Conoce a… Lori Meyers: “Ser indie hoy en día es ser honesto contigo mismo, lo demás son prejuicios”

0
491

El cuarto álbum de Lori Meyers se titula Cuando el destino nos alcance, un enérgico trabajo sonoro en el que los granadinos vuelven a imprimir su fijación por las melodías pegadizas, pero se liberan sin complejos de ataduras indies y presentan en directo once temas imparables con muchos estribillos, con líneas de teclado que parecen himnos de tecnopop y samplers discotequeros. Todo ello configura un disco retro-futurista como seña de identidad.

Cuando el pasado 4 de mayo presentaban su nuevo disco con hits como “Mi realidad”, “Una nueva religión” o “A-ha han vuelto”, comenzaba una gira nacional que les ha llevado por salas, pabellones y campos de fútbol que han llenado hasta la bandera. El premio se lo llevaron este verano, cuando fueron invitados a los festivales patrios más importantes del momento como el Low Cost Festival o el  Sonorama Ribera.

Ahora comienzan su gira de otoño el 14 de septiembre en las fiestas patronales de la localidad madrileña de Fuenlabrada, y el 17 de este mismo mes estarán en el Festival Ebrovisión junto a bandas como The New Pornographers, Love of Lesbian o The Wave Pictures, demostrando que hoy por hoy son uno de los pocos grupos nacionales capaces de ofrecer un concierto lleno de canciones sencillas pero muy pegadizas, coreadas hasta la saciedad por miles de seguidores.

Pregunta: ¿Son nuevos tiempos de teclados, electrónica y pistas de baile?
Respuesta: Nosotros solemos decir que nos hemos abierto puertas con nuestro último trabajo. El disco es heterogéneo, no todo es electrónica, sino que hemos introducido algunos elementos propios de ella. Ha habido ideas que desde Cronolánea queríamos desarrollar y, al contrario que en el álbum anterior, en este ha sido posible, nada más.

P.: Cronolánea fue aplaudido por críticos musicales, revistas y público indie, ¿por qué dar una vuelta de tuerca más?
R.: Cuando sacamos Cronolánea hubo malas críticas al principio y, al cabo de unos meses, Mondosonoro lo eligió como mejor disco del año, con esto no queremos decir que suceda lo mismo con este álbum, nunca se sabe. Jamás hemos creído en el baremo de la crítica porque no ha solido coincidir con nuestros gustos. Nosotros hacemos música, ellos la valoran subjetivamente. Nos coronaron como reyes del indie y ahora nos condenan como proscritos… Demasiado extremo todo. Lo fundamental en un grupo es hacer honestamente lo que le apetezca.

P.: Cuando el destino nos alcance parece haberos sentado muy bien, ¿quizá porque es un disco más “comercial” que los anteriores?
R.: Siempre que hemos sacado un disco lo hemos abordado con mucha ilusión y, quizá éste, por haber generado polémica, con más ilusión aún. El repertorio que había para este nuevo trabajo era muy variado y hemos tratado cada canción como creíamos que exigía. Si es más comercial o no, es discutible, al contrario de lo que la gente pueda pensar, las cosas en este grupo suceden con naturalidad. No creemos que el término ‘comercial’ se tenga que asemejar a baja calidad, como propugna la rama purista del indie.

P.: La producción corrió a cargo de Sebastian Krys, un personaje que posee nada menos que ocho premios Grammy y que ha trabajado con gente como Chayanne, Shakira o Ricki Martin. ¿Por qué un tipo como Krys que está detrás de gente tan opuesta a vosotros?
R.: La historia profesional de Sebastian Krys es larga y, evidentemente, lo más conocido de su trabajo son estos artistas. Sin embargo, ha hecho más cosas con gente como Volovan, Kinky, Jacob Jeffries Band, etc. Un productor es un profesional y trabaja en lo que se le presenta, algunas cosas le gustan más que otras, como un profesional de cualquier tipo. En fin, quedamos con Sebastian en febrero de 2009 para conocerlo, grabamos una canción con él, “Rumba en atmósfera 0”, y acto seguido nos decantamos por él, así de sencillo. Además, fíjate qué ironía, ha sido el productor con el que mejor nos hemos entendido.

