El imperio de los smartphones llega al Mobile World Congress de Barcelona

0
90

El Mobile World Congress, gran cita mundial de la telefonía móvil, abrió sus puertas en Barcelona el pasado lunes para dar a conocer las últimas novedades del sector. El recinto de la Feria de Montjuïc acoge a unas 1.400 empresas y espera recibir un flujo diario de 60.000 visitantes.

Visitantes en el Congreso mundial de móviles

Bajo el lema “Redefiniendo el Móvil” se inicia esta edición del encuentro de telefonía móvil más importante del mundo, en el que se darán a conococer aplicaciones cada vez más sorprendentes, como las que son capaces de identificar la tasa de alcohol del usuario o el mal aliento. El App Planet, un Market Android alternativo que permite descargar aplicaciones de forma gratuita, ofrece una inmensa variedad de servicios muy llamativos. Además, en este congreso se han presentado teléfonos móviles resistentes al agua, terminales que reconocen la huella dactilar para desbloquear el aparato, móviles ultrafinos de gran resolución y móviles que adoptan el formato del reloj de muñeca tradicional. La telefonía inteligente, es decir,  los smartphones, son los claros protagonistas de la feria.

Desde que el 1973 Martin Cooper desarrollara el primer teléfono móvil, esta tecnología ha avanzado de forma estrepitosa en muy poco tiempo. Los primeros móviles que se comercializaron en los años 80, de gran tamaño y caros, permitían al usuario moverse y a la vez hablar. En los años 90 se inauguró la segunda generación, correspondiente a la telefonía digital básica, con aparatos más asequibles que empezaron a transmitir datos. Los SMS, mensajes cortos, alcanzaron un peso importante.

Pero ha sido en el siglo XXI, mediante la irrupción de la tercera generación móvil, cuando se ha incorporado la posibilidad de conectarse  a Internet desde el terminal. A partir de las prestaciones que ofrece la nueva telefonía móvil digital avanzada, nace un sustituto a este servicio de mensajería, el Waht’s App, que esta vez no supone gasto alguno para el usuario. Esta aplicación permite que los usuarios de smartphones chateen con sus contactos sin gastos de emisión del mensaje. Aún así, el volumen de ingresos de los SMS supone un catorce por ciento de la reacudación total de las operadoras. Y la carrera no termina aquí, porque ya existe un competidor del What´s App. Se trata de la aplicación Joy, desarrollada por Vodafone y presentada el lunes en el congreso barcelonés.

Visitante probando las novedades táctiles

La evolución de la tecnología aplicada a los móviles instala el “imperio del smatphone”, la época del teléfono inteligente y de todas las aplicaciones que posee. En 2011 estos terminales crecieron un 53,5 por ciento, lo que supone unas ventas globales de 432 millones de teléfonos. Además, según estimaciones de Telecoms and Media, se espera que para finales de este año alrededor de mil millones de personas tengan un smartphone. Los datos reflejan que no se trata de un artículo de lujo, caro e inaccesible para la clase media, sino un producto asequible, que cada vez está más presente en nuestras vidas y que algunos se atreven a calificar como un bien de primera necesidad.

Por otro lado, el fenómeno de los smartphones ofrece a empresas de diferentes sectores la posibilidad de encontrar rentabilidad para sus negocios. Se produce el transito a una nueva etapa en la que ya no sólo se benefician operadoras y fabricantes, sino también empresas que ofrecen servicios de juegos, descargas de música, chats, aplicaciones o información de actualidad, en un negocio que el año pasado generó 30.000 millones de euros. Sin embargo, no hace falta tener una empresa para generar dinero a través de la telefonía inteligente; basta con ser informático y desarrollar una aplicación, como bien muestra el ejemplo de proyectos actuales como Hungry Birds o What´s App, que se desarrollaron con menos de una decena de personas.

Imágenes cedidas por Mobile World Congress

Dejar respuesta