La Universidad de Salamanca publica “Dicter”, un diccionario científico y técnico del Renacimiento español

0
383

La Universidad de Salamanca publicó el pasado mes de enero, Dicter, el primer diccionario científico del Renacimiento español. Un libro que ha contado con la colaboración de la Biblioteca Nacional y la Biblioteca de la Universidad de Salamanca. El objetivo ha sido recopilar aquellos vocablos científicos y técnicos utilizados durante los siglos XVI y XVIII.

Biblioteca Universidad de Salamanca

María Jesús Mancho, catedrática de Lengua Española de la Universidad de Salamanca y directora del Centro de Investigaciones Científicas, en colaboración con el Centro de Investigación Lingüística de la USAL y la Fundación Juanelo Turriano, ha sido la precursora de este estudio. El proyecto, que culminó con la publicación digital Dicter, tiene el objetivo de dar a conocer en profundidad los acontecimientos conocidos, y no tan conocidos, acaecidos en España durante el Renacimiento.

Precedido por años de oscuridad intelectual, el Renacimiento constituye el retorno a los orígenes de la cultura clásica. El teocentrismo es desplazado por una visión más antropocéntrica que ensalza la política, el arte y la ciencia, campos que  durante siglos permanecieron ocultos.

El Renacimiento acrecentó el interés por la ciencia y la necesidad del conocer en el ser humano. Un periodo que se caracterizó por éxitos tan importantes como el descubrimiento del Nuevo Mundo. Una expedición que favoreció el progreso de métodos y tecnologías enfocadas a la geografía y a la navegación y que dio pie a un sinfín  de investigaciones biológicas y antropológicas  dirigidas en su mayoría por José Acosta.

Asimismo, la medicina dejo a un lado su aspecto teórico para ser considerada una rama de investigación fundamentada en la práctica. De este modo, la Corona de Aragón permitió que se realizasen las primeras autopsias humanas en determinadas universidades  con el fin de adquirir un mayor conocimiento del cuerpo humano e implantar poco a poco la experiencia como fuente del saber.

El médico Andrés Vesalio fue autor de libros como De humani corporis fabrica, en los que recogía sus estudios más importantes sobre la anatomía humana. Sin embargo, se recuerdan nombres con mayor importancia y transcendencia en las investigaciones médicas de ese momento, Miguel Servet, pionero en el sistema respiratorio humano y, Francisco López Villalobos, experto en sífilis.

Esta obra pionera organizada en doce secciones -cada una introducida por el contexto histórico del momento- alberga  74 textos digitalizados y transcritos del siglo XVI, permite recuperar la desconocida terminología científica y técnica empelada en este periodo de esplendor. Además, para  la creación de este diccionario, se contó con la participación de expertos científicos y, se recurrió a los depósitos de la Biblioteca Nacional y de la Biblioteca de la Universidad de Salamanca.

Imágenes: Celsius

Dejar respuesta