El equipo español de rugby a 7 hace historia

0
84

La selección española de rugby a 7 se ha clasificado para disputar las Series Mundiales del próximo año tras lograr la segunda posición en el Seven de Hong Kong, disputado durante el pasado fin de semana en dicha región asiática. El torneo, que ofertaba tres plazas para entrar en el circuito mundial de 2013, ha servido para que España ingrese en la elite internacional de esta disciplina. Sólo Canadá, a la postre vencedora del campeonato, ha sido capaz de vencer al combinado nacional.

El 'Seven' español avanza a pasos agigantados

Atraviesa el rugby español un momento dulce. A los más frecuentes éxitos de las chicas del balón oval (también vencedoras de la Copa de Plata en este Seven de Hong Kong) se han sumado en los últimos días los triunfos del rugby masculino. En el Campeonato de Europa de Naciones, España se ha impuesto, en poco más de un mes, a dos mundialistas como Georgia y Rumanía. El XV del León ha encontrado un bloque, una manera de jugar y creer. Este fin de semana, con la clasificación para disputar las Series Mundiales en la modalidad de a 7, se ha reafirmado la trayectoria ascendente de un equipo y un deporte que no acaparan titulares ni suman grandes éxitos en España.

El conjunto dirigido por José Ignacio Inchausti, en el que juegan algunas de las figuras del rugby nacional como César Sempere, Pablo Feijoo o Martín Heredia, tendrá el privilegio de enfrentarse el próximo año contra las selecciones de los países más importantes y con más tradición del rugby internacional. El rugby a 7, disciplina que será por primera vez olímpica en Río de Janeiro 2016, ha entrado de lleno entre las competiciones en las que el deporte español obtiene resultados importantes.

Encuadrada en el grupo E junto a Zimbabue, Filipinas y Canadá, España se clasificó para los cuartos de final con dos partidos ganados -ante los africanos (19-5) y los asiáticos (21-5)- y uno perdido -en el choque contra la escuadra norteamericana (7-10)-. El cruce de cuartos de final, contra Tonga, marcaría el futuro del combinado español. El partido, más sencillo de lo esperado, se cerró con victoria española (19-12) y con el equipo muy cerca del objetivo de la clasificación para ser miembro permanente de las próximas Series Mundiales.

La semifinal, que enfrentó a España con Japón, fue un encuentro muy disputado que se decidió en la prórroga. El conjunto español certificó la victoria (19-12) con un postrero ensayo de Pedro Martín. El triunfo aseguró el pase de España al selecto club de las mejores escuadras de rugby a 7. En la final, y ya con el objetivo de la clasificación asegurado, el equipo entrenado por Tiki Inchausti volvió a caer frente a una Canadá muy superior (5-22).

Fotografía: hksevens.com

Dejar respuesta