Inglaterra se clasifica como líder del grupo D

0
84

La selección inglesa supo doblegar a una trabajadora Ucrania gracias al solitario gol de Wayne Rooney, que volvía al combinado nacional tras dos partidos de suspensión. Francia, por su parte, perdió la oportunidad de ser líder de grupo al perder frente a Suecia, que a pesar de no jugarse nada, labró un gran encuentro y dejó una obra de arte de mano de Ibrahimovic.

Wayne Ronney

El choque entre franceses y suecos no suponía absolutamente nada para los amarillos, pero ‘tiraron’ de orgullo y se las ingeniaron para no marcharse de la Eurocopa con cero puntos.

El conjunto de procedencia vikinga sacó los cuernos durante los primeros minutos, con un Toivonen que pudo sorprender a Lloris con un testarazo que salió desviado. El delantero rubio de la selección de Suecia fue el que más peligro llevó en el área gala, pues hizo temblar la portería de Lloris con un disparo al palo y un balón que, finalmente, consiguió atajar el meta. No obstante, a pesar del buen inicio sueco, los franceses tomaron las armas y empezaron a asustar con las virguerás y disparos de Frank Ribery. Benzema también pudo abrir el marcador de volea, pero el partido llegó al descanso con 0-0.

Ya en la segunda mitad, Ibrahimovic, que no quería marcharse de la Eurocopa sin dejar huella, firmó el que puede ser el mejor de la competición para adelantar a los suecos. El esférico despegó desde la banda derecha y el gigante del Milan sacó a pasear su mágica derecha, que empalmó el balón mientras se suspendía en el aire. El banquillo amarillo estalló de alegría como si aún tuviese vida en este torneo, y el gozo aumentaría con las sucesivas ocasiones de los jugadores escandinavos, que no dudaron en regalar una fantástica actuación a sus aficionados. Primero, fue Wilhelmsson, más tarde, Mellberg, y aunque los franceses volvieron al ataque con un repetitivo asedio sobre los dominios de Isaksson en los últimos minutos, fue Larsson el que marcó para el equipo sueco.

En el Inglaterra-Ucrania del mismo grupo, los ingleses recuperaban a Wayne Rooney y los ucranianos tratarían de perpetuar su pequeño sueño europeo sin contar con Anriy Shevchenko en su once inicial.

Fueron los anfitriones los encargados de poner ritmo en el partido con constantes disparos lejanos y centros hacia la portería de Hart que no fructificaban por la falta de un delantero que metiese la puntilla. Inglaterra mostraba su habitual parsimonia, desaprovechando a unos magníficos jugadores que dieron su primer aviso de la mano de Wayne Rooney, que cabeceo fuera un centro desde la banda izquierda.

Al poco de dar comienzo el segundo acto, Gerrard galopó por la banda izquierda, dribló a Selin como un auténtico extremo y puso un centro corto que Pyatov no consiguió blocar. Rooney, que esperaba a pocos centímetros del guardameta ucraniano, remató a placer y puso en el marcador el único tanto de la noche en el Donbass Arena.

Tras el gol de Ronney, hubo un intercambio de golpes hasta que llegó la polémica jugada del encuentro. Devic se plantó delante de Hart, y, tras dejar sentado a Terry, el portero consiguió desviar el lanzamiento final del ucraniano. El balón hizo una parábola y planeó hasta introducirse en la portería inglesa, pero Terry lo despejó antes de que el árbitro viera el gol, el cual debió subir al marcador.

Finalmente, Walcott se empeñó en abultar el resultado con un tremendo disparo que Pyatov desbarató con acrobacia para solventar el tanto de Rooey, y Konoplyanka probó desde lejos con un maravilloso latigazo que a punto estuvo de lastimar a Hart.

Con estos resultados, Inglaterra y Francia se suman a la lista de clasificados de la Eurocopa, mientras que Sueca y Ucrania salen de la competición con todos los honores. Los ingleses británicos se verán las caras con Italia en cuartos de final y Francia tratará de eliminar a la vigente campeona: España.

Imagen: sopitascom

Dejar respuesta