Houston pone la directa, Atlanta se hunde y Memphis se acerca peligrosamente

0
93

Después del fin de semana en New Orleans, la NBA ha vuelto a la competición y ahora sí que entra de lleno en la parte decisiva de la temporada. Los equipos tienen aún dos días para conseguir un traspaso que les de un salto de calidad a sus plantillas de cara a los playoffs o algún jugador en último año de contrato para liberar espacio salarial de cara al mercado de agentes libres. Antes de que se consuma el período de espera, y con él algún movimiento de última hora, algunos equipos han dado un salto de calidad en este mes de febrero, especialmente Houston y Memphis.

Dwight Howard (28), clave en el buen momento de Houston Rockets. Foto: Mike (flickr)
Dwight Howard (28), clave en el buen momento de Houston Rockets. Foto: Mike (flickr)

Houston es el gran agitador de la liga en el último mes con siete victorias consecutivas. El equipo texano se ha afianzado en la tercera posición de la conferencia oeste amenazando la hegemonía de los Spurs en la división suroeste. La pareja Howard-Harden empieza a dar sus frutos, con el pívot dominando ambas pinturas y el escolta poniendo los puntos desde el perímetro. Si además a este dúo se le unen secundarios de lujo, como Chandler Parsons o Terrence Jones que están haciendo una temporada increíble, los Rockets pueden presentarse como serios candidatos a dar guerra en el oeste. El problema de McHale está siendo la posición de base, donde ni Jeremy Lin, que en los últimos partidos ha subido su nivel, ni Patrick Beverley, están dando el rendimiento que se esperaba de ellos por lo que la opción de un traspaso tampoco queda descartada.

Quienes también están teniendo un espectacular mes de febrero son los Memphis Grizzlies. Marc Gasol ha vuelto a las pistas y los de Tennessee ha recuperado la sonrisa, especialmente el compañero del español en la pintura, Zach Randolph, que ha visto como sus números han subido con el regreso del pívot catalán. La ausencia de Mike Conley Jr en los últimos partidos podría haber supuesto un problema para el equipo, pero el rookie Nick Calathes ha asumido la dirección del equipo y las cosas no han ido mal. Mike Miller también ha aportado su grano de arena en las últimas victorias saliendo desde el banquillo con buenos porcentajes desde la línea de 7,25. Así, los Grizzlies se han puesto a menos de dos partidos de playoff acechando peligrosamente la posición de los Mavs.

Volando hasta el otro lado del país destaca un ejemplo completamente contrario: el de los Atlanta Hawks. El conjunto de Georgia lleva seis derrotas consecutivas, dos especialmente importantes ante Toronto y Chicago, que les han bajado a la quinta posición de la conferencia este. La lesión de Al Horford, para toda la temporada, a la que se han sumado los problemas físicos de Pero Antic, dejan la pintura demasiado coja. El único que sigue al nivel de siempre es Kyle Korver, que continua con la racha de triples anotados cada partido y cuyo récord definitivo no se sabe dónde quedará establecido.

Pablo Rodríguez (@pavlinrodriguez)

Dejar respuesta