La magia de los Harlem Globetrotters llega a España

0
822

Los Harlem Globetrotters realizarán una gira por varias ciudades españolas del 6 al 13 de mayo. El mítico equipo de malabaristas del balón, santo y seña del entretenimiento ‘made in USA’, visitará Alcalá de Henares (Madrid), Cuenca, Burgos, Pamplona, Granollers (Barcelona), Tarragona y Valencia, lugar en el que disputarán su partido 30.000 desde su fundación en 1926.

Los Globetrotters calientan motores para dejar a los españoles con la boca abierta

Con motivo del 86 aniversario de la franquicia ideada por Abe Saperstein para amenizar los intermedios del salón de baile Savoy de Chicago, los Harlem Globetrotters regresan a España, donde ya han jugado en 3.077 ocasiones, junto a sus ‘sparrings’ de los Washington Generals. El objetivo es llegar a todos los rincones de la geografía mundial y hacer sonreír a los aficionados más jóvenes, los principales destinatarios de su concepto de baloncesto espectáculo mezclado con grandes dosis de teatro cómico.

En la actualidad, los Globetrotters se componen de tres equipos que juegan partidos simultáneamente alrededor del mundo. El equipo que vendrá a España a partir de este domingo contará con jugadores como Dizzy Grant, Anthony Atkinson, Kris Hi Lite Bruton o el capitán Blenda Rodríguez, quien pasa por ser uno de los mejores dribladores del mundo y un auténtico malabarista con el balón tricolor, garantía de espectáculo.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=-2OKrT-aWnA&feature=BFa&list=UU_HgtI1WieWXTJu-EWHGr9w[/youtube]

Los Globetrotters llegaron a competir a nivel profesional en la década de 1930, en la que se alzaron con dos títulos del Campeonato Mundial Profesional, antecesor de la NBA, organizado por el diario Chicago Tribune. En esas dos ocasiones se impusieron a los Minneápolis Lakers, que en aquellos tiempos ya eran considerados como una de las más grandes franquicias en Estados Unidos. 

Las 57 vueltas al mundo de los Harlem Globetrotters han dado para tener una historia repleta de datos y curiosidades sorprendentes, que reflejan una influencia que va mucho más allá de ofrecer unos partidos “relajados” al público. Valga como ejemplo que una de las leyendas de la NBA, Wilt Chamberlain, quien consiguiera anotar cien puntos en un partido de la NBA, fue un miembro más de los Globetrotters.

La implicación de los trotters con la sociedad civil llega hasta el punto de realizar un partido de exhibición en plena selva de Vietnam o en el estadio Olímpico de Berlín tras la Segunda Guerra Mundial, en el que se dieron cita 75.000 personas. En España, han actuado en grandes escenarios como el Palau Sant Jordi de Barcelona o el Palacio de Vistalegre de Madrid, aunque también han visitado escenarios con menos focos, como en Frigiliana, un pueblo de Málaga que no alcanza los 2.000 habitantes. El récord de asistencia en España lo tiene el Sant Jordi en 2008, cuando se reunieron 17.500 aficionados al baloncesto para disfrutar con unas diabluras impensables para el común de los mortales.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=C1M7n1EZqG4&feature=bf_prev&list=UU_HgtI1WieWXTJu-EWHGr9w[/youtube]

Como curiosidad, hay que reseñar que el papa Juan Pablo II fue Globetrotter honorífico desde el año 2000, uniéndose a una lista de personalidades entre las que se encuentran Nelson Mandela, Henry Kissinger o Bob Hope. Además, los jugadores han dado el salto a la gran pantalla en numerosas ocasiones, con varias series de animación protagonizadas por ellos, o realizando cameos en otras series históricas como Scooby Doo o Futurama.

Los más pequeños disfrutarán a partir del próximo domingo con Atkinson o Rodríguez, con quienes podrán interactuar en el espectáculo. Las fotografías y los autógrafos estarán a la orden del día por toda la geografía española. No acaparan portadas como Dwyane Wade, LeBron James y compañía, pero los Globetrotters garantizan la sonrisa de los jóvenes, un activo que convendría tener siempre presente. Sin olvidar que siempre puede caer algún récord Guinness, como el salto de 3,65 metros realizado por Mike Wilson en Birmingham (Inglaterra) en 1997. 

Fotografías cedidas por HT Publicidad

Dejar respuesta