Javier Valenzuela: “Sobrevivirán los que convenzan de que vale la pena pagar por un periodismo crítico, defensor de la ciudadanía y bien escrito”

2
520

redacción-el-mundoSiete profesionales del Periodismo nos dan las claves para entender el futuro de la profesión en 2014. Destacan la necesidad de abandonar el exceso de contenidos gratuitos para obtener información de calidad, la apuesta por nuevos medios y el auge del análisis e interpretación como forma de ahondar en los hechos. Todos, expertos de la prensa tradicional, digital, televisión y radio, coinciden: al periodismo le queda mucho camino por delante.

El Nieman Journalism Lab publicaba recientemente en su web las predicciones del periodismo para este año que comienza. En ellas, 23 expertos de la profesión intentaban vislumbrar desde diferentes perspectivas el camino que deberá recorrer el periodismo en 2014. En La Huella Digital hemos retado a algunos de nuestros periodistas a leer el futuro más inmediato de esta profesión, que atraviesa una fuerte crisis y necesita, más que nunca, reinventarse.

Todos coinciden en la importancia de devolver el valor que merece a una información que, debido al fenómeno blog y a la rapidez de Internet, ha perdido su peso económico y, con ello, calidad. La buena información tiene un precio; con ella, los nuevos medios (digitales o no) ganan seguidores, se enfrentan a grandes cabeceras y, a fuerza de investigación, inversión y duro trabajo, logran ofrecer información de calidad que el lector valora cada día más. Abandonar las noticias de última hora y los titulares escuetos a cambio de mayor análisis de los acontecimientos debe ser prioritario en el cambio de conciencia de los medios.

 Javier Valenzuela, periodista, fundador de Tinta Libre

valenzuelaEl periodismo escrito español vive una transición tan profunda como la del período 1975-1985. La innovación ya no viene de esos dinosaurios convertidos en vasallos de bancos, multinacionales y grandes partidos, cuyo futuro es dudoso, sino de los nuevos medios independientes -impresos y/o digitales- creados en los últimos años por periodistas. A esos nuevos medios los llamo “felinos”. No sobrevivirán todos ellos, como no sobrevivieron todos los diarios y revistas del posfranquismo. Lo harán aquellos que convenzan a más ciudadanos de que vale la pena pagar por un periodismo crítico, defensor de la ciudadanía y bien escrito.

Rosa Meneses, reportera del diario El Mundo, especializada en Oriente Medio y Magreb

RosaMeneses.jpeg2014 será el año en que los medios definan su relación con las nuevas tecnologías y apuesten por un periodismo online de calidad, donde primen las noticias bien elaboradas; será el momento de que aprovechen la versatilidad de lo virtual para contar lo que pasa utilizando varios lenguajes (el escrito, el visual, el hipertexto…), y las web de noticias vayan más allá de la última hora escueta y los titulares descontextualizados. Será el año en que los lectores aprecien esta nueva forma de contar y reconozcan que la calidad se paga. Será, por tanto, un año definitivo para que los medios tradicionales y los lectores transformen su relación con Internet y la adapten a las nuevas tendencias y posibilidades, incorporando lo bueno de lo tradicional y lo virtual.

Melchor Miralles, periodista, fundador de El Mundo. En la actualidad, miembro de la dirección de Intereconomía TV

Melchor Miralles.

Soy periodista y creo en el periodismo, más que en las tecnologías, que lo que hacen es proporcionarnos herramientas de trabajo y posibilitarnos llegar al público en diferentes soportes. En 2014 los periodistas debemos trasladar a los ciudadanos informaciones, noticias veraces y exclusivas. Y análisis serios. La investigación, el análisis y la opinión. El público busca noticias “a la carta” y los periodistas hemos de ser capaces de hacérselas llegar a través de todos los dispositivos de que disponemos hoy en día. Y espero que este año se avance en el rigor. En el mundo digital hay medios de nivel y prestigio, y hay mucha bazofia, mucha escoria, medios que denigran a la profesión con informaciones no contrastadas, inveraces, falsas, que además de hacer daño a quienes son objeto de las mismas, perjudican notablemente al prestigio de la profesión. Pero insisto, los grandes grupos, como los profesionales independientes, si aportan noticias, exclusivas, investigación, conectarán adecuadamente con los ciudadanos.

Pilar Blázquez, colaboradora en la sección de Economía en Eldiario.es

Pilar Blázquez

El periodismo en 2014. Desde el punto de vista de los medios de comunicación continuará la búsqueda de un modelo rentable. Yo creo que ese objetivo sólo se puede conseguir ahondando en la colaboración periodistas-lectores más allá de lo que hasta ahora se ha definido como periodismo ciudadano. Los periodistas tenemos el reto de convencer a los lectores de que si quieren información o, mejor aún, interpretación de la realidad de calidad debe pagar de alguna manera por ello. El todo gratis conduce, como hemos visto en estos últimos años, a un exceso de “información” con textos redactados para cautivar a los algoritmos de google de escasa o nula fiabilidad.

