Del sur de Madrid a la NBA

0
59
El Fuenlabrada no para de encontrar nuevos talentos

Fuenlabrada, municipio del sur de Madrid de menos de 200.000 habitantes, tiene un equipo de baloncesto que realiza uno de los mejores trabajos de ‘scouting’ de España. Jose Manuel Calderón, Walter Hermann y, desde este año, Bismack Biyombo y Gustavo Ayón, han llegado a la NBA tras pasar por este club humilde y que año tras año se mantiene en la élite nacional.

Aunque Biyombo y Ayón han acabado en la NBA, el camino recorrido hasta cumplir su sueño ha sido bien distinto. El inicio de la andadura estadounidense de Biyombo se remonta al pasado nueve de abril, día en que se disputó el Nike Hoop Summit, partido que enfrenta a los mejores jugadores estadounidenses en edad júnior con un combinado del resto del mundo.

La polémica rodeó el viaje del congoleño a Portland para disputar el encuentro, ya que el Baloncesto Fuenlabrada no quería dejar marchar a su pívot en un momento crucial de la temporada. Por su parte, el jugador aseguró que tenía firmada una cláusula para poder jugar ese partido. Tras un desagradable tira y afloja, el actual jugador de los Charlotte Bobcats no volvió a lucir los colores fuenlabreños.

Biyombo sorprendió a todos al lograr doce puntos, once rebotes y diez tapones, siendo el primer jugador en la historia de este partido que lograba un triple-doble -conseguir dobles figuras en tres apartados diferentes-. Esta actuación, unida a sus 2,33 metros de envergadura y su exultante juventud -apenas 18 años-, hicieron que se creasen grandes expectativas de cara a la lotería del ‘draft’, sorteo en el que los equipos de la NBA eligen a sus futuras estrellas. El congoleño fue seleccionado por los Sacramento Kings en el séptimo lugar y traspasado posteriomente a los Bobcats de Michael Jordan.

La disputa iniciada en abril tuvo una segunda parte: el agente de Biyombo denunció al Fuenlabrada por incumplimiento de contrato, mientras que el equipo del sur de Madrid reclamó al jugador tres millones de euros más IVA para dejarle marchar. El 19 de diciembre, tras la resolución del ‘lockout’, el culebrón llegó a su fin: Biyombo iría a Estados Unidos a cambio de un millón de euros, teniendo que poner dinero de su bolsillo, ya que los equipos estadounidenses de baloncesto solo pueden pagar 500.000 dólares -algo menos de 400.000 euros- por los derechos de un jugador.

El debut de Biyombo se produjo el 23 de diciembre, en un partido amistoso contra Atlanta Hawks. Tras ocho encuentros oficiales disputados, el africano promedia 2,8 puntos, 3,1 rebotes y 1,4 tapones por partido en trece minutos, siendo el jugador que más tapones consigue de la liga por cada cuarenta y ocho minutos de juego.

Bien distinto es el camino seguido por Gustavo Ayón, tercer jugador mexicano que debuta en la NBA tras Horacio Llamas y Eduardo Nájera. El Titán de Nayarit llegó en el verano de 2009 al Baloncesto Fuenlabrada, que decidió cederlo al Illescas y al Tenerife. Un año más tarde le llegaría la oportunidad de debutar en la ACB, donde fue nombrado Jugador Revelación de la temporada tras promediar 10,8 puntos y 6,3 rebotes. Sus notables guarismos le valieron para realizar varias jornadas de entrenamiento con franquicias de la NBA, aunque el ‘lockout’ retrasó el cambio de aires.

El 'Titán de Nayarit', un ejemplo de jugador comprometido

A pesar de las molestias en un hombro, el baloncestista tuvo un gran inicio de temporada en la ACB. La resolución del cierre patronal en Estados Unidos hizo que varios equipos preguntasen por él, siendo New Orleans Hornets quien mostró mayor interés. El jugador, en una muestra más de agradecimiento hacia el Fuenla, quiso retrasar el salto unos días para ayudar lo máximo posible, pero el conjunto de Louisiana deseaba una incorporación inmediata y el fichaje se confirmó el 19 de diciembre a cambio de un millón doscientos mil euros.

Tras unos pequeños problemas con el permiso de trabajo, el mexicano jugó sus primeros dos minutos ante Sacramento Kings. Debido a su tardía incorporación, Ayón aún se está aclimatando a su nuevo equipo, por lo que, hasta el momento, sólo ha disputado un partido más: una derrota frente a Dallas Mavericks en la que el ala-pívot logró sus primeros puntos en la liga estadounidense.

Fotografías: Baloncesto Fuenlabrada y Héctor Pastor Fernández

Dejar respuesta