En el circo con Sidonie

1
269

Anoche, los catalanes Sidonie presentaban con gran éxito su nuevo álbum en Madrid. El Teatro Circo Price acogía el estreno en la capital de El fluido García, que no viene sino a mejorar el completo repertorio de la banda formada por Marc Ros, Jesús Senra y Axel Pi. Los toledanos Mucho fueron los elegidos para caldear el ambiente de una noche que tuvo pop, psicodelia, travestismo e incluso inoportunos fallos técnicos. Una gran noche en el circo.

El reloj no marcaba ni siquiera las nueve de la noche cuando llegaba el momento de Mucho, un grupo que sorprendía a comienzos de este 2011 con un álbum debut en el que rompían rápidamente con su pasado. Sin rodeos, la banda se hacía con el escenario de un teatro aún bastante vacío. Poco tiempo para tocar, pero el suficiente para dar buena cuenta de lo que son capaces.

Autodenominados como “forajidos del rock cósmico grecolatino”, la banda comenzó el repaso a su disco homónimo, destacando temas como “Si quieres, no”, “¡Que viva su ley!” o “Vas a saturar”, donde Perarnau demostraba su notable y personal dote como vocalista y la banda, formada por Fausto Pérez a la guitarra, Carlos Pinto a la batería y Miguel de Lucas al bajo confirmaba su experiencia. Tremendamente agradecidos con Sidonie, de los que se confesaron admiradores, Mucho se despedían con “Corre mi reloj” para dar paso a los protagonistas de la noche.

Solo unos minutos después las luces se volvían a apagar. Entre gran expectación, Sidonie arrancaban con “Alma de goma” y “Tormenta de verano”, dos temas de su nuevo disco. Su trayectoria ya puede considerarse extensa y, en consecuencia, no les faltan posibilidades. Así, la banda parecía decidir no guardarse balas en la recámara y atacaban a continuación con canciones como “Feelin’ down”, “Costa Azul” o “Fascinado”, dando al público lo que esperaba.

Poco después llegaba una de las situaciones más hilarantes de la noche. En un momento inesperado, sin ni siquiera llegar a la decena de canciones, la banda se retiraba a los camerinos e, instantes después, un Marc Ros en batín seguido de Jesús Senra en minifalda y Axel Pi en ajustada camiseta de tirantes, homenajeaban a Freddie Mercury con un fragmento atropellado y humorístico del “Bohemian rhapsody”, en el día en el que se cumplía el 20º aniversario de la muerte del líder de Queen.

Si algo no puede decirse de Sidonie es que sea un grupo plano y convencional en directo, y así lo volvieron a demostrar. Tras la interpretación a capella de “Giraluna”, el grupo sustituía las guitarras eléctricas por acústicas para tocar la que ellos mismos consideraron como una de sus mejores grabaciones, la reciente “Bajo un cielo azul (de papel celofán)”, que enlazarían con “Sylvia”.  A continuación llegaba uno de los momentos claves de la noche con tres de las canciones más contundentes de su último álbum, los ya singles “A mil años luz” y “El bosque” y la instrumental “Negroni”, que sin duda convencieron en directo.

El remate final llegaría con temas ya contrastados, caso de “Nuestro baile del viernes”, “On the sofa” o “El incendio”, con la que trataron de cerrar el concierto, sin mucho éxito debido a un fatal fallo técnico de sonido que dejó casi muda a la banda en el último momento. Aún así, fueron casi dos horas de concierto por parte de los catalanes en las que demostraron estar con más ganas que nunca, pero sobre todo con un nuevo material entre manos más que interesante.

Fotografías: Paloma de la Fuente.

1 Comentario

  1. […] Tras una previa mini-gira acústica que les ha tenido ocupados durante los tres últimos meses, en la que la banda ha ofrecido sus canciones desde otro punto de vista, Marc Ros, Jesús Senra y Axel Pi llegan a La Riviera con la intención de despedirse por todo lo alto, enchufados nuevamente y con Luis Brea como artista invitado. Sidonie despide así una intensa gira de más de cien conciertos que arrancaba el pasado otoño con, entre otros, un recordada noche junto a Mucho en el Teatro Circo Price de Madrid, en el que La Huella Digital ya pudo estar presente. […]

Dejar respuesta