Contra los malos tratos gana la ley

0
238

Así reza el eslogan escogido por el Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales para la campaña contra la violencia de género, aprovechando que el 25 de noviembre es el día mundial en pro de esta causa. Se trata de un anuncio en el que se dirige a las tres partes participantes en todos y cada uno de los casos: la víctima, el maltratador y el entorno que los rodea.

En realidad me gustaría que este tema no fuera tan recurrente. ¿Qué no sabes de qué escribir? Pues de los malos tratos. Como es un asunto tan de actualidad (rara es la semana en que no ocurra) siempre puedes hablar de él. Aunque supongo que lo que me gustaría es que no sucediesen estas atrocidades, pero esto es más de lo mismo y cualquier opinión que yo pueda verter en estos momentos, seguro que ya ha sido dicha. Creo que ya no quedarán más adjetivos en el diccionario para catalogarlo, porque ya los habrán usado otros, ya sean periodistas, políticos, psicólogos, allegados… Así que yo no diré obviedades, porque no quiero contribuir a que sea algo tan usual que nos parezca normal verlo en televisión o leerlo en prensa. No quiero que ocurra como en algunos de esos conflictos tan manidos, en los que el hecho de que cada día mueran personas en ellos no nos haga estremecernos, al contrario, ya los percibimos como un clásico de los informativos.

“Porque 8 años de silencio eran demasiados años; porque cuando decidiste hablar te escucharon; porque levantaste el teléfono; porque a las 72 horas fuiste a juicio y ganaste; porque a las 48 horas él ya no podía hacerte daño; porque aunque podrías haberte ido, decidiste quedarte; porque viste que era posible volver a empezar; porque confiaste en la ley”.

“Porque tu no tenías derecho; porque ella dijo basta; porque tus vecinos le ayudaron a decir basta; porque ella levantó el teléfono; porque a las 72 horas te llevaron a juicio y perdiste; porque a las 48 horas ya no podías hacerle daño; porque el último golpe que diste, fue el último golpe que diste; porque ella confió en la ley”.

“Porque siempre estuvisteis a su lado; porque no pudisteis hacer oídos sordos a 8 años de gritos; porque la animasteis a hablar; porque la ayudasteis a levantar el teléfono; porque a las 72 horas hubo un juicio y vosotros también ganasteis; porque no mirasteis hacia otro lado; porque está viva; porque confiasteis en la ley”.

Esta campaña quiere relanzar la Ley Integral existente en esta materia, asegurar que cada vez el sistema judicial se endurece más y es más efectivo. Pone de relieve el hecho de que la mujer no estará sola en ningún momento del proceso, que siempre estará apoyada por la ley, en contraposición por la marginación y soledad que sufrirá el agresor. El 25 de noviembre será un día clave y muy personal en el calendario de muchas mujeres. El enemigo una vez estuvo en sus casas, lástima que aún queden muchos sin identificar porque las leyes protegen una vez efectuada la agresión pero no la previene.

Fuente y fotografía:
 www.mtas.es

Dejar respuesta