La alta presencia de polonio en los restos de Arafat apunta al envenenamiento

0
81

Los expertos suizos que analizan los restos del cuerpo de Yasser Arafat ha encontrado cantidades inusualmente altas de polonio 210. Los resultados de la investigación “apoyan moderadamente” la hipótesis del envenenamiento como causa de su muerte. La Comisión de Investigación comenzó su trabajo hace un año, a raíz de informaciones publicadas por Al Jazeera. Todavía se espera el informe de los equipos de Rusia y Francia.

Tumba de ArafatEl informe suizo es el primero de los tres análisis forenses realizados a los restos del difunto líder palestino. Los forenses del Instituto de Radiofísica de la Universidad de Lausana, han identificado en los restos niveles de polonio al menos 18 veces más elevados de lo normal. En colaboración con los científicos del Centro de Medicina Legal, han afirmado que el resultado “apoya moderadamente” la teoría del envenenamiento como causa de la muerte de Yasser Arafat. Si bien no pueden afirmar categóricamente que fuera el motivo de su fallecimiento. El equipo de científicos suizos, franceses y rusos comenzó su trabajo hace un año tras la exhumación del cuerpo en Ramala. Se esperan pronto los resultados del informe forense de Rusia. La publicación del estudio francés dependerá de la investigación judicial que se realiza paralelamente. En julio de 2012, la cadena catarí Al Jazeera publicó el documental What killed Arafat? La viuda del rais palestino proporcionó sus pertenencias e historial médico a un equipo de científicos suizos. Los resultados de las pruebas realizadas revelaron la presencia de altas cantidades de polonio radiactivo. Suha Arafat pidió a la Autoridad Palestina la exhumación del cuerpo del difunto, provocando la apertura de la nueva investigación.

Yasser Arafat falleció en noviembre de 2004 en un hospital militar de París. Había sido trasladado desde Cisjordania tras presentar síntomas de trastorno gastrointestinal, hemorragias internas y diversas complicaciones. Ni los médicos ni los forenses franceses confirmaron entonces la causa concreta de su muerte. El círculo más cercano al presidente, especialmente su viuda, han mantenido desde entonces que se trató de un asesinato. Asimismo, la mayoría de la sociedad palestina se muestra de acuerdo con esta suposición y apunta directamente a Israel. Por su parte, las autoridades israelíes han negado reiteradamente su implicación en el fallecimiento.

Arafat en los acuerdos de OsloEstas acusaciones se basan en la estrecha relación de Arafat con la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) y las guerrillas, enemigas de Israel. Además, el fundador de  Al-Fatah estuvo encerrado desde diciembre de 2001 en su residencia de Ramala. El Gobierno israelí había decidido restringir su libertad de movimientos debido a su supuesta implicación en acciones armadas de los grupos palestinos. Le permitió marcharse cuando enfermó en otoño de 2004.

Pese a la falta del resto de análisis, Suha Arafat ha hablado ya de “asesinato político”. El director de la comisión palestina en el caso, Tawfik Tirawi, ha afirmado que llevará el asunto a la corte internacional de confirmarse sus sospechas sobre el asesinato. Los esperados informes de Rusia y Francia podrían aportar datos más esclarecedores. Los resultados de la investigación serán importantes también para el frágil proceso de paz entre Palestina e Israel. El diálogo se ha vuelto a estancar recientemente. La delegación palestina encargada de la negociación ha dimitido al considerar a Israel poco serio y comprometido. A la falta de progreso, se le suma un reciente intercambio de ataques en la franja de Gaza. El aumento del clima de inestabilidad en sus relaciones afectaría enormemente al desenlace de las negociaciones.

Dejar respuesta