GP de España 2011

0
223

Barcelona ha vivido un año más la emoción de la Fórmula 1 con algunas imágenes espectaculares que quedarán para siempre grabadas en la memoria de los amantes de este deporte.

Montmeló se despide hasta el próximo curso de la Fórmula 1 con un Gran Premio apasionante que será difícil de olvidar. Pese a los pocos adelantamientos vistos en pista, que sin embargo han sido muchos más que en todas las anteriores citas del trazado catalán, el Circuit nos ha brindado la oportunidad de volver a ver a aquel Alonso único en las salidas; de comprobar como el ritmo del Red Bull es aún mayor en manos de Vettel; o cómo las escuderías evolucionan sus monoplazas hasta limites inimaginables. Pero el GP de España también nos trae la decepción de Jaime Alguersuari, que con un Toro Rosso que degrada mucho los neumáticos ni tan siquiera puede acercarse a los puestos que otorgan puntos.

Fin de semana agridulce para Fernando Alonso. Agrio, porque acabó quinto y siendo doblado, y en esta situación, es difícil ver qué puede haber de dulce en tan nefasto resultado. Pero la verdad es que Fernando Alonso volvió a dar una lección magistral al volante de su pobre F150º Italia, sacándose de la chistera una vuelta genial en la calificación del sábado que le colocó cuarto en parrilla, justo por delante de Button, pese a la radical diferencia de rendimiento entre el Ferrari y los Red Bull y McLaren. Y dulce también por la increíble salida que realizó en la carrera, situándose primero en la primera curva, en una de las maniobras más espectaculares que se recuerdan, y que nos devuelve a la memoria esas salidas a las que Alonso nos acostumbró en su primera etapa en Renault, cuando todavía los monoplazas equipaban control de tracción y poseían un sistema (un botón) que prácticamente aceleraba solo, ocupándose el piloto más que nada en esquivar los coches que se le ponían por delante. Pero bueno, fue en vano, pues su monoplaza no rinde, y tarde o temprano todos los que llevaban un monoplaza superior le fueron pasando.

Ferrari, ya lo hemos dicho otras veces, está mal, muy mal. El equipo evoluciona, pero no lo suficiente, y Domenicalli ya avisa, si esta situación no acaba para Valencia (dentro de tres carreras), se plantearán muy seriamente abandonar el desarrollo del F150º Italia para centrar sus fuerzas en el monoplaza de 2012, a sabiendas de que este año la pretemporada va a ser muy corta (pues la inclusión, casi segura, de Bahrein obliga a trasladar el GP de la India a diciembre), y de que esta estrategia fue tremendamente acertada cuando Ross Brawn la realizó con Honda, que finalmente se retiraría justo cuando tenía un coche campeón (el BrawnGP de Button en 2009). Así que es posible que no veamos este año a Alonso luchar por el Mundial de pilotos; pero como él mismo dice, ha nacido testarudo, y en Ferrari lo son también, por lo que sus rivales tendrían que tomarse estas palabras más como una advertencia de lo que puede venir que como un alivio por ver la retirada prematura de uno de los más fuertes rivales.

Sin embargo, estas consideraciones sobre la evolución de Ferrari tienen un pero. La escudería montó un alerón trasero que, según Alonso, les daba ventaja, algo que pudimos ver durante los entrenamientos libres del viernes. Pero este ingenio, pese a cumplir con la letra del reglamento, fue declarado ilegal el viernes noche por saltarse el espíritu de la norma, lo que convirtió al F150º Italia en un monoplaza demasiado desequilibrado (como sabrán, la aerodinámica de un coche es un conjunto, en donde la modificación de una parte altera el flujo del todo). Así que no desesperen, pues es posible que pequeñas modificaciones en el desarrollo puedan acercar, de nuevo, a Ferrari en la lucha por el Mundial.

