El “I Congreso internacional de divulgación científica audiovisual” reflexiona sobre el tratamiento periodístico de la ciencia

0
61

La Facultad de Ciencias de la Información de la UCM acogió durante cuatro intensos días el I Congreso internacional sobre divulgación y comunicación científica audiovisual. En las jornadas primera y tercera, correspondientes a los días 20 y 22 de marzo, las ponencias se centraron en el tratamiento periodístico de la ciencia. A lo largo de las charlas, distintos profesionales del ámbito científico y de la comunicación reflexionaron sobre la divulgación periodística, amén de las carencias y errores que deben subsanarse para que los nuevos avances y progresos lleguen a toda la sociedad.

Durante la inauguración del Congreso

La divulgación científica siempre ha causado polémica con respecto a su tratamiento informativo. Bienvenido León e Ignacio Fernández Bayo, ponentes de la primera jornada, debatieron sobre algunos de los problemas actuales en la disciplina. 

Doctor en Ciencias de la Información por la Universidad de Navarra y profesor de Producción Televisiva y Periodismo Científico, León planteó ante los asistentes que en los últimos tres años había aumentado el interés social por los contenidos científicos, pero que los medios de comunicación y la ciencia no terminaban de entenderse. “La escasa cultura científica de la sociedad y el foco central que mantienen los medios de comunicación hacia la salud y el medioambiente son los principales problemas”, comentó el periodista.

Asimismo, León explicó que el medio hegemónico para la transmisión de información científica siempre ha sido la televisión, donde el género más recurrido ha sido el documental. En la actualidad, Internet es la principal plataforma de divulgación científica. Según León, el problema radica en que ni los contenidos ni la audiencia son muy abundantes. Para combatirlo, el periodista propone tres claves a seguir por los medios: comprender y explorar el ámbito científico; acercar la ciencia al espectador buscando el interés; y simplificar los contenidos científicos en la medida de lo posible.

Ignacio Fernández Bayó, periodista, geógrafo y vicepresidente de la Asociación Española de Comunicación Científica (AECC), centró su intervención en el papel del periodista en la divulgación de esta materia. “El periodista necesita al científico y el científico al periodista”, explicó. Por otra parte, quiso aclarar que “los divulgadores no son traductores, sino intérpretes“. Fernández destacó que el comunicador debe explotar la curiosidad del público para acercarse a él, atraerle hacia la ciencia y avanzar en el conocimiento, logrando así un cambio en la actitud de la sociedad.

De izquierda a derecha, José Antonio Jiménez y Bienvenido León

La tercera jornada, dedicada a las nuevas tecnologías y su relación con la divulgación científica, estuvo a cargo de Nigel Paterson, productor de la BBC , que proyectó en primicia una parte de su nuevo y todavía inacabado documental sobre los dinosaurios. 

Desde su perspectiva como realizador documental, Paterson explicó que existen dos tipos de audiencia: una interesada en la ciencia y otra en el entretenimiento, a la que él llama audiencia pasiva. El trabajo del productor consiste en atraer a esa audiencia pasiva mediante la dramatización de los documentales con datos reales y científicos, pudiendo ser entretenido además de real. 

No menos importantes fueron las tesis planteadas por José Azevedo, catedrático de la Universidad de Oporto, quien presentó su nuevo proyecto denominado Ciencia 2.0., una nueva plataforma multimedia que trata de crear un foro interactivo en torno a la ciencia. Azevedo hizo hincapié en la necesidad de estudiar a la audiencia, prestando atención a los intereses que pudieran mantener hacia temas científicos. El objetivo del catedrático es captar a los menos afines a la disciplina mediante los medios audiovisuales y mantener a los fieles mediante la web.

La organización felicitó a los ponentes y agradeció la colaboración del Ministerio de Ciencia e Innovación y la acogida de la Facultad de Ciencias de la Información. Gracias a este tipo de iniciativas, y con la ayuda de la plataforma virtual de divulgación científica donde el Congreso se ha seguido en ‘streaming‘, la sociedad está un poco más cerca de los progresos e investigaciones de la ciencia, mientras que los medios son más conscientes de la necesidad de divulgar correctamente esta clase de contenidos.

Fotografía: Ángela Sánchez

Dejar respuesta