Condenados por el sueño americano

4
234

El pasado 22 de enero, Barack Obama tal como había prometido durante su campaña electoral firmó el cierre de la cárcel ilegal de Guantánamo, que se producirá en un año. Además, firmó otras órdenes que prohíben la tortura en los interrogatorios y suspenden los juicios durante cuatro meses, procesos llevados a cabo por tribunales militares imparciales.
Guantánamo fue creado en el 2002 bajo el mandato de George Bush para albergar a los denominados “enemigos combatientes”, es decir, supuestos terroristas pertenecientes a Al-Qaeda y el régimen talibán. La situación de los detenidos es denigrante: sufren maltratos, están aislados, no pueden recurrir a un abogado ni a un juicio justo, y no tienen ningún derecho humano. Guantánamo es un lugar alejado del derecho y la moral, un escenario que se asemeja a los campos de concentración de judíos.

Muchas naciones han criticado esta conducta por parte del Gobierno estadounidense y han presionado para que cesara. Pero el Estado norteamericano ha intentado tapar estos hechos, y se ha justificado diciendo que eran presos de guerra, terroristas peligrosos que merecen ese trato, pese a que ni siquiera se sabe si todos los detenidos son culpables o no.

Lo peor es que ésta no es la única prisión ilegal de tortura que hay creada por este país. Existen otras cárceles muy semejantes en San Diego y Bagram, y un número desconocido más que nos sorprendería saber. De los más de 700 detenidos que había en un principio en Guantánamo, en la actualidad se habla tan sólo de 250. ¿Dónde se encuentran los demás? Seguramente estén encerrados en otras de las muchas cárceles clandestinas que existen, pero parece ser que sólo se habla de la más conocida y de su cierre, como si por ello ya fueran a terminar las torturas que cometen los norteamericanos.

Un problema que se plantea es a dónde van a ir a parar los detenidos de esta prisión que sean declarados culpables por un juicio justo. Los países europeos consideran que es “un problema de EEUU”, pero es un tema que se está discutiendo, y algunos de ellos como Portugal o Alemania, ya han declarado que están dispuestos a acoger presos. La pregunta sería si éstos serán trasladados a cárceles legales donde se cumplen los derechos humanos o simplemente será un traslado de cárcel, es decir, un cambio de territorio, pero con las mismas condiciones.

Estados Unidos, una nación que lucha por la justicia y que criticó los campos de concentración en la Alemania nazi, tiene hoy en día el récord en creación de cárceles ilegales de tortura. Es un país que defiende la libertad atacándola y que lucha contra el terrorismo cometiendo crueldades aún peores. ¿Cuál es realmente el sueño americano? Quizá ese ideal de libertad, igualdad y prosperidad sea más bien un ideal de imperialismo y militarismo. Un sueño de poder sobre los demás. Quizá sea un país que nos guiña el ojo. Pero para apuntar mejor.

La etapa de Bush ha finalizado, y con ello se piensa que terminarán las barbaries estadounidenses. El nuevo presidente señaló al firmar las órdenes de cierre y fin de los maltratos que “EEUU tiene como intención proseguir la lucha contra el terrorismo” y que lo hará “de manera vigilante, efectiva y de acuerdo con nuestros valores y nuestros ideales”. Pero Obama sólo ha hablado de Guantánamo, y no ha hablado de las demás prisiones existentes. Así pues, esperemos que este buen comienzo del recién llegado presidente que prometió “el cambio” no se quede tan sólo en eso, y que no haya firmado el cierre de esta cárcel sólo por la presión recibida y por el hecho de ser la más conocida de todas las creadas por EEUU. Ojalá este aclamado ‘nuevo líder’ sea de verdad un defensor de la libertad, de los valores y de los derechos humanos, y no una imagen propagandística que nos guiña el ojo.

Fuente de la imagen:
http://4.bp.blogspot.com/

4 Comentarios

  1. Navegando por la HUELLA DIGITAL ,me ha llamado la atención el artículo (CONDENADOS POR EL SUEÑO AMERICANO) me parece muy positivo que haya chicas que se interesen por la justicia y la moral,creo que es un articulo bien expresado

  2. A mí el artículo me ha parecido muy bueno. No debe quedar en el olvido que, aunque parezca cercano el cierre de Guantánamo, aún queda mucho camino por recorrer. Y este escrito nos ayudará a recordarlo.

  3. Está muy bien que nos preocupemos por Guantánamo y las otras cárceles ilegales, así como por otros lugares en los que se violan los derechos humanos muy cerca de Guantánamo, como es el caso del régimen cubano y que a menudo se nos olvidan.

  4. “Dónde dije digo, digo Diego”.
    ¿Quién provocó el atentado del 11-S?
    E.E.U.U. A principios de los 90 un elitista estudiante y vigoroso político, que había recibido las mejores de las educaciones por Europa y el país de las barras y estrellas, llamado Bin Laden, fue co-financiado por dicho país para revelarse ante el poder imperialista reinante en Afganistan (que tenía otro nombre) y fundar una nueva nación tras el derrumbe de la U.R.S.S., provocando el golpe militar taliban al gobierno de aquella nación.
    Cómo consecuencia 11 años más tarde el gobierno norteamericano crea Guantánamo, entre otros, para encerrar y torturar a los “terroristas” (financiados por ellos, de ahí las comillas).

    Cuando cierren Guantánamo, abriran una Guantánamo2 en otro punto del planeta.

Dejar respuesta