P.: ¿Tiene alguna simbología oculta el haber escogido el título en castellano de la película Soylent Green para vuestro trabajo discográfico?
R.: Sí, pero tampoco queremos parecer pretenciosos. La idea es sencilla: quisimos asemejar la estética de esta película de ciencia ficción con la naturaleza del disco. El hecho de utilizar instrumentos electrónicos, como sintetizadores y samplers, en canciones compuestas con influencias de los sesenta y setenta, como solemos hacer los Lori, nos parecía una mezcla interesante. A le vez que coincidía con nuestras últimas influencias.

P.: De cuarteto os habéis convertido en sexteto, ¿este disco lo requería para dar mayor textura?
R.: Lo cierto es que nos conformamos en sexteto cuando comenzamos la gira de Cronolánea, allá por abril de 2008. Lo que sí ha sido novedoso es la participación de todos en la grabación, si bien hemos tenido más peso los componentes originales: Noni, Alfredo y Alejandro. Ya desde el anterior disco no podíamos hacer frente a todos los arreglos y tuvimos que ampliar la banda. En este álbum, además, la complejidad sonora es mayor, de modo que mantenemos esta formación para que el directo sea fiable.

P.: ¿Qué influencias musicales se han colado en este álbum?
R.: Siempre hemos hablado de la influencia de los años sesenta en la composición y la mantenemos, creemos en esa base. Sin embargo, este disco incluye otros matices de música más actual. Artistas como The Whitest Boy Alive, James Yuill, Miike Snow, Animal Collective, Radio Dept, MGMT, Jeremy Messersmith, Javiera Mena y un largo etcétera se han colado en nuestra discoteca y han matizado nuestro sonido.

P.: Habéis grabado el disco en los Estudios Castle Oaks de Los Ángeles, ¿cómo surgió la idea de cruzar el charco?
R.: La verdad es que fue fruto de una casualidad. Íbamos a grabar en Motril, cerca de Granada, pero Sebastián tuvo un problema familiar y no podía ausentarse mucho tiempo de su casa en L.A. Para nosotros fue una gran experiencia y, sin lugar a dudas, el cambio, aunque fuera por causa mayor, fue todo un acierto. Cuando vas tan lejos de tu casa, y de tu zona de influencia artística, desaparecen muchos prejuicios y actúas con más naturalidad.

P.: En seis años y cuatro discos os habéis labrado un sonido propio y un éxito rotundo entre los miles de fieles que os siguen en toda la geografía española, ¿cómo se resume este triunfo de Lori Meyers?
R.: Lo único que hacemos es ir a muerte con nuestro proyecto, ante nuestra compañía de discos, ante el público, ante todo el mundo,… Creemos que teniendo seguridad en uno mismo y, sobre todo, mucho trabajo hace que, con un poco de suerte, te vaya bien. Nosotros damos gracias todos los días por ganarnos la vida con lo que nos gusta. Musicalmente creemos que el componente melódico de nuestro estilo llega a la gente, siempre fuimos muy fans de la melodía.

P.: Sois un grupo con etiqueta indie pero con contrato discográfico en una gran multinacional, ¿cómo se explica esto?
R.: Bueno, no hemos sido los primeros. Mantenemos la etiqueta indie por el hecho de haber editado los primeros discos en una compañía indie y por no coincidir nuestro estilo con los cánones actuales de música vendida por multinacionales. Si abordamos el término indie de manera literal, es decir, hecho por ti mismo, independiente de compañías, desde luego que no lo somos, ni al principio tampoco. Para nosotros ser indie hoy en día es ser honesto contigo mismo, lo demás son prejuicios. Por otro lado, tenemos muy claro que no somos un grupo de ‘noise’, que es lo que aquí en España suelen definir como música indie.

