Gato Charro: “Soy un rockero rumbero”

0
555

La música de Gato Charro nace de la fusión de ritmos como el jazz, el rock o la rumba, mientras que su curioso nombre artístico procede del amor que siente por dos ciudades como Madrid y Salamanca. Con su disco debut, Ven, ha conseguido cumplir una de sus inquietudes: crear su propio proyecto en solitario.

Gato Charro

Con tan sólo 27 años, Álvaro Pacheco ha acompañado ya a bandas de la talla de Deluxe o Pereza, pero siempre en un discreto segundo plano y ocupándose únicamente de la trompeta. No obstante, el sello Maral Producciones apostó por él en 2010 y así pudo lanzar su primer disco. Amante de la música de Triana, Extremoduro o Platero y Tú, confiesa su animadversión por grupos como Pignoise o Andy y Lucas, y se autodefine como “rockero rumbero”.

Tu andadura en la música arrancó muy pronto, cuando comenzaste a tocar en la Banda Municipal de Pinto con tan sólo diez años…
Comencé en la Escuela de Música con ocho años, en la banda entré con diez, y mi hermano también tocaba. Mi padre nos despertaba tocando el acordeón, porque él es músico y tocaba en varias orquestas cuando era joven. Con la banda hacía viajes, salía fuera, iba a Zaragoza, Barcelona,…, y el ambientillo ese de los músicos me enganchó desde muy joven (risas).

Además de bagaje, ¿consideras que ésta banda te aportó otras  influencias que ahora se notan en tu música?
¡Total!, tocar en una banda supone tocar coplas, pasodobles, bandas sonoras, obras clásicas, sinfonías,… Luego la música que escuchas te hace hacer mezclas y es lo que sale en el disco. No me paro a decir voy a hacer un rock, una ranchera,…, me pongo a tocar y de repente sale la letra. Pocas veces hago antes la letra. Haber tocado en fiestas de pueblos o escuchar a Camarón o Rocío Dúrcal yendo para el pueblo en el coche, pues te dejan huella y luego eso sale.  Pero no es una mezcla o una fusión que yo haga en una misma canción. Cada canción tiene un sólo estilo. 

Gato Charro - "Ven"

El disco es una mezcla de muchos estilos. ¿Influye esto en el orden de las canciones? ¿Ordenas los temas en función de la letra o la música?
Pues no lo sé (risas). Hicimos un par de órdenes pero tampoco me he rallado mucho con eso. Sí que quería que al final del disco hubiese algún tema que me molara mucho y así lo hice, para ver si a la gente le gustaba.

Durante tu recorrido en la música has acompañado a otros artistas como Pereza o Deluxe. ¿En qué momento te planteas que quieres hacer sus propias canciones?
He hecho canciones siempre, lo que pasa es que supongo que al irme de gira con Deluxe me di cuenta de que a mí lo que me gustaba era eso. Siempre me ha gustado cantar canciones de otros. Tenía un grupo que se llamaba Los Payos Rangers (risas) y cantábamos versiones. Luego también tenía un grupo de rumbas con el cantante de los Alamedadosoulna, yo hacía los coros pero  nunca cantaba canciones. Supongo que fue yendo en la furgo de Deluxe cuando dije ‘hostia, me gustaría tener mis temas en un CD’, pero nunca pensé en comercializarlo.

Llegó el sello Maral y apostó fuerte por Gato Charro. ¿Qué supuso este paso en tu carrera?
Pues llegó Rafa, me lo dijo de repente, llamé a mi novia, se lo dije y ¡no me creía! Fue un sueño para mí, es una burrada. Tocar y de repente verte tú defendiendo tus propias canciones. Nunca pensé que me podía molar tanto. He completado un ciclo y ha sido con este disco.

Aunque normalmente no tocas la trompeta en los directos, sí que lo hiciste en tu último concierto en la sala Galileo Galilei. ¿Por qué?
Tenía claro que la trompeta iba a salir en cualquier momento. Cuando estás detrás tocando y haciendo coros, como cuando estaba con Xoel, es fácil, pero en el momento que cojo la guitarra y me pongo a cantar, me tengo que acordar de los acordes, de las letras, de que salga todo bien con los músicos que llevo,…, es muy complicado. Lo de sacar la trompeta en Galileo surgió porque hicimos la fotos de promo, yo salí con la trompeta y dije, ‘pues si ya salgo en un cartel con la trompeta y no la saco en directo es para matarme’ (risas).

Gato Charro

¿Te has planteado la posibilidad de hacer conciertos acústicos?
Siempre me lo he planteado pero aún no me veo. Me resulta muy complicado ofrecer un disco a la gente y luego adaptarlo a un acústico. Aún no estoy en ese punto, pero me está picando el gusanillo.

Hace algunas semanas se cumplió el primer aniversario de la muerte de Enrique Morente, que fue pionero en la fusión del flamenco y el rock. En la canción “No te sales” haces algo parecido. ¿Cómo ha podido influir este músico, u otros, en tus canciones?
No he escuchado mucho a Enrique Morente, pero sí he escuchado mucho a Triana por culpa de mis padres y esa canción me suena muy trianera. Me encanta el flamenco, lo respeto un montón, no lo escucho lo que debería pero me sale, igual que me sale un bolero pues me salió esa rumbita. Esa fusión entre jazz y flamenco,…, no sé, es una fusión muy chula. Fue la última canción que compuse, no iba a ir en el disco pero al final la metimos. ¡Soy un rockero rumbero! (risas).

Precisamente en esa canción haces referencia a su condición de “gato”. ¿De dónde viene el nombre de Gato Charro?
Viene por gato-madrileño y Charro por salmantino. Mis padres son de Salamanca, he pasado allí toda mi vida y me sonaba potente, fácil de recordar aunque luego todos mis colegas me vacilan con nombres que no voy a proceder a decir ahora (risas).  Me mola mucho y refleja mi doble amor a dos tierras que son Madrid y Salamanca.

Gato Charro

Hay otra canción, “Canalla”, que tiene muchas probabilidades de convertirse en el himno de Gato Charro. Por lo menos, en los conciertos la gente se viene arriba…
Es la que más me gusta tocar con diferencia. En un concierto, en mi casa, dónde sea. Está mal que lo diga pero de “Se me levantó el amor” tengo que agradecérselo a Robe Iniesta. Creo que él podría cantar esta canción y le quedaría que te cagas (risas). Esa frase seguramente se la haya robado inconscientemente a él.
 
¿Cuáles son tus proyectos más inmediatos?
Tengo muchos temas nuevos para grabar un disco, pero creo que lo más importante ahora mismo es tocar, hacer conciertos, empezar a hacer acústicos y sacar la trompeta en todos los directos. Quiero ver también cómo reacciona la gente con los nuevos temas y los que más molen, grabarlos. Aún así, no tengo prisa en graba un nuevo disco, primero quiero que la gente conozca las canciones de éste disco.

+ Info Gato Charro:
Página web oficial.
Facebook.
MySpace.
Twitter.

Gato Charro – “Despilfarro”
[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=tqHreLdvALc[/youtube]

Fotografías: PURPLE.

Dejar respuesta