Estados Unidos planea aumentar su red de espionaje internacional

0
69

Fotografía de Jamesdale10Estados Unidos ampliará su red de espionaje internacional a través de la DIA (la Agencia de Inteligencia de la Defensa), según fuentes cercanas al gobierno publicaba el pasado lunes el periódico The Washington Post. Sus nuevos objetivos serán la investigación de amenazas islamistas radicales en África, venta de armas en Corea del Norte e Irán y la modernización militar en China.

El aumento de esta red de espías se suma así a la ampliación de la CIA que tuvo lugar tras los atentados del 11 de Septiembre de 2001. De esta forma asistimos a una nueva red de proporciones nunca vistas antes en la historia de Estados Unidos ya que la organización aumentará hasta los 1.600 colaboradores.

La DIA tendrá como único objetivo reunir información a petición del Pentágono y, en ningún caso, llevarán a cabo operaciones en cubiertas o algún tipo de misión especial, como ataques de aviones no tripulados contra objetivos terroristas. Serán entrenados por la CIA, trabajando con frecuencia con el Comando de Operaciones Especiales estadounidense.

Aunque aún no ha sido puesto en marcha de forma definitiva, el proyecto está coordinado por Michael G. Vickens, principal encargado de la inteligencia en el Pentágono y ha sido aceptado por el Secretario de Defensa y ex-director de la CIA, Leon Panetta y por el ex general David H. Petraeus, quien dimitió hace menos de un mes tras reconocer una relación extramatrimonial con su biógrafa.

Esta reestructuración en el espionaje norteamericano da cuenta de actual tendencia de Estados Unidos de fusionar cada vez más los servicios de inteligencia militar y civil y centrarse en misiones especiales con metas concretas, coincidiendo así con el cambio de mentalidad estratégica del presidente Barack Obama.

Bradley y Wikileaks

El pasado 2010 el joven Bradley Manning, soldado norteamericano, fue encarcelado por unas supuestas filtraciones de documentos sobre la guerra de Irak y Afganistán a Wikileaks. Esta semana, su abogado, David Coombs, ante la celebración del juicio ha expresado la “vergüenza” con la que Estados Unidos recordará el trato a este joven de 24 años. Manning está acusado de 22 cargos, entre ellos, la entrega de documentos sobre la guerra y el más grave de todos la ayuda al enemigo que podría costarle la cadena perpetua. Coombs aseguró que este es “un caso que tiene mucho significado en este país con libertad de expresión, responsabilidad gubernamental y ciudadanos formados”.

Hay que destacar que estas nuevas declaraciones del abogado de Manning vienen a coincidir con la nueva ampliación de la red de espionaje internacional que ha puesto en marcha el gobierno estadounidense. 

Dejar respuesta