La Sonrisa de Julia encuentra el acorde perfecto

0
504

Se dieron a conocer hace ya ocho años, cuando en el Festival Rock Villa de Madrid 2003 superaron a bandas como Vetusta Morla. Su sonido indie melódico les hizo ganarse el sobrenombre de los ‘Clodplay españoles’.

Su primer disco, Caminos Diferentes, salió al mercado en 2004, más tarde llegaron Volver a empezar (2006)  y Bipolar (2008). En todos ellos el grupo transmitía una voluntad inequívoca de seguir creciendo a la par que lo hacía su música, e igual que ascendía su nombre en el panorama musical español.

Con Bipolar alcanzaron una meta: demostraron que no necesitaban comparaciones y que tenían un sonido propio, con influencias -británicas habitualmente-, pero particular e indiscutible. Con el último disco no dejan lugar a dudas.

Nuevo disco
Ahora llega El hombre que olvidó su nombre, a la venta desde el pasado 1 de febrero. Con la producción de Nigel Walker, que ya ha trabajado con otros grupos españoles como Pereza o La Oreja de Van Gogh, y el aval de Warner Music Spain, el disco se colocó entre los veinte más vendidos en su primera semana en el mercado y confirma que los chicos de La Sonrisa de Julia son ya una realidad.

De una pulcritud extrema, lo nuevo de la banda mezcla con gran sensibilidad la música melódica, el sonido indie, el sonido brit-pop de sus inicios y un cierto toque comercial. Los instrumentos de viento aparecen cuando hacen falta y la guitarra que empezó a tomar fuerza en Bipolar (2008), vuelve a aparecer dotando de gran personalidad a muchos de los temas.

Con todo esto, el grupo ha conseguido una ensalada perfecta que hace que el nuevo disco sea un punto medio exquisito entre muchas cosas y a la vez un verdadero asentamiento del sonido de la banda. Podemos decir que Marcos Cao (voz y guitarra), Diego Rojo (bajo) y Raúl Delgado (batería y coros) han encontrado por fin lo que estaban buscando y, como ellos mismos reconocen, este es el disco del que se encuentran más orgullosos, “nos hemos equilibrado” reconocía Cao en una entrevista.

El primer single de El hombre que olvidó su nombre es “Puedo”, un retrospectivo recorrido de los últimos años del grupo, un paso del tiempo que ha hecho madurar y asentarse a la banda, una delicia para los oídos.

Pero en este disco encontraremos de todo, no habrá tiempo para el aburrimiento ni la repetición. En canciones como “Ábreme” o “Extraño” demuestran que se puede ser comercial sin parecer serlo, mientras que en temas como “Loco” recuerdan el porqué de la comparación con Coldplay en sus inicios. “Negro”  nos abduce con su inició roquero, y con “Náufrago” se desnudan ante sus fans y demuestran que en el fondo son unos románticos.

Muchos y variados son los sonidos y los mensajes de este disco en el que los chicos de La Sonrisa de Julia dan un golpe encima de la mesa y confirman que son una de las ‘realidades’ más en forma del panorama musical español.

Los podréis ver el próximo mes de marzo encima del escenario en Barcelona, Donosti, Valladolid, Madrid y Castellón.

Valoración: 8,5/10.
Título: El hombre que olvidó su nombre.
Género: pop rock.
Discográfica: Warner Music Spain.
Fecha de publicación: 1 de febrero de 2011.

La Sonrisa de Julia – “Puedo”
[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=4XbN0RjUktE[/youtube]

Imágenes: página web oficial.

Dejar respuesta