El mejor Atleti derriba el muro

0
77

El BM Atlético se ha clasificado para los cuartos de final de la EHF Champions League tras derrotar a domicilio al Füchse Berlín (26-27). El equipo de Talant Dujshebaev ha disputado su mejor partido de la temporada en el Max Schmeling Hall, una de las canchas más difíciles del Viejo Continente. La reaparición sobre el parqué del capitán atlético, José Javier Hombrados, ayudó en el aspecto anímico y en el deportivo: con 15 paradas se erigió como protagonista indiscutible.

Salieron los rojiblancos ávidos de dar un golpe en la mesa. Se jugaba el equipo madrileño su temporada, su suerte en la máxima competición de clubes del mundo. Con la Liga Asobal en manos del FC Barcelona Intersport, una eliminación prematura en marzo hubiera dejado tocado y casi hundido el proyecto colcohonero. Al Atleti solo le valía la victoria. Y emulando el guion que ya mostrara en el partido de ida en Vistalegre tomó ventaja pronto. En el minuto 9, los visitantes dominaban con una renta favorable de cinco goles (3-8).

Berlín contempló la mejor versión del Atleti. Fuente: EHF Champions League
Berlín contempló la mejor versión del Atleti. Fuente: EHF Champions League

Se apoyaban los de Dujshebaev en una poderosa defensa 5-1, con Jonas Kallman en el avanzado, y en transiciones rápidas que conducía Ivano Balic. El mago croata disputó en la capital de Alemania su partido más completo desde que llegara al equipo este verano. Resolvió en ataque, encontró espacios y ayudó en defensa. Rindió a un alto nivel en la primera mitad y fue decisivo en la segunda. La mejor versión de un jugador de fantasía.

Las mejores virtudes del Atleti se tradujeron en un arranque espectacular que poco a poco fueron dominando los locales. Se recompusieron los germanos y empezaron a disputar el mando del choque. Salió entonces Hombrados, el capitán con cuya simple presencia su equipo se siente superior, reemplazando a Magnus Dahl. Había pasado el ecuador de la primera mitad y el conjunto local había reducido su desventaja en el marcador. Las sensaciones se igualaban. En el minuto 20, el Atleti marchaba dos arriba (10-12), al descanso solo uno (13-14).

Trajo otro decorado la reanudación. El Füchse empató y empezó a disfrutar de sus primeras ventajas. Con el 19-16 pareció que el partido podía romperse. No se descompuso el Atleti y siguió en la persecución del pase. Un imponente parcial 0-5 volvió a poner a los visitantes por delante. A falta de un cuarto hora para que se decidiera la eliminatoria, el equipo español gozaba de una ventaja mínima (20-21). El partido entró en la indefinición: ventaja para el local, empate, ventaja para el visitante… Sin dueño, con todas las posibilidades abiertas.

En el equipo berlinés Iker Romero y Konstantin Igropulo cogían los galones en la faceta ofensiva. El Atleti se servía del saber estar de los suyos. Balic, Nikolaj Markussen y Roberto García Parrondo asumían la responsabilidad cuando el desenlace se acercaba. El partido llegó al último minuto empatado (26-26). Silenció el brazo izquierdo de Kiril Lazarov a los 12.000 espectadores que abarrotaban el Max Schmeling Hall. Resistió la defensa colchonera el último ataque del equipo local. El lanzamiento de Bartlomiej Jaszka se encontró con el poste y finalizó el encuentro (26-27).

El Atleti ya ha ganado el partido sobre el que edificará su ilusión en lo que resta de año. La victoria frente al Füchse supone un punto de inflexión en el discurrir de la temporada. Las lesiones, las dudas y las derrotas en todos los partidos grandes habían lastrado la confianza del equipo. El éxito en Berlín, en uno de los pabellones más calientes de Europa, ratifica al plantel atlético como uno de los favoritos a la corona continental. Mañana el sorteo de cuartos de final. ¡Qué bueno que viniste, Jota!

Dejar respuesta