Alex Fernández: “El Nuevo Fígaro busca la pluralidad y un punto de vista crítico”

0
117

Desde comienzos de siglo, el periodismo ha sido sometido a una continua transformación. El ininterrumpido y cada vez más vertiginoso cambio tecnológico ha tomado por sorpresa a la profesión, dejando atrás al que no se adapta y llevando a lo más alto a aquellos que supieron subirse al carro de la digitalización de los medios. Esta montaña rusa ha diversificado el periodismo en diversas formas más o menos consolidadas, donde se encuentran las grandes cabeceras, los medios independientes y, por último, la figura del bloguero, más importante él que su propia plataforma. 

Los medios clásicos son los que peor llevan el salto a lo digital. Las ediciones en papel están desapareciendo paulatinamente, y las que se mantienen registran con frecuencia pérdidas mayores. Al otro lado se sitúan sus cabeceras digitales, cada vez más populares y donde la publicidad se encuentra más cómoda que en la edición de papel. Sin embargo, para los periodistas no hay tan buenas noticias. Las plantillas de los medios se reducen y el trabajo de cada profesional aumenta. Son ellos quienes más sufren la crisis.

Detrás de estos titanes mediáticos nos encontramos con propuestas de menos presupuesto, pero no por ello de inferior calidad. Medios independientes y blogueros complementan la oferta informativa, nutriendo la Red de nuevos puntos de vista y una libertad de expresión jamás vista. Los presupuestos varían de espectacular manera: el exitoso The Huffington Post, actualmente con más de cuarenta millones de visitas, tuvo una primera inversión de dos millones de dólares, mientras que Periodismo Humano o Cuarto Poder tuvieron comienzos más humildes.

"El Nuevo Fígaro"

En otros casos, el presupuesto inicial no supera lo necesario para pagar el dominio en internet. Buen ejemplo es El Nuevo Fígaro, un medio nacido en marzo de la mano de Alex Fernández y un grupo de jóvenes de varias regiones de España. Rigiéndose por el concepto de medio independiente, Fernández asegura a La Huella Digital que su medio busca “la pluralidad y un punto de vista crítico”.

“Lo que más nos interesa es que nuestras informaciones inviten a la gente a pensar, a discutir y a reflexionar”, señala Fernández. En menos de tres meses, El Nuevo Fígaro ha pasado de trescientas visitas diarias a tres mil. Su tratamiento severo de los temas de actualidad no responde a ningún interés económico, lo que para su fundador resulta una ventaja a la hora de buscar informaciones y conseguir declaraciones.

El pasado 8 de abril, el medio publicó una entrevista a Javier Couso, hermano del cámara José Couso, asesinado en Irak en 2003. “A personas como Javier quizás les apetece más conceder una entrevista a un grupo de jóvenes comprometidos que a un medio con un interés político o económico detrás”, sentencia Fernández.

La calidad de las publicaciones es una prioridad para los creadores del portal y, lejos de dar “informaciones estériles”, el gran atractivo de El Nuevo Fígaro es su enfoque crítico y no parcializado. “Si fuera tan crítico en un medio consolidado como lo soy en El Nuevo Fígaro, seguro que me echan al segundo día”, concluye Fernández.

¿Crisis? Gracias a la Red hay nuevas y variadas propuestas. Como ratifica Fernández, la gente está buscando cada vez más alternativas para informarse. Nacen medios más generalistas y otros más especializados, como es el caso de MagazineF1.com, nacido el pasado 30 de abril para tratar en profundidad la actualidad de la Fórmula 1.

El periodismo no quiere morir. Y no lo hará en tanto se renueve y adapte a las nuevas necesidades informativas de la sociedad. Eso mismo aseguró el reportero Enrique Meneses en una entrevista concedida a Jot Down, donde concluyó que “el futuro del periodismo son los blogueros; puedes hacer hasta tu propio periódico”. 

Fotografía: Alejandro Borjas
Imagen cedida por El Nuevo Fígaro

Dejar respuesta