa, que sólo ha encajado tres tantos en la competición. Aunque Diego Costa podría representar la mayor amenaza para el equipo lombardo después de anotar cuatro goles en tres partidos de la fase de grupos.

Lo que queda claro, es que los equipos italianos tienen que poner remedio, para que en la próxima campaña, no tengan que ver la competición desde el sofá de casa.

Dejar respuesta