Kramer Vs. Kramer: Eclipse

0
274

Amor, lucha y oscuridad
Por Tania Sanz.
Bella se enfrenta a la etapa más dura de su vida: la toma de decisiones. No sólo tendrá que elegir entre la inmortalidad o la fugacidad de la vida humana sino que tendrá que aclarar sus sentimientos y escoger entre Edward, el dulce vampiro, y Jacob, el inestable licántropo. Eclipse cierra el triángulo amoroso entre los protagonistas y hace que La Saga Crepúsculo evolucione hacia algo más profundo: lo que debes ser y lo que realmente quieres ser.

Todo comienza con una elección. Mientras Bella intenta poner en orden su vida, Victoria sigue empeñada en vengar la muerte de James, su compañero, y decide crear un ejército de vampiros neófitos para que vayan a por Bella. Esta situación propiciará una alianza de lucha entre los Cullen y la manada de licántropos de Sam, haciendo que Edward y Jacob trabajen juntos por la protección de la chica de sus sueños.

Eclipse va más allá que Crepúsculo y Luna Nueva. Hay una clara evolución de los personajes, los actores exploran nuevas facetas y muestran unos protagonistas más maduros. Los efectos especiales están muy logrados, tal y como ocurría en Luna Nueva y a los amantes del libro les encantará, puesto que se ajusta muy bien al texto de Meyer tanto en el transcurso de la acción como en los diálogos: se emplean frases textuales a menudo.

David Slade ha sabido dotar a esta tercera entrega de la oscuridad justa, aportando toques de humor que hacen que el espectador se relaje ante la tensión de fondo de la trama, pues no sólo se trata de la elección de Bella; Eclipse pretende reflejar la cuestión de la existencia del alma, de las consecuencias de nuestros actos y elecciones y, en definitiva, plantea el debate entre ser lo que uno quiere o lo que debe. Es un film más maduro, más adulto, con secuencias de acción y algo de sexo. Es la primera vez que se toca el tema de la virginidad de manera abierta, reflejando un choque de mentalidad entre dos épocas: la de Edward y la de Bella.

El 30 de junio llegó el estreno mundial de la tercera entrega de la saga creada por Stephenie Meyer. A media noche (el día del estreno) Eclipse había recaudado una media de 30 millones de dólares en la taquilla estadounidense, batiendo récords y alcanzando a sus predecesoras. En su primera noche de proyección, la anterior cinta Luna Nueva alcanzó 26,3 millones de dólares.

Eclipse ha llegado a la cartelera española con 717 copias, de las cuales 213 se proyectaron en la Gran Maratón de La Saga Crepúsculo donde se vieron las tres entregas de la saga (Crepúsculo, Luna Nueva y Eclipse). Sólo hubo dos sesiones del último film a partir de las 22:00 h. La recaudación total, según datos provisionales, alcanza 1.600.000€ y descontando la parte proporcional que corresponde a la maratón, las cifras de las dos únicas sesiones de Eclipse en su día de estreno oscilan en torno a 1.340.000€, superando en un 52% la recaudación conseguida por Luna Nueva en nuestro país. Estos datos sitúan a Eclipse como el cuarto mejor estreno en miércoles de la historia.

Con una acogida como ésta, queda claro que la tercera parte de La Saga Crepúsculo será una de los taquillazos más fuertes del verano. Además, y por si alguien no se ha dado cuenta, queda fiebre vampírica para rato.


Eclipse, mejora la segunda película de la saga Crepúsculo
Por Iván Martínez
El pasado 30 de junio era una cita marcada en el calendario para todos los fans de la saga Crepúsculo, ya que se estrenaba la tercera parte llamada Eclipse. Las vacaciones hicieron que los jóvenes acudieran en masa a los cines para volver a revivir las nuevas aventuras de sus lobos y vampiros favoritos.

No ha pasado más que un día y ya conocemos los récords conseguidos por la película, que como su antecesora ha catapultado a la saga a lo más alto de la lista de ventas. Se ha colocado en la segunda posición respecto a la mejor recaudación en un solo día, haciéndose con la friolera de 68,5 millones de dólares en Estados Unidos. Por ello desbanca a Transformers: la venganza de los caídos que mantenía este record en un estreno de día de diario, aunque no ha podido con Luna Nueva y sus 72,7 millones recaudados.

Igual que fuimos muchos los que salimos descontentos del cine al ver Luna Nueva sin pensar en lo que el director había hecho con la película, ahora David Slade le da una vuelta de tuerca para convertirla en lo buena que era. Se ha basado casi al milímetro en las aventuras del libro, recreando parajes y situaciones muy fieles a las narradas por Stephenie Meyer en sus novelas. Por lo que los fanáticos más acérrimos no podrán tener queja de lo que el director ha quitado o no, porque el resumen del libro es prácticamente perfecto.

El argumento de Eclipse nos dice que Bella, una vez más, se encuentra rodeada de peligro. Victoria está formando un ejército de neófilos (vampiros recientes, sedientos de sangre y muy fuertes) para acometer en las tierras de los Cullen y vengar la muerte de su compañero James. Al mismo tiempo la temerosa e imprudente Bella Swan deberá elegir entre el amor incondicional de Edward o la amistad de Jacob.

De varios aspectos son con los que tenemos que quedarnos en Eclipse:

  • Bella acepta la proposición de Edward de casarse con ella, a pesar de saber que siente algo por Jacob pero no lo suficientemente fuerte.
  • Tras la votación de la familia, Bella se transformará en un vampiro y la fecha queda fijada para después de la boda (al querer ser transformada por Edward).
  • Hombres-lobo y vampiros crean una alianza para derrotar a un mal mayor.
  • Los Vulturis prometen volver al notar la no-transformación de Bella en un vampiro.

Sin embargo no todas las cosas van a ser positivas. Lo cierto es que manejan a las mil maravillas los efectos especiales, pero las frases ñoñas y los silencios prolongados son excesivos para una película de la que se esperaba tanto.

Actuaciones simples y sin muchas complicaciones para los protagonistas principales (Kristen Stewart, Robert Pattison y Taylor Lautner), y reitero la frase del propio protagonista “¿Es que (Jacob) no tiene camisetas?”. Aunque siguen la lógica del libro y del calor interior que sufren los lobos, veo un poco de muestreo gratuito-reclamo que el pobre actor tenga que aparecer siempre con el torso descubierto.

Bastante logrados todos los Cullen, cada uno en su carácter siempre eternos, bellos y sin un ápice de los estragos provocados por la edad. También importante la actuación del nuevo vampiro transformado por Victoria, Riley (Xavier Samuel) y que es quien lidera el ejercito de vampiros.

Sinceramente Eclipse me ha dejado un buen sabor de boca, un sabor que me dice que se puede hacer algo grande de este tipo de libros. Aunque como vimos con Luna Nueva no basta ponerse en la dirección y dar cuatro mandatos, hay que saber calcular y poner en orden cada escena y cada plano. Esperemos que Amanecer no defraude además de estar dividida en dos partes…

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=70hVr2c_LS8[/youtube]

Imágenes:
Aurum

Dejar respuesta