El placer de lo desconocido

0
230

Es difícil describir un libro, conseguir condensar en unas frases todo el contenido, el mensaje y el entorno que rodea a la obra pero, aún más difícil, es tener que describir una novela sin citar sus características, sin contar nada de su trama, de su historia, de lo que en él se cuenta.
“El niño con el pijama de rayas”, de John Boyne, merece hacer esta excepción. Esta obra, de fácil lectura, ha de ser leída sin saber de que trata, sin saber ni el dónde ni el cuándo, es mejor, página a página, ir descubriendo los porqués de la trama, adentrándonos, sin darnos cuenta, en la propia historia, siendo partícipes de ella, hasta que llega un momento en el cual el libro nos muestra su contraportada y nos deja con esa sensación de los libros que enganchan, esa mezcla de pena y satisfacción y el deseo de decirle a tus conocidos, léelo.

A pesar de esta sensación, es un libro bien estructurado, que no deja cabos sueltos y, a modo de pista y, con permiso del autor, sólo diremos que el lector acompañará a Bruno, un niño de 9 años, en su mudanza a una nueva casa, la cual esta situada junto a una cerca.

Esto es todo lo que el autor nos ha querido contar antes de que iniciemos la lectura. John Boyne, irlandés, es autor también de otras obras como “The thief of time” (el ladrón de tiempo), “Crippen” o “Next of Kin”, sin embargo, ha sido su última obra, “El niño con el pijama de rayas”, la que mayores éxitos le ha dado. Traducida a veintidós idiomas y alcanzando su décima edición en sólo ocho meses, esta obra se ha convertido en un fenómeno literario en todo el Mundo.

Es muy difícil describir un libro, abran “El niño con el pijama de rayas” naveguen por sus páginas de la mano de Bruno, analicen la obra, juzguen y, por encima de todo, disfruten.

“El niño con el pijama de rayas” es editado por Salamandra y su precio recomendado es de 9€. Está a la venta en las principales librerías de Madrid.

Fuente de la imagen:
www.salondolibro.org

Dejar respuesta