El porcentaje de personas mayores se cuadruplicará para el año 2050

0
88

Bajo el lema “La buena salud añade a la vida años”, la Organización Mundial de la Salud (OMS) celebró el pasado 7 de abril el Día Mundial de la Salud. La conmemoración, que estuvo enmarcada en el Año Europeo del Envejecimiento Activo y de la Solidaridad Intergeneracional, se celebró con el objetivo de demostrar que la conducta y el comportamiento influyen en el envejecimiento de cada ser humano. La OMS prevé que para el 2050 el número de ancianos se haya cuadruplicado.

Hacerse mayor es un proceso inherente a cualquier ser humano, pero la discriminación por razones de edad sigue existiendo. Según datos publicados por la OMS, la marginación generacional está más arraigada en los países desarrollados, donde pueden distinguirse dos tipos de marginación: estructural -cuando se aplica una edad de jubilación obligatoria- e informal -cuando se considera que una persona mayor es menos dinámica y por eso tiene menos posibilidades de conseguir un empleo-. 

Sin embargo, los datos esgrimidos por la organización no abarcan todas las realidades existentes. Numerosos ejemplos demuestran que, en la vejez, las personas siguen siendo productivas y dinámicas. Ese es el caso del británico Fauja Singh, quien se convirtió el pasado mes de octubre en el primer centenario del mundo en terminar un maratón; o del farmacéutico Helmuz Wirz, quien a sus 87 años sigue practicando salto con cuerda elástica.

La organización prevé que, en los próximos cinco años, las personas mayores de 65 superarán el porcentaje de niños menores de cinco años. Asimismo, el aumento de la esperanza de vida provocará que el treinta por ciento de las personas mayores de 85 años desarrollen enfermedades como el Alzheimer.   

Los especialistas consideran que, en el progreso hacia un buen envejecimiento, no sólo es importante gozar de buena salud, sino que el comportamiento y la conducta -hacer ejercicio o sentirse arropado socialmente- influyen de forma notoria en la vida del ser humano.

En este sentido, el gobernador de Massachussetts (Estados Unidos), Deval L. Patrick, enfatizó en la proclamación del Día Mundial de la Salud, el pasado 28 de marzo, la importancia de “un estilo de vida saludable que incluya actividad física, acceso a los servicios médicos y compromisos sociales que puedan mejorar la calidad de vida, independencia y productividad de los mayores”. 

 Imágenes: OMS, sara terrones y xornalcerto

Dejar respuesta