El Sevilla renace en Mestalla

0
66

El Sevilla se deshizo en Mestalla de un Valencia que desaprovechó el gol inicial de Tino Costa. Jesús Navas fue el héroe del encuentro con una asistencia y el gol de la victoria. En Vallecas, el Real Madrid superó al Rayo en un partido con polémica arbitral y una obra de arte de Cristiano Ronaldo. En el Vicente Calderón, el Atlético se midió a un Barcelona que se llevó el triunfo (1-2) gracias a una nueva genialidad de Leo Messi en los últimos minutos de juego.

Los jugadores del Sevilla celebran el gol de Medel

El conjunto de Unai Emery pinchó ante un Sevilla que empieza a notar la mano de Michel, aunque fueron los chés los encargados de abrir el marcador tras una deliciosa jugada del conjunto local que acabó con una guinda exquisita: el golpeo seco, duro, teledirigido de Tino Costa, que lanzó el balón como un misil a la cepa del poste derecho de la portería defendida por Palop.

Pocos minutos después, Jesús Navas, cuya inclusión en la última lista de La Roja había sido muy criticada, asistió a Medel para colocar las tablas en el marcador. Asimismo, el sevillano fue el encargado de dar la victoria a los de Michel con un gol en el minuto 69 tras una magnífica asistencia de Kanouté, aunque el triunfo pudo ser más abultado.

Reyes dribla a Bruno

El Real Madrid entró en terreno peligroso al visitar en Vallecas a uno de los matagigantes de la presente campaña. El encuentro fue incómodo para los de Mourinho, que en la primera parte sólo pudieron avisar con disparos lejanos de Cristiano. Piti pudo adelantar a los rayistas tras una magnífica jugada que incluyó un baile alrededor de Arbeloa y un disparo que se estampó contra el poste.

El Rayo vestía de superhéroe ante una afición que estalló con la incursión del que sería el villano del partido, el árbitro Fernández Borbalán, quien se hizo el ciego cuando Sergio Ramos golpeó con el codo a Diego Costa en el área con una tarjeta amarilla ya en su haber. Aun así, los de Sandoval siguieron mostrando arrojo, con un Michu que falló en los últimos metros en numerosas ocasiones.

Sin embargo, fue Cristiano Ronaldo el que refrescó el ambiente tan corrupto que se estaba creando en el feudo vallecano. Tras un córner, el luso enganchó el balón con el tacón y lo incrustó en la portería de Joel. A partir de entonces, el Rayo fue el único que tuvo protagonismo en ataque, aunque todas sus ocasiones, incluido un disparo descomunal de Casado que hizo volar a Casillas, fueron en balde en un encuentro que acabó con la rigurosa expulsión de Michu.

En el Vicente Calderón, el Barcelona rompió la racha del Atlético de Simeone gracias las intervenciones de Víctor Valdés y la magia de Leo Messi. Fue el Barça quien empezó pegando fuerte, con ocasiones de Messi y Xavi, que a punto estuvo de sorprender a Courtois en una falta. Así, fue el astro argentino el que inició una brillante triangulación con Cesc que acabó en el primer gol, obra de Dani Alves el recibir el pase del centrocampista catalán.

El Atleti no tiró la toalla y consiguió el empate con un tiro acrobático de Falcao tras un córner, pero media hora después, Messi se vistió de pillo para aprovecharse de la infantilidad colchonera. Courtois se dispuso a colocar una barrera que nadie había pedido y el rosarino disparó por la escuadra contraria ante la desesperación del meta belga, que sólo pudo acompañar la trayectoria del esférico hasta el fondo de sus redes. Lejos de bajar los brazos, el conjunto local entró en ebullición durante los últimos minutos, pero el árbitro no señaló un penalti de Busquets y Valdes blindó a la perfección su portería evitando el empate.

El Villarreal, por su parte, chocó contra el Athletic  en un encuentro que acabó en justo reparto de puntos. Senna adelantó al Submarino Amarillo con un milimétrico tiro de falta, pero los bilbaínos ofrecieron un gran espectáculo futbolístico y empataron en excelencias con el conjunto local, que recibió el primer gol merced a un testarazo de Llorente. Los Leones no se conformaron con la igualada y Susaeta se encargó de subir el segundo al luminoso tras un error de Diego López, pero Iraizoz se mostró solidario con su compañero guardameta y, tras despejar de mala manera un lanzamiento de los castellonenses, Nilmar aprovechó el regalo para firmar el resultado definitivo. También es justo decir que, a excepción de estos imprevistos, ambos porteros realizaron una gran actuación.

Por otro lado, La Rosaleda fue el escenario de un nuevo varapalo para el Zaragoza, que ya no tiene a qué agarrarse en el último puesto de la tabla. El equipo de Manolo Jiménez empezó el encuentro con ganas y consiguió adelantarse en la primera parte, pero el espejismo se acabó diluyendo ante la dura realidad que le esperaba. Seba Fernández comenzó el festival goleador del Málaga, que continuó con los tantos de Da Silva (p.p.), Demichelis e Isco. Finalmente, Rondón puso el 5-1 que deja las aspiraciones del Zaragoza al borde del precipicio.

En Cornellá-El Prat, el Levante resurgió de sus cenizas cual ave fénix después de ganar por 1-2 al Espanyol, que dominó el partido casi en su totalidad. No obstante, la pólvora de los locales se mojó en los últimos metros y, aunque lograron empatar el gol inicial de Valdo, Rubén Suárez desniveló el electrónico en el minuto 89 con una falta lejana que sorprendió a Kiko Casilla.

En Sevilla y Santander se firmaron sendos empates. Betis y Getafe siguen en tierra de nadie tras las tablas provocadas por los goles de Jorge Molina y Dorado (p.p.), mientras que Racing y Sporting copiaron sus pasos con tantos a balón parado (Barral de falta y Stuani de penalti).

Racing-Sporting

En el Reyno de Navarra, Osasuna se quedó a un paso de las plazas europeas tras imponerse al Granada (2-1) gracias a los goles de Nekounan y Lekic, aunque Mikel Rico apretó el marcador con un soberbio derechazo desde fuera del área. En Anoeta, la Real Sociedad se vengó del Mallorca tras su caída en la Copa del Rey Una brillante jugada entre Griezmann y Vela acabó en el único gol del encuentro, obra de Agirretxe.

 Imágenes cedidas por Sevilla F.C./ Real Racing Club

Dejar respuesta