La magia ha vuelto a Madrid

0
167

¿Quién no ha vivido la infancia junto a esas fantásticas películas de Disney? Cuentos de hadas donde los sueños se hacen realidad fácilmente, esas historias donde la magia nos transporta a mundos lejanos llenos de bellas princesas, magos, brujas y príncipes azules. Esa magia ha vuelto a la capital en forma de musical de la mano de “La Bella y la Bestia”. Un gran espectáculo, versión de Stage Entertainment, que transforma a Madrid en el Broadway hispano y que nos vuelve a convertir en esos niños que viajaban a mundos fantásticos y soñaban con tanta facilidad.

El cuento original de “La Bella y la Bestia”, escrito por la francesa Madame de Villeneuve en 1740, fue la  base de lo que se convertiría en la exitosa y premiada película de Disney. Esta fantástica historia comenzó a representarse en 1994 en Broadway,  llegó a España en 1999 donde cobró una dimensión impensable, siendo vista por un millón de espectadores, y supuso toda una revolución en el mundo del entretenimiento en vivo de la capital.

Esta fantástica historia nos enseñó a todos a crecer, mostrándonos valores tan importantes como el amor o la generosidad; en ella,  un príncipe egoísta es convertido por un hada en una horrible bestia, hechizo que afecta a todos los habitantes del castillo. Antes de que la rosa encantada se marchitara, la Bestia debería aprender a amar o se quedaría bajo ese aspecto para siempre. El musical, dirigido por Glenn Casale, uno de los que más éxito han tenido a nivel internacional, ha sido visto por más de 26 millones de espectadores en 13 países diferentes.

Después de ocho años ha vuelto a la capital con nuevo vestuario y decorados, y la coreografía modificada por completo. A pesar de ello, la magia permanece intacta, volviendo a los escenarios con más fuerza que nunca. El elenco ha sido elegido entre más de 1500 aspirantes y está encabezado por Julia Möller en el papel de Bella, David Ordinas interpretando a la Bestia, y Pablo Puyol en el papel del egocéntrico Gastón. A ellos se suman 20 bailarines que convierten la noche en una fiesta constante llena de música e ilusión, donde las teteras, cuchillos y platos se convierten en objetos vivos que se mueven y bailan,  convirtiendo el escenario del Teatro Coliseum en Broadway. Efectos especiales, que cuentan con la ayuda del conocido mago Jorge Blass, y una orquesta en directo que cuenta con 14 músicos, nos permiten disfrutar al máximo del espectáculo.

Durante los próximos seis meses, en el Teatro Coliseum de Madrid, podemos sumergirnos en un mundo mágico donde descubrir el mensaje universal que esconde esta fantástica historia: “la belleza está en el interior”.

Fuentes del texto:
www.elmundo.es
www.europapress.es
www.labellaylabestia.es
Fuentes de las imágenes
www.elmundo.es

1 Comentario

  1. Cuando este musical se estrenó años atrás en la Gran Vía madrileña estaba protagonizado por Carlos Marín, ahora compoenente del grupo de éxito “Il Divo”.
    Su mujer Geraldine Larrosa (que comienza nueva carrera en la música bajo el nombre de Innocence) actuó con el en varias representaciones.
    Claro, no es de extrañar que acabaran casándose en Disneyworld.

Dejar respuesta