En otro mundo, mucho más bonito, vive Vettel. El alemán veía cómo su compañero de equipo, Webber, le superaba, un año más, en la calificación del sábado. Pero todo cambió en la salida, en donde le paso mientras contemplaba atónito el misil rojo que le tomaba la delantera, una maniobra que después comentaría entusiasmado junto a Hamilton cuando esperaban para abrir la botella de los campeones. Y es que la salida de Alonso no solo sorprendió en televisión, sino más aun a aquellos que la vivieron en primera persona. Pero, como hemos dicho, fue en vano, pues el rendimiento del Red Bull es muy superior al de Ferrari, y cuando Alonso entro en boxes y no pudo ya restarle adherencia al toro rojo, Vettel apretó y se puso delante. El alemán está demostrando este año por qué le consideran uno de los grandes de este deporte, sin cometer los fallos que antes cometía, y siendo regular y metódico en su conducción. Y para colmo, el histórico defecto de los coches de Newey, la fiabilidad, este año no está siendo un problema, por lo que Red Bull camina sólidamente hacia su segundo doblete consecutivo, en una satírica repetición de 2005 y 2006. Aunque aquellos años, Renault no era el mejor, ni mucho menos. Solo los grandes son campeones con un buen coche; pero, como afirma Newey, sin un buen coche nadie es campeón.

También están de enhorabuena en McLaren. Su monoplaza, que nacía con deficiencias muy severas, ha evolucionado increíblemente, y apenas unas décimas le separan ya de los todopoderosos Red Bull. Hamilton se está confirmando como el único piloto capaz de disputarle el titulo a Vettel, clasificando muy bien (algo que no sorprende a nadie, pues Hamilton es, posiblemente, el mejor piloto a una vuelta en muchos circuitos), y acabando siempre muy arriba. Es el único piloto que ha roto el monopolio austríaco, ganado la carrera de China; y teniendo el equipo que tiene, una escudería incansable capaz de evolucionar muchísimo en poquísimo tiempo, es el más firme candidato al titulo, con permiso de Vettel, y ya que ni Webber ni Button están siendo todo lo regulares que debieran. Aunque que nadie dé por vencidos al australiano ni a Jenson, pues aun está ahí, y en la Fórmula 1 todo se mide en milésimas de segundo, todo cambia en milésimas de segundo.

Poco más nos dejó este Gran Premio, el que menos adelantamientos ha tenido, pero si lo comparamos con lo que es tradicional aquí, es más que suficiente. Y poco más que decir porque Alguersuari no cosechó una buena actuación por la tremenda degradación en los neumáticos de su Toro Rosso, que también padeció Buemi, aunque es cierto que el catalán los destroza más. Y porque Hispania no realizó, esta vez, muy buen papel en el circuito en donde la carga aerodinámica más se nota. He de reconocer que siento especial predilección por Kobayashi desde Brasil 2009, y por Sergio Pérez desde que le vi luchando contra Maldonado el año pasado en la GP2, por lo que me alegra verles otra vez en puntos. Como gratificante es, para otros, ver de nuevo a Schumacher por delante de Rosberg.

Acabó el Gran Premio de España 2011 con las posiciones como siguen: 1º Vettel; 2º Hamilton; 3º Button; 4º Webber; 5º Alonso; 6º Schumacher; 7º Rosberg; 8º Heidfeld; 9º Sergio Pérez; 10º Kobayashi; 11º Petrov; 12º di Resta; 13º Sutil; 14º Buemi; 15º Maldonado; 16º Alguersuari; 17º Barrichello; 18º Trulli; 19º Glock; 20º d´Ambrosio; 21º Karthikeyan; se retiraron, por orden inverso, Massa, Kovalainen y Liuzzi.

Y sin tiempo para respirar llega Mónaco, el circuito más espectacular de la temporada, y en el cual Red Bull puede no tener ventaja, ya que en el trazado monegasco no hay curvas rápidas y es todo una cuestión más de tracción y agarre mecánico (principalmente, las suspensiones) que de pura aerodinámica. Ferrari intentará ser competitivo en el circuito que mejor se acopla al F150º Italia y en donde el piloto marca mayores diferencias. Recuerden, este mismo jueves podremos disfrutar, como es tradición en el principado, de los entrenamientos libres. Desde aquí me gustaría felicitar a Marca Motor por el buen trabajo que están realizando este año para acercarnos los entrenamientos libres en directo, comentados magistralmente por Javier Rubio y por uno de mis pilotos españoles favoritos, Andy Soucek, del cual hemos podido disfrutar en la Superleague Formula retransmitida el año pasado por LaOtra (segundo canal de Telemadrid), y desde la lejanía en la Formula 2, de la cual es el actual campeón. Felicidades, y en nombre todos los aficionados a este deporte, gracias.

Fuentes del texto:

Retransmisión en directo del Gran Premio de España por LaSexta Tv.

Retransmisión en diferido del Gran Premio de España por http://www.lasextadeportes.com/formula1/tv/diferido/carrera.

Fuentes de la imagen:

http://es.eurosport.yahoo.com/formula1

 

Dejar respuesta