James explota y el Madrid se dispara

0
133

Con un rotundo 0-4 ante el Granada el conjunto madridista continúa con su buena racha de goles y resultados. Sólo la lesión de Carvajal empañó una tarde tranquila y próspera para los de Ancelotti, que gracias al toque y la posesión, dieron un nuevo recital futbolístico.

James Rdoríguez (23) marcó dos tantos en la victoria blanca en Granada. Foto: Gabriel Boia (flickr)
James Rdoríguez (23) marcó dos tantos en la victoria blanca en Granada. Foto: Gabriel Boia (flickr)

En los prolegómenos de la cita en Los Cármenes, el técnico italiano defendió la calidad de sus jugadores debido a la polémica entrega de los premios de la Liga, en la que a pesar de no haber conquistado el pasado campeonato liguero, los futbolistas blancos acapararon todos los premios individuales en detrimento de los del Atlético de Madrid, vencedores de la competición.

Su rival, Joaquín Caparrós, tampoco se libró de la polémica ya que protagonizó una reacción acalorada debido a que un medio de comunicación publicó en portada unas declaraciones suyas dando a entender que se daba por vencido antes de disputar el encuentro. Con el carácter que le caracteriza, el técnico de Utrera aseguró que tales informaciones eran falsas rompiendo con vehemencia un ejemplar de dicha publicación e hizo hincapié en que su equipo, pese a las obvias y profundas diferencias, saldría a darlo todo.

Pero resulta muy complicado cuando antes de que se cumpla el tercer minuto del partido el Madrid (4-4-2) se pone por delante. Y es que Ronaldo anotaba tras una jugada iniciada por Carvajal. Tras un pase de Benzema, el luso disparaba el balón al fondo de la portería de Roberto para seguir batiendo marcas. En su partido 700 lograba anotar por octavo partido consecutivo para colocarse con 17 tantos en Liga. Sellaba así su gol 50 (46 en el club blanco y el resto con su selección) en 2014 y está a 19 de la marca con la que cerró la pasada campaña.

El Granada (4-4-2) por medio de balones largos, trataba de trenzar jugadas pero no llegaban con verdadero peligro como si lo hacía el rival con las opciones protagonizadas por Isco, Benzema y James, que se encuentran en un estado de forma fantástico. Los blancos dominaban la posesión y los locales no eran capaces de disparar a puerta por lo que estaba más cerca el segundo gol que el del empate.

Y así sucedió, en el 32, cuando James situó el 0-2 en el marcador. Sin duda un gol espectacular ya que el colombiano disparó al primer toque un izquierdazo que tomó efecto resultando imposible para el portero. Continúa de este modo justificando su carísimo fichaje con un juego exquisito y goles.

Llegaron tras el tanto unos minutos alocados en los que llegó el primer tiro a puerta del Granada, una acción en la que Pepe midió mal y pudo lesionar a Ramos por estirar demasiado la pierna y lo más preocupante, la lesión de Carvajal, a priori muscular, que tuvo que ser sustituido pro Arbeloa.

En los últimos minutos bajó el nivel el Madrid y el Granada dispuso de varias ocasiones que no materializó. La segunda mitad comenzó con un cambio para los locales, Eddy dejó paso a Javi Márquez, y una buena ocasión para Córdoba que detuvo sin problemas Casillas. Acto seguido llegó la segunda sustitución ya que se lesionó Success y entró El Arabi, que en el 53 tuvo una buena oportunidad que fue respondida con otro gol que terminaba con todas las esperanzas de remontada para el Granada. CR7 cedió de tacón en el área para Benzema que anotaba un buen gol que suponía el 0-3.

Los merengues continuaron con su dominio y con un generoso Ronaldo que cedía las ocasiones a sus compañeros. El Granada realizó el último cambio dando entrada a Rochina por Córdoba en el 66 y Ancelotti hacía lo propio poco después entrando Khedira por Modric y luego Illarramendi por un Isco que salió ovacionado por la afición rival.

Tras varios remates para cada equipo, llegó el gol que cerraba la noche, el 0-4 de James, bigoleador, tras una combinación entre Benzema, Arbeloa y CR7. El duelo, que finalizó con una parada de Casillas a Rochina, sirvió para confirmar el buen momento de los blancos y para poner en peligro a los de Caparrós ya que tras la derrota se acercan a los puestos peligrosos de la tabla.

Sin tiempo para descansar, los madrileños se enfrentarán mañana, a las 20:45 horas, al Liverpool en el Bernabéu, que llegará a la cita del tras perder ante el Newcastle por 1-0. En competición liguera los merengues recibirán al Rayo Vallecano, también como local, el próximo sábado a las 20:00 horas.

Dejar respuesta