Cristiano Ronaldo cierra su semana perfecta haciendo historia

0
115

El partido que enfrentó el domingo al Real Madrid con el Getafe tenía como protagonista a Gareth Bale pero el jugador galés no llegó a debutar ante su afición ya que en el calentamiento notó molestias y no forzó. El foco volvió a apuntar a un Cristiano Ronaldo que hace tan sólo unos días firmaba una renovación astronómica (unos 18 millones de euros al año hasta 2018) y que con los dos goles que marcó al equipo azulón supera a Hugo Sánchez. Y con sus 208 goles apunta al récord de Raúl y sus 323 tantos al frente de los goleadores históricos madridistas.

Cristiano Ronaldo (28), bigoleador en la victoria del Real Madrid frente al Getafe. Foto: Jan SOLO (Flickr)
Cristiano Ronaldo (28), bigoleador en la victoria del Real Madrid frente al Getafe. Foto: Jan SOLO (Flickr)

Los de Luis García dominaron en los primeros compases del encuentro y se reflejó tras una falta no pitada sobre Cristiano Ronaldo en la que los blancos se quedaron impertérritos esperando que el árbitro la señalara. El Getafe lo aprovechó y con un tiro de Lafita que rebotó en Pepe se puso por delante en el marcador en el minuto 4.

En el minuto 13 el árbitro, permisivo ante la dureza empleada por el Getafe, no vio un placaje en el área sobre Ronaldo. No lo pitó para desesperación del jugador luso que en el minuto 18, sacó una falta y tras una parada de Miguel Ángel Moyá remató Pepe (que actuó como capitán ante las ausencias de Casillas, Ramos y Marcelo) para igualar el encuentro 1-1. En el minuto 32 una falta botada por CR7 golpeó en el brazo de Míchel y el penalti señalado por el árbitro lo convirtió el portugués para poner por delante al Madrid en el minuto 32. En el 40 Benzema a punto estuvo de marcar el tercero que se salió cuando casi atravesaba ya la línea de gol. El francés volvió a ser cuestionado por un público demasiado exigente, aunque al final le despidieran con una ovación.

En el 41 Carvajal entró a destiempo y con mucha fuerza sobre Lafita y éste tuvo que abandonar el campo cuando apenas quedaban dos minutos para dar por finalizada la primera mitad. Entró en su lugar Pablo Sarabia con el enfado de un Luis García que, con razón, entendió que la amarilla fue poco castigo para una falta que puede costar muy cara a su equipo si se confirma la gravedad.

En la reanudación los protagonistas fueron los mismos. Di María, Isco, Ronaldo y un seguro Nacho para el Madrid. Y por el Getafe, Pedro León, Moyá y Mosquera pusieron la clase. En el minuto 59 un golazo de Isco tras una falta sacada por CR7 puso el 3-1. Minutos más tarde Moyá hizo una falta a CR7 por la que pidieron expulsión pero el árbitro no lo entendió así ante la indignación del Bernabéu. En el 85 fue expulsado Míchel por una entrada sobre Jesé que había entrado por Isco. Desproporcionada la tarjeta roja ya que aunque fue una entrada fuerte no llegó a tocar al delantero blanco.

El Getafe tuvo ocasiones en la segunda mitad pero el Madrid estuvo más acertado. Una vez más la calidad salvó a los de Carletto, que no terminan de convencer. Cuando pasaban dos minutos del tiempo reglamentario una jugada del tenaz Khedira terminó con un gol de taconazo de un CR7 que puso el broche de oro, con el 4-1, a una semana inolvidable para él.

El domingo resultó un día largo para el presidente Florentino Pérez ya que por la mañana se enfrentó a la Asamblea General Ordinaria en la que conoció la opinión de los socios ante su gestión. Logró aprobar todos los puntos del día por abrumadora mayoría (presupuestos, cuotas y proyectos) y aprovechó la ocasión para alabar a Ancelotti, Bale y Ronaldo. E incluso volvió a asegurar que: “no hay ningún problema con Iker Casillas; es el mejor portero de la historia”.

Los próximos compromisos para el Real Madrid en Liga le enfrentarán al Elche el miércoles a las 22:00 horas y al Atlético de Madrid el sábado, también a las 22:00 horas en el Bernabéu.

El Castilla sumó, una semana más, un resultado adverso. Los de Alberto Toril volvieron a caer, esta vez por 1-2 frente al Zaragoza y no conocen otra cosa que la derrota en un comienzo de campaña complicado. El filial madridista contó con la presencia de algunos jugadores del primer equipo y de Carlo Ancelotti en el Di Stéfano, pero no pudieron sacar un resultado positivo y su situación comienza a complicarse. Aunque frente al equipo maño mostraron una buena imagen el partido que les enfrentará el próximo domingo a las 18:00 horas al Tenerife en el Heliodoro Rodríguez López se presenta clave para cortar una racha negativa y comenzar a sumar puntos. 

Dejar respuesta