El Gobierno de México lanza un plan de lucha contra el hambre

0
64

El gobierno que preside Enrique Peña Nieto ha expresado su compromiso para acabar con la hambruna en México y ha lanzado una Cruzada Nacional contra el Hambre. Esta lucha está dirigida a 7,4 millones de mexicanos que sufren pobreza extrema. De tal modo que se supere así lo que ya es un drama social. Este plan se suma al ya conocido “Hambre Cero” de Naciones Unidas.

Foto cedida por Subcomandanta, Flickr.comEl programa se presentó la pasada semana en Las Margaritas, un municipio sede del Ejército Zapatista de Liberación Nacional desde 1994. Hasta este lugar se trasladaron los mandatarios mexicanos para lanzar este nuevo plan que se centrará, especialmente, en los 400 municipios del país latinoamericano que más carencias alimentarias presentan.

“Uno de cada cuatro mexicanos se enfrenta a algún grado de carencia alimentaria”, según explicó Peña Nieto durante la presentación del nuevo plan. Además, expresó que “esta cruzada no es una medida asistencialista. No se trata solo de repartir alimentos. Es una estrategia integral de inclusión y bienestar social. Es un cambio estructural en materia de combate a la pobreza”.

Para llevar a cabo esta lucha contra el hambre Peña Nieto anunció la creación de un Sistema Nacional contra el Hambre (Sinhambre) donde se hará una convocatoria a organizaciones sociales y de iniciativa privada para crear bancos de alimentos. De acuerdo con esta estrategia de lucha contra el hambre todas las dependencias del gobierno de la República deberán participar.

Sin embargo, no parece que todo el mundo esté de acuerdo con las nuevas medidas lanzadas por el gobierno de Peña Nieto. Indígenas simpatizantes con el Ejército Zapatista de Liberación Nacional han mostrado su rechazo a este programa ya que consideran que son “limosnas del gobierno”. Además, califican este programa de “una política de migajas que no respeta la dignidad”.

En último lugar hay que destacar que la gran protagonista, en palabras del gobierno mexicano, es la sociedad y que superar el hambre es prioridad del Gobierno y salir de la pobreza extrema, la mayor obligación ética. 

Dejar respuesta