P.: En los inicios de vuestra carrera siempre tuvisteis la sombra comparativa de Los Planetas, ¿habéis madurado y superado esta semejanza?
R.: Hablando de noise… El primer disco lo grabamos en el Refugio Antiaéreo, propiedad de Los Planetas, y tenía bastante lazos en común con ellos. Sin embargo, ellos siempre fueron mucho más oscuros que nosotros. Entendemos alguna comparación en el primer disco pero, a partir de Hostal Pimodán, hay que tener bastante imaginación para compararnos.

P.: ¿Vuestros conciertos están llenos de canciones sencillas de aire retro, pero de melodías muy pegadizas?
R.: Es uno de nuestros sellos de identidad. Vivimos en la época de las canciones, y esa forma de hacerlas y su repercusión surgió a finales de los cincuenta y los sesenta. Nos gusta recuperar esa estética pero adaptada a estos tiempos. Aunque, ojo, tampoco creemos en el revival.

P.: ¿Cómo está funcionando Cuando el destino nos alcance en directo?
R.: Al principio nos costó un poco porque hay elementos novedosos en nuestro sonido. Tuvimos que actualizar nuestro backline con instrumentos nuevos como sintetizadores, módulos de samplers,… Desde mayo hemos tocado en multitud de salas y festivales. De momento los conciertos van muy bien y la gente responde. Creemos que hemos alcanzado un sonido equilibrado de banda, un show listo para abordar la gira de otoño.

P.: Granada es todo un semillero de grandes bandas y artistas nacionales: Miguel Ríos, 091, Lagartija Nick, Los Planetas, Lori Meyers,…, ¿qué ocurre en esta tierra para dar lugar a tanto músico?
R.: La tradición hace que haya un riego continuo de nuevas bandas. Por otro lado, es una ciudad universitaria muy viva y con mucha cultura de calle. Siempre ha sido un referente para la música española y así debería seguir siendo.

P.: Este año habéis estado presentes en la mayoría de los festivales de verano, ¿cuál ha sido hasta ahora el mejor para vosotros?
R.: Tenemos muy buenos recuerdos del Low Cost Festival en Benidorm, salimos al escenario de la plaza de toros ante más de 5000 personas y la gente respondió genial. Otro festival importante para nosotros ha sido el Sonorama, es la cuarta vez que vamos y nos sigue yendo fenomenal. Desde aquí mandamos un abrazo a Javi, su director, que nos cuida como a nadie.

P.: En algunos de estos festivales se ficha a Lori Meyers, que arrastran en muchas ocasiones a más público que los teóricos cabeza de cartel…
R.: Sucede con frecuencia, la verdad. Vivimos una buena época en la escena musical española, ya que existe un público mucho mayor que se fija en los artistas que comienzan y forjan su estilo y su carrera desde abajo. Y esto pasa hasta el punto de que en un concierto de Love of Lesbian, Vetusta Morla, Sidonie o Lori Meyers, en el que el cabeza de cartel sea The Raveonettes o Placebo, la gente disfruta más con los españoles. Eso no sucedía antes, o por lo menos, no tanto.

Entrevista: Óliver Yuste.

+ Info Lori Meyers:
Página web oficial.
MySpace.
Facebook.
Twitter.

+ Info gira de Otoño:
14 de septiembre – Campos de Fútbol de la Aldehuela – Fuenlabrada (Madrid).
17 de septiembre – Festival Ebrovisión – Miranda de Ebro (Burgos).
18 de septiembre – Cultura Club – Palma de Mallorca (Islas Baleares).
22 de septiembre – Recinto Ferial Santa Quiteria – Lorca (Murcia).
25 de septiembre – Camps Elisis – Lleida.

Lori Meyers – Mi Realidad
[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=2ssAbLzNECo&feature=related[/youtube]

Dejar respuesta