Danica Patrick entra en la historia de la NASCAR

0
90

La Daytona 500, carrera que inaugura la temporada de la NASCAR en Florida, convirtió a la piloto estadounidense Danica Patrick en la primera mujer que logra una pole position, que le asegura tomar la salida desde el primer puesto, que tendrá lugar este domingo y que se disputa desde 1959.

¿Llegará Danica Patrick en la F1? Fotografía: zennie62
Danica Patrick asegura no estar interesada en la Fórmula 1. Fotografía: zennie62

Tras siete años en la Indycar, el salto a la NASCAR de Danica Patrick no resultó un camino fácil y ha sido en el inicio de su cuarta temporada cuando su esfuerzo ha sido recompensado con una pole con la que hace historia dentro del mundo del motor, pilotando el Chevrolet con el dorsal número 10 del equipo Stewart-Haas. Durante la prueba clasificatoria, donde salió en el octavo turno, marcó el mejor tiempo: 45,817 segundos, llegando a superar los 314 kilómetros por hora en los cuatro kilómetros que componen el circuito. Jeff Gordon, cuatro veces campeón de la NASCAR, terminó segundo a 33 centésimas de su marca; y Juan Pablo Montoya, viejo conocido de la Fórmula 1, acabó a dos décimas de la mejor marca.

Sus compañeros de equipo, Ryan Newman y Tony Stewart, se clasificaron en la cuarta y quinta plaza, respectivamente. Patrick declaró que todo se lo debe a su equipo y que, aunque es un gran resultado, su intención es “continuar haciendo historia”. Supera así a la piloto Janet Guthrie, que había logrado un noveno puesto dos veces e iguala la marca del pentacampeón Jimmie Johnson, que logró la pole en su debut en 2002.

La vida de Danica Patrick, de 30 años, ha estado marcada por la superación de numerosos retos en un mundo dominado por los hombres, en el que, según reconoce, aún hay mucha incomprensión hacia las pilotos, aunque las cosas empiezan a cambiar. “Me preparé para ser la piloto más rápida, no para ser la mujer más rápida”, aseguró nada más conquistar la pole en una declaración de intenciones.

Comenzó su trayectoria en el mundo del motor en 1992, en el karting, alzándose con varios campeonatos nacionales. En cada triunfo que consigue aprovecha para agradecer a sus padres los sacrificios que hicieron para que ella pudiera luchar por cumplir su sueño. Asegura que los viajes que hacían juntos desde Illinois a Florida, donde comenzó a disputar carreras, le sirvieron para mantener la ilusión y no rendirse.

También la apoyaron cuando con tan solo dieciséis años decidió irse al Reino Unido, dejando el colegio, los amigos y la familia, para mejorar su conducción. Allí, junto a Jenson Button o Lewis Hamilton, siguió alcanzando éxitos: terminó segunda la Fórmula Ford en 2000 y obtuvo muy buenos resultados en la Fórmula Vauxhall. También allí tuvo que hacer frente a comentarios machistas de muchos de sus compañeros. El propio Button, tras unas declaraciones desafortunadas, pidió perdón por su comportamiento.

Después de este periodo volvió a EEUU, y tras pasar por distintas categorías como la Barber Dodge Pro Series y la Toyota Atlantic Championship, aterrizó en la Indycar en 2005. Los primeros años fueron durísimos, ya que no tuvo la suerte de su lado en momentos claves, aunque ya fue consiguiendo poles y terminó en la 12ª posición, que le sirvió para ser nombrada mejor novata del año. En 2006 y 2007 obtuvo algunos podios y terminó en un séptimo lugar; pero fue en 2008 cuando hizo historia al ser la primera mujer en ganar una carrera en la Indycar, en Motegi, finalizando sexta la temporada.

Continuó subiendo de categoría, y la pasada temporada compitió en la Nationwide, la segunda división, que compatibilizó con varias participaciones en la máxima categoría, al igual que hará este año, donde ya consiguió otra pole.

Aunque su nombre suena en muchas quinielas en los últimos años para ocupar un coche en la Fórmula 1, ella siempre se ha encargado de asegurar que no le interesa, porque ella está en las carreras para divertirse. Niki Lauda y Sebastian Vettel aprovecharon esta semana para felicitar a Patrick por su éxito, pero creen que los pilotos que compiten en EEUU, sin importar el sexo, al hacerlo en circuitos ovales y conducir coches con prestaciones muy distintas no están preparados para competir en la Fórmula 1.

Habrá que esperar para saber si algún día habrá una mujer en la Fórmula 1, pero mientras tanto, todos los ojos estarán puestos en Danica Patrick en Daytona. “Por muchas razones, he tenido la suerte de hacer historia y ser la primera mujer en hacer muchas cosas, y yo espero no dejar de hacer eso ya que todavía tenemos más historia por hacer”, adelantó la piloto estadounidense.

Dejar respuesta