Fábregas tendrá su oportunidad

0
242

El 17 de mayo de 2006, el Barça volvió a tocar el cielo del fútbol, como en aquella final de Wembley 14 años atrás. Una pena que, un minuto después de levantar la orejuda, volviese a dormirse en los laureles, pero esa es otra historia. En aquella final de París, hubo un chico de la Masía que no quedó contento con el resultado final. Cesc era más joven aún, una promesa que hoy presume de realidad.
El bombo de los cuartos le brinda la oportunidad de resarcirse contra su club de la infancia. Ahora todo es distinto: líder indiscutible de una camada de jóvenes futbolistas, tiene mucho que ganar y poco que perder. Enfrente, un Barça menor que el del
sextete, pero con un Messi aún más superlativo. Fábregas jugará toda la eliminatoria en casa.

El pequeño cerebro gunner tendrá, además, una batalla individual con sus homólogos en el Barça, esos que le cortan la progresión en la Selección Española y que han mamado el mismo fútbol que él enseña en la Premier desde los 17 años con una asombrosa madurez. ¿Los contras? Esa posible experiencia de la que el Arsenal adolece y que puede pasarle factura en los detalles más nimios de la eliminatoria. Cesc tiene ante sí la oportunidad de consagrarse definitivamente a los ojos del fútbol mundial.

Brugal: El Xerez se resiste a abandonar la Primera División. Nada está perdido hasta que se pita el final.

Garrafón: La criba que hacen los medios deportivos con Pellegrini. Es absolutamente deleznable como se está tratando al chileno.

Fuentes de la imagen:
DAYLIFE (
http://www.daylife.com)

Dejar respuesta