Desde el punto de vista de los profesionales, dudo que 2014 suponga un cambio sustancial. Sin un modelo claro de negocio la precariedad laboral seguirá dominando el panorama informativo. Aunque a más largo plazo, espero que acabe triunfando la razón y los medios descubran que sólo apostando por los profesionales se puede ofrecer una información cualificada por la que los lectores estén dispuestos a pagar.

Tal vez sea una pescadilla que se muerde la cola, pero, en mi opinión, sólo implicando a los lectores en el proceso de la creación de contenidos se puede conseguir el medio del futuro. Y cuando digo implicar no digo que sean ellos los que tienen que hacer los contenidos sino que se les debe facilitar una mayor interactividad con el profesional que finalmente debe servirle la noticia, o mejor, la interpretación de ésta.

Otra de las tendencias que -creo- van a triunfar en el futuro es la del periodismo interpretativo. Eso sí, en 2014 todavía seguiremos buscando nuestros ‘scoops’.

Santiago González, columnista en El Mundo, y editor de “El blog de Santiago González” en El Mundo

Santiago González.

No creo que las dos crisis que afectan al periodismo (la de los anunciantes y la tecnológica) vayan a tener solución este año, si bien parece que los distintos medios la están padeciendo de manera diferente. Más agudamente los diarios impresos, la sobrellevan más suavemente en la radio, y la televisión se ve afectada por los costes, que la llevan hacia el empobrecimiento de contenidos y la consolidación de la telebasura.

La crisis debida a la competencia de Internet para la prensa escrita va a ser más duradera, irresoluble si los medios no rectifican su error de ofrecer sus contenidos en abierto. Los humanos no pagan voluntariamente por lo que se han acostumbrado a disfrutar gratis, pero deberán asumir que el periodismo tiene costes, que un blog que ofrece los contenidos de los diarios no es periodismo y son parasitarios. Si los periódicos desaparecieran, los blogs lo harían con ellos. En todo caso no veo que las empresas hagan reflexiones que puedan cristalizar a corto plazo.

Ana Ibáñez, presentadora en el Canal 24horas, de TVE

Ana Ibáñez.

2014 puede ser el año en el que se consolide definitivamente “otra forma” de ver televisión. A la generalización del uso de dispositivos móviles de última generación se suma una audiencia cada vez más exigente a la hora de demandar contenidos extra y de calidad. De ahí que en los últimos meses hayan surgido plataformas como +TVE o “Botón rojo” -conocidas como “segundas pantallas”- que permiten profundizar en temas de actualidad o series de ficción e interactuar a través de las redes sociales (además de poder ver lo que quieras, cuando quieras y donde quieras). Un maridaje prometedor entre televisión e Internet que por otra parte plantea un nuevo reto: La medición de audiencias y el impacto de los contenidos sobre el espectador.

 Toño Fraguas, colaborador en Cadena Ser y en medios como Rolling Stone, Grazia y La Marea, entre otros

toc3b1o-fraguas

Creo que en 2014 se consolidará la pérdida de influencia de las grandes cabeceras periodísticas y se afianzarán tres fenómenos: por un lado, mostrarán su viabilidad algunos de los nuevos medios (más segmentados -dirigidos a comunidades más pequeñas de lectores y usuarios- y creados por periodistas sin ansias de convertirse en magnates de la comunicación). Por otro lado, las instituciones políticas, culturales, empresariales, educativas, etcétera (buena parte de las fuentes, en definitiva) incrementarán a través de redes sociales la comunicación directa y el cultivo de sus propias comunidades de lectores y usuarios y, para ello, emplearán a periodistas. Por último, dado que las estructuras de los grandes grupos de comunicación tienen urgencias y prioridades distintas al periodismo, asistiremos a un incremento de noticias ‘externalizadas’ (muchas derivadas de la investigación con los llamados ‘big data’) surgidas de equipos transnacionales de periodistas ‘freelance’, financiados por consorcios, fundaciones e instituciones educativas.

Imágenes cedidas por los entrevistados

2 Comentarios

  1. […] Siete profesionales del Periodismo nos dan las claves para entender el futuro de la profesión en 2014. Destacan la necesidad de abandonar el exceso de contenidos gratuitos para obtener información de calidad, la apuesta por nuevos medios y el auge del análisis e interpretación como forma de ahondar en los hechos. Todos, expertos de la prensa tradicional, digital, televisión y radio, coinciden: al periodismo le queda mucho camino por delante.  […]

Dejar respuesta