A Eslovenia con un pleno al ocho

0
82
Fuente: Alberto Nevado (FEB)
Fuente: Alberto Nevado (FEB)

La selección española de baloncesto ya se encuentra en Eslovenia para disputar el Europeo absoluto masculino del 4 al 22 de septiembre. El conjunto nacional ha  finalizado la Gira Ñ, preparatoria para dicho campeonato, con ocho victorias en ocho partidos, siendo el único equipo invicto de los 24 participantes en la cita continental.

El debut español fue en Castellón, frente a Polonia, rival que nunca perdió la cara al encuentro y donde España solo en el último cuarto gracias a la entrada revulsiva de Sergio Rodríguez, la ayuda defensiva de Pablo Aguilar y el acierto de tiros decisivos de Marc Gasol en el último cuarto pudo llevarse la victoria, cerrando el marcador con un ajustado 70-66.

A Coruña presenció el segundo triunfo de la Selección contra una impotente Alemania que fue muy inferior y siempre estuvo bajo el dominó español 85 – 54. Una gran primera parte local y un triple y un 2+1 obra de Víctor  Claver en el final del tercer cuatro, dejó visto para sentencia el encuentro. El único que se perdió el duelo fue Xavi Rey por una sobrecarga que superó sin problemas.

La tercera cita fue en Santiago de Compostela frente a los macedonios, que  jamás perdieron las esperanzas de ganar el partido a pesar de perder por 19 en alguna parte del encuentro. Al final, la calidad de Marc Gasol y la imaginación del Sergio Rodríguez derrotaron a su oponente por 66-61.Este día fue especial para el 5 de España, Rudy Fernandéz, que cumplía 150 partidos con la selección española y se convertía en el más joven en conseguirlo ,con 28 años y 4 meses.

Tras tres victorias, España iba cogiendo ritmo e intensidad de competición. De ello fueron testigos en León, contra Macedonia de nuevo. Un partido donde de principio a fin salió todo bien: canastas rápidas e imparables transiciones sobre todo en el tercer cuarto que supusieron una diferencia de 22 puntos arriba que se mantuvo hasta el final, 77-55.

El siguiente adversario fue Francia que llegaba con dos victorias, ante Serbia y Georgia, y una derrota frente a Grecia. Al principio empezó bien, 5-10 a su favor, hasta que entró Sergio Rodríguez y comandó a los suyos a lograr el empate a 18.Francia siguió con la táctica de defender Marc Gasol, ya que era el hombre más buscado por sus compañeros y funcionó muy bien. Así que José Antonio Orenga, entrenador español, tiró de refrán: “a grandes males, grandes remedios”. Ricky Rubio y Sergio Rodríguez repartiendo bola, más Rudy Fernández y Sergio Llull soberbios de cara a canasta dieron el quinto triunfo en Madrid por 85-76.

En el sexto partido se cambiaron las tornas: Francia era local y España visitante. Montpellier fue la ciudad elegida. Un partido de infarto donde ambas selecciones pudieron llevarse la victoria ya que los dos tuvieron la oportunidad de ganar. España buena parte del encuentro se encontró por detrás de Francia, hasta que el 6 español, Sergio Rodríguez, hizo de las suyas en el momento justo, a 30 segundos del final. Un desmarque hacia fuera para colocar la pelota a Marc Gasol perfectamente y que éste anotara con éxito, España por delante 84-85, quedaba solo una jugada, tiempo muerto en pista. Tony Paker recibió y decidió jugarse un triple que no entró, agotando los últimos segundos del encuentro.

La penúltima cita fue contra Gran Bretaña en Murcia, un encuentro muy equilibrado hasta el último cuarto, cuando los españoles ensalzaron un  parcial anotador 15-0 que supuso el jaque mate a los ingleses, y todo gracias a Pablo Aguilar impresionante en defensa y a Ricky Rubio que jugó e hizo jugar a sus compañeros.

La selección inglesa fue el último amistoso en Zaragoza. Gran Bretaña se deshizo en el segundo, cuarto cuando el marcador marcaba 49-30; y a partir de ahí fue un festival de canastas donde todos fueron protagonistas y alcanzaron los dos dígitos de valoración.

 Los amistosos han servido para ver cómo ha trabajado Orenga las bajas en la zona de Felipe Reyes, Pau Gasol y Serge Ibaka. La papeleta de cubrir al mayor de los Gasol y al cordobés le ha tocado a Víctor Claver al que le ha llegado la hora de demostrar su valía; y a los recién llegados Pablo Aguilar, física y mentalmente muy bien; y Germán Gabriel, algo discreto en su participación.  Y para suplir al muro congoleño están Marc Gasol, la estrella y pieza fundamental para el equipo; y  Xavi Rey quien ha dado algún que otro destello de calidad pero no al 100%.

Ocho pruebas y todas superadas con éxito, ahora en el horizonte queda revalidar el título de campeón de Europa. Este equipo tiene calidad de sobra para conseguirlo, pero solo si juegan todos a una, marcando un ritmo intenso y no cometiendo ningún error en los momentos decisivos.

Dejar